+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Portal de Accesso

Intervención del Senador Juan Manuel Fócil Pérez



Sen. Juan Manuel
Fócil Pérez


Grupo Parlamentario del
Partido de la Revolución Democrática
Tabasco
Senador Electo por el Principio de Primera Minoría
Suplente: Christian Gregorio Díaz Carrasco

Av Paseo de la Reforma No. 135, Hemiciclo Piso 5 Oficina 26, Col. Tabacalera, Alcaldía Cuauhtémoc, Cd. de México, C. P. 06030.

Tel: 01 (55) 5345 3000 Ext. 3850

E-mail: juan.focil@senado.gob.mx

Integración en Comisiones.

Intervencion del día Miércoles 11 de diciembre de 2019


Fundamentar el Dictamen

Dictámenes a Discusión y Votación

Proyecto de decreto por el que se adiciona la fracción X al artículo 31; un párrafo segundo al artículo 14; y un artículo 79 Bis de la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos.

El Senador Juan Manuel Fócil Pérez: Gracias, Presidenta. Con su permiso.

Saludo a todos los Senadores y Senadoras.

A nombre de la Comisión de Defensa, vengo a presentar este dictamen que a continuación doy lectura.

De acuerdo a lo dispuesto por el artículo 10, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, es un derecho de los habitantes poseer armas en su domicilio, ello con la finalidad de su seguridad y legítima defensa, conducta prevista por el Código Nacional de Procedimientos Penales como causa de justificación del delito, con excepción de las prohibidas por la Ley Federal y de las reservadas para el uso exclusivo de la fuerza armada permanente y los cuerpos de reserva.

Atendiendo a lo dispuesto por el segundo párrafo, del precitado artículo, la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos determinará los casos, condiciones, requisitos y lugares en los que se podrá autorizar a los habitantes la portación de armas.

El presente dictamen resalta la importancia de legislar por los datos mencionados por el Senador iniciante, quien destaca que la cantidad de armas que entran a territorio mexicano, que, sumadas a las que se producen por la Secretaría de la Defensa Nacional, se traducen en un universo amplísimo de armas dentro del país que difícilmente se restarían en su totalidad, lo que en consecuencia deriva en la posibilidad de que las armas que no se encuentran actualizadas por cuanto a la situación de quien las posee y su ubicación, podrían ser usadas como instrumentos en hechos ilícitos.

La Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos vigente dispone que toda persona que adquiera una o más armas está obligada a manifestarlo a la Secretaría de la Defensa Nacional por escrito, indicando diversos datos, sea servidor público, policía o civil, así como un único domicilio de residencia permanente.

Sin embargo, de acuerdo al Reglamento de la Ley, esto no implica reconocimiento alguno de propiedad y legitimidad de su posesión, ni licenciada de portación, ya que para la portación de armas fuera del domicilio se expiden licencias particulares y oficiales, únicamente se expide una constancia de registro.

Por cuanto a la obligación de informar el extravío, robo, destrucción, aseguramiento o decomiso de un arma que se posea o se porte, se indica que debe hacerse del conocimiento de la Secretaría de la Defensa Nacional, de acuerdo también a lo que indica el Reglamento de la ley, el cual dispone en su artículo 16 lo siguiente:

“Es obligatorio dar a conocer a la Secretaría el extravío, destrucción, robo o decomiso del arma que se poseyó dentro de los 30 días siguientes en que se conozca el hecho, adjuntando al escrito la constancia de registro del arma”.

Por lo que, de la lectura íntegra del texto, se observa que no brinda mayores datos o requisitos ni estipula la obligación de llevar un registro ordenado de las armas que se encuentran bajo esas cinco hipótesis para la Secretaría de la Defensa Nacional.

Se coincide con el iniciante por cuanto, a la obligación de realizar el reporte de aseguramiento, ya que, si en principio se necesitó la obtención de la licencia de propiedad o posesión, eso conlleva de manera implícita el conocimiento previo de las obligaciones que al contraer licencia vienen implícitas.

Sin embargo, la comisión no considera que un particular que adquirió un arma de buena fe, de manera oficial y que cumplió con todos y cada uno de los requisitos estipulados por la normatividad aplicable para obtenerla y que posteriormente, por una conducta no atribuible a su persona, como lo es el robo, omitió realizar el reporte, deba ser acreedor a una sanción consistente de una pena privativa de libertad.

Es por ello que el presente dictamen da una serie de puntos de vista en los cuales se salvaguardan los derechos humanos y se modifican algunos criterios de la iniciativa original en los preceptos jurídicos que a continuación se mencionan, y haciendo hincapié en que se preservó la esencia de la iniciativa.

En conclusión, lo que se está proponiendo por la Comisión de la Defensa es.

Uno. Que tenemos como ciudadanos obligación de reportar el extravío de las armas.

Dos. Que la Secretaría de la Defensa Nacional debe de llevar un registro de armas, así también como las que sean reportadas, extraviadas, robadas, destruidas, aseguradas o decomisadas.

Que será motivo de cancelación de licencias de portación de armas y además posibles sanciones cuando de manera dolosa no se reporten a la Secretaría de la Defensa Nacional estas cinco causales, que son: extravío, robo, destrucción, aseguramiento o decomiso de las armas.

Esto es básicamente lo que este dictamen de la Secretaría de la Defensa Nacional está proponiendo y queda para su análisis, discusión y votación, compañeras Senadoras y Senadores.

Muchas gracias.