+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Portal de Accesso

Intervención de la Senadora Ninfa Salinas Sada



Sen. Ninfa
Salinas Sada


Grupo Parlamentario del
Partido Verde Ecologista de México
Lista Nacional
Senadora Electa por Representación Proporcional Basado en el Capítulo II, Sección I Artículo 56
de la CPEUM
Suplente: Alma Lucía Arzaluz Alonso

Av Paseo de la Reforma No. 135, Hemiciclo Piso 3 Oficina 25, Col. Tabacalera, Alcaldía Cuauhtémoc, Cd. de México, C. P. 06030.

Tel: 01 (55) 53-45-30-00 Ext. 3151

E-mail: ninfa.salinas@senado.gob.mx

Integración en Comisiones.

Intervencion del día Martes 25 de octubre de 2016


Presentación de Iniciativa

INICIATIVAS


De la Sen. Ninfa Salinas Sada, del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, con proyecto de decreto por el que se expide la Ley General de Biodiversidad y se reforman diversas disposiciones de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente y se abroga la Ley General de Vida Silvestre.

Con su venia, señor Presidente.

Subo a esta tribuna para presentar la iniciativa de Ley General de Biodiversidad que es, sin duda, el instrumento normativo pendiente en nuestro  marco legal ambiental más importante.

De esta forma, México se sumará a los pocos países que ya cuentan con una ley específica sobre biodiversidad, como lo son: Costa Rica, Noruega, Japón y Sudáfrica.

Esto es relevante, porque al igual que el cambio climático, me parece que la conservación de la diversidad biológica es de interés común para toda la humanidad.

Así, a casi 25 años de celebrar la Cumbre de la Tierra, en la que México firmó el Convenio sobre Diversidad Biológica.

Por primera vez, este Congreso de la Unión cumplirá con la obligación de nuestro país de conservar y de aprovechar sustentablemente todas las formas de vida que hay en nuestro territorio.

Esta ley es necesaria porque actualmente la biodiversidad, no es un bien jurídicamente tutelado. A pesar de que existen diversos instrumentos normativos que regulan algunos aspectos de la biodiversidad, no se cuenta con una ley que regule en sus tres niveles: los genes, las especies y los ecosistemas.

El presente proyecto se remonta a 2014 y nace de una colaboración entre la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales del Senado que, tengo honor de presidir, y la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales. También así el Departamento del Desarrollo Sostenible de la OEA, cuyo objetivo fue evaluar los desafíos y las oportunidades existentes en el Marco Legal Ambiental y Federal Mexicano.

En dicho trabajo se identificó la necesidad de desarrollar un Marco Jurídico armónico y transversal, para la conservación y el uso sustentable de los recursos ambientales, así como la implementación, por supuesto, del protocolo de Nagoya, el cual México firmó en 2011, y ratificó en 2012.

Consecuentemente, durante el 2015 y el primer trimestre de 2016, se entrevistaron actores claves del sector ambiental pertenecientes al gobierno, a la sociedad civil, con el objeto de establecer la pertinencia de la elaborar una ley específica en materia de biodiversidad.

Dichas entrevistas se identificó la necesidad de elaborar una ley específica, principalmente por las siguientes razones:

Primero que nada, la necesidad de incorporación del Protocolo de Nagoya a la legislación mexicana, porque como ya he dicho, México ya ha ratificado el Protocolo.

Segundo. El fortalecimiento y actualización de las disposiciones de la Ley General de Vida Silvestre, para evitar, por supuesto, las duplicidades en el Marco Legal de la Biodiversidad, y se consideró que la Ley General de Vida Silvestre, deberá integrarse por completo a esta Ley General de Biodiversidad, propuesta, ya que está regula ya la biodiversidad de los niveles de especies y de ecosistemas.

Esto es una oportunidad para volver al espíritu de dicha ley, y con la experiencia adquirida desde su publicación, la iniciativa que se presenta es un documento  normativo poderoso, incluyente, y que nos ayudará a encarar los retos que en materia ambiental, alimentaria, económica y de desarrollo social, desafían hoy a nuestro país.

Tercero. La importancia de conservar la biodiversidad de nuestro país.

Como representantes del Poder Legislativo, el otorgar un instrumento normativo, como la Ley de Biodiversidad, es cumplir con la gran responsabilidad que conlleva a México, al ser un país mega diverso, ya que poseemos alrededor del 10% de la diversidad global de especies que se concentran hoy en nuestro territorio.

Además, está ley se proponen en un contexto en donde nuestra biodiversidad se ha visto amenazada por la pérdida y el deterioro de los hábitats a lo largo del territorio mexicano.

Los datos de pérdida de biodiversidad son preocupantes. Al menos 2 mil 600 especies de flora y fauna que habitan en el territorio nacional, se encuentran bajo una  categoría de riesgo, debido a la actividad humana.

También se han perdido 23 millones de hectáreas de selvas; 12 millones de hectáreas de bosques y cinco millones de hectáreas de matorrales.

La pérdida de la biodiversidad implica prescindir de servicios fundamentales como es la captación de agua, la purificación del aire y la capacidad de adaptación de los ecosistemas al cambio climático.

Así que, la moderación de las inundaciones, las sequías, las temperaturas extremas y la fuerza del viento son de los temas que hay que atender y, que serán, por supuesto atendidos dentro de la ley.

La pérdida de biodiversidad y de los servicios que nos prevé se traduce por supuesto en pérdida económica. Tenemos que entender que el aprovechamiento sustentable de capital natural se traduce en desarrollo económico y social para nuestro país.

Por ello, este proyecto reconoce la necesidad de la conservación de biodiversidad para garantizar que estos recursos estén disponibles a las futuras generaciones.

Asimismo, por la importancia del tema, solicito a la Mesa Directiva del Senado que el presente proyecto se pueda trabajar en conferencia con la comisiones correspondientes de la Cámara de Diputados para agilizar su dictamen, y que México pueda tener una postura responsable y de acción, sobre todo, frente a la COP que vamos a realizar aquí en  nuestro país en el mes de diciembre.

Honorable Asamblea: 

El capital natural y el desarrollo social y económico de nuestro país dependen en buena medida de las relaciones que decidamos guardar con nuestros entornos naturales.

Hablar de biodiversidad es hablar de vida, y ahí su importancia.

Los invito a que hagamos historia y que le demos a nuestro país la ley ambiental que realmente complementará nuestro marco legal ambiental, y sentará las bases institucionales para que sigamos siendo una nación rica en recursos naturales.

Por esto,  muchas gracias.