+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Portal de Accesso

Gaceta del Senado



Efemérides


Del Sen. Jesús Casillas Romero, del Grupo Parlamentario del Partido Revolucionario Institucional, sobre la conmemoración del Día Internacional para la Reducción de los Desastres.


El término desastre natural hace referencia a las enormes pérdidas materiales y vidas humanas, ocasionadas por eventos o fenómenos naturales como los terremotos, tormentas, huracanes, inundaciones, tsunamis, deslizamientos de tierra, deforestación, contaminación ambiental y otros.

La lluvia, terremotos y hasta el viento, se convierten en desastre cuando superan un límite de normalidad. Lamentablemente algunos de los desastres cuentan entre sus causas o en sus agravantes, con la actividad humana que altera el medio ambiente, por ejemplo, el Calentamiento Global con eventos meteorológicos extremos.

Por ello los desastres naturales han aumentado en gran medida durante la última década, lo cual ha repercutido en un incremento significativo de las víctimas y de los daños materiales, especialmente en los países más pobres en los que las infraestructuras son menos sólidas, la densidad de población es elevada y la preparación ante las emergencias insuficientes.

Los fenómenos climáticos extremos provocan cada vez más víctimas y daños, debidos principalmente a las lluvias torrenciales, las crecidas, los fuertes vientos y las sequías prolongadas. Los desastres climáticos son cada vez más frecuentes. En la actualidad, aproximadamente el 70% de los desastres naturales están relacionados con el clima, el doble que hace 20 años, según la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Muestra de ello, es que nuestro país ha sido embestido por diversos eventos meteorológicos que salen de lo ordinario, con fuertes lluvias e inundaciones en algunos lados, contra fuertes sequias en otros.

Los desastres naturales escapan al control del hombre, sin embargo la preparación y prevención revisten un carácter de suma trascendencia al resultar capaces de reducir sus alcances en cuanto a pérdidas de vidas humanas y a hacer más efectiva la ayuda humanitaria.

Por ello que el 21 de diciembre de 2009, la Asamblea General de Naciones Unidas, mediante resolución 64/200 haya designado el día 13 de octubre de cada año como “Día Internacional para la Reducción de los Desastres”, a fin promover una cultura mundial de reducción de los desastres naturales que comprenda la prevención, la mitigación y la preparación. (Anteriormente conmemorado el segundo miércoles de octubre, desde 1989)

El tema elegido para este 2015 fue el “Conocimiento para la Vida” con el propósito de aumentar el grado de sensibilización sobre el uso del conocimiento y las prácticas tradicionales, indígenas y locales, a fin de complementar el conocimiento científico en la gestión del riesgo de desastres y destacar diversos enfoques para hacer partícipes a las comunidades locales y los pueblos indígenas en la Reducción del Riesgo de Desastres.

Es un día propicio, estimados compañeros legisladores, para reflexionar sobre la importancia de tomar conciencia de las medidas encaminadas a reducir los riesgos ante los desastres, el conocer los peligros propios del lugar en que habitamos, como las señales de alerta que la naturaleza misma pueda proporcionar para tomar las acciones tempranas para mitigar el impacto de los desastres, como una forma de complementar los medios preventivos que la ciencia y la tecnología nos provee.

El conocimiento, la prevención y la preparación son fundamentales, como también su transmisión de generación en generación, para que las futuras sean mejor preparadas en un mundo donde la amenaza de los eventos meteorológicos extremos es cada vez mas aguda.

Muchas gracias.

SENADOR JESÚS CASILLAS ROMERO

Dado en la Ciudad de México, a13 días del mes de octubrede 2015.