+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Portal de Accesso

Gaceta del Senado



Proposiciones

Estado Actual: Desechada Ficha Técnica

De la Sen. Iris Vianey Mendoza Mendoza, a nombre propio y de diversos Senadores, la que contiene punto de acuerdo que exhorta al Consejo de la Judicatura Federal a vigilar el debido y expedito cumplimiento de la sentencia de amparo decretada en favor de José Francisco Chavira Martínez, en el juicio de amparo del Juzgado Décimo Primero de Distrito del Décimo Noveno Circuito del estado Tamaulipas.

Se turnó a la Comisión de Justicia.


PROPOSICIÓN CON PUNTO DE ACUERDO PARA EXHORTAR AL CONSEJO DE LA JUDICATURA FEDERAL A QUE EN EL ÁMBITO DE SUS FACULTADES, VIGILE EL DEBIDO Y EXPEDITO CUMPLIMIENTO DE LA SENTENCIA DE AMPARO DECRETADA EN FAVOR DE JOSÉ FRANCISCO CHAVIRA MARTÍNEZ EN EL JUICIO DE AMPARO INDIRECTO 53/2012 DE LOS DEL JUZGADO DÉCIMO PRIMERO DE DISTRITO DEL DÉCIMO NOVENO CIRCUITO DEL ESTADO TAMAULIPAS.

Senadora IRIS VIANEY MENDOZA MENDOZA, Senadora Luz María Beristain Navarrete, Senador Raúl Morón Orozco, Senador Adán Augusto López Hernández, Senadora María Alejandra Barrales Magdaleno, Senadora Dolores Padierna Luna, Senador Armando Ríos Piter, Senador Alejandro de Jesús Encinas Rodríguez, integrantes del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, Senador Manuel Bartlett Díaz, Senadora Ana Gabriela Guevara Espinoza, Senadora Martha Palafox Gutiérrez, Senador Marco Antonio Blasquez Salinas, Senador David Monreal Ávila integrantes del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo, con fundamento en lo dispuesto en los artículos 71, fracción II, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; 116 de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos; 8, numeral 1, fracción II, 276 y demás aplicables del Reglamento del Senado de la República, presentamos ante esta Cámara de Senadores, Proposición con Punto de  Acuerdo, al tenor de las siguientes:

CONSIDERACIONES

Al término de una rueda de prensa efectuada por aspirantes del Partido de la Revolución Democrática al Senado de la República por el estado de Tamaulipas, el 5 de enero de 2012, elementos de la policía ministerial de aquella entidad detuvieron en forma arbitraria a uno de los precandidatos, José Francisco Chavira Martínez.

Empresario de reconocida solvencia, fundador de diversas instituciones de educación privada en las ciudades de Nuevo Laredo, Tampico, Ciudad Victoria, Reynosa y Altamira, José Francisco Chavira Martínez debe reputarse preso de conciencia en el estado de Tamaulipas.

En 1997, conforma el Movimiento de Resistencia Civil, “FRENTE UNIDO CIUDADANO”, para encausar legítimos reclamos ciudadanos en contra altos cobros de servicios básicos, inseguridad y corrupción de gobernadores y funcionarios del estado de Tamaulipas.

Como activista social, es miembro de la Caravana Internacional IFCO/ Pastores por la Paz y del Movimiento Mexicano de Solidaridad con Cuba, que promueven lazos de solidaridad entre México, Estados Unidos y Cuba, en el objetivo de brindar ayuda humanitaria y proseguir la lucha para romper el bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Washington en contra de la Isla.

Asimismo, forma parte de las organizaciones sociales Red Paisano México–USA, Carrera Antorcha Guadalupana México-Nueva York y del Congreso de Líderes Migrantes, en defensa de los derechos de los mexicanos en los Estados Unidos.

La detención ilegal de José Francisco Chavira Martínez pretende fundarse en una falsa denuncia formulada por el señor Jorge Osvaldo Valdés Vargas desde el 20 de marzo de 2008, por los presuntos delitos de privación ilegal de la libertad, robo de vehículo, robo con violencia y lesiones.

En realidad, su detención se maquinó para frustrar su aspiración política de ser electo senador de la República.

Sin existir elemento probatorio a alguno que acreditara la existencia de los delitos que se imputan a José Francisco Chavira Martínez, la averiguación previa 159/2008 se mandó al archivo de la respectiva agencia investigadora, desde el mismo año de 2008.

Sin embargo, ante su registro como precandidato del Partido de la Revolución Democrática y la posibilidad de que fuera elegido senador de la República por su enorme arraigo social, desplazando en las preferencias electorales a los candidatos del Partido Revolucionario Institucional, en forma inmediata, por motivaciones absolutamente políticas, por instrucciones del Ejecutivo del estado de Tamaulipas, se reactivo en forma inmediata la averiguación previa. Y sin que se hubiesen aportado nuevas pruebas para acreditar el cuerpo del delito y la presunta responsabilidad en la comisión de los ilícitos que se le imputan, se ejercitó acción penal en su contra.

Además de que en forma displicente, el Juez Segundo de lo Penal del Primer Distrito Judicial en Ciudad Victoria, Tamaulipas, dentro de la causa penal número 216/2011, obsequió la correspondiente orden de aprehensión y, posteriormente, decretó auto de formal prisión.

Es patente que ni de las declaraciones de los  denunciantes ni de los demás elementos que sirven de base al sumario penal, se desprende siquiera imputación alguna en contra de José Francisco Chavira Martínez.

José Francisco Chavira Martínez es inocente y su detención y enjuiciamiento tienen sólo una motivación política. La Procuraduría de Justicia del Estado de Tamaulipas tuvo más de tres años para integrar la averiguación y consignarla al juez penal, lo cual no hizo porque de la averiguación previa no se derivan elementos de convicción que hagan presumir siquiera su responsabilidad en los hechos que se le imputan.

El mismo propietario del vehículo presuntamente objeto del robo y los mismos supuestos testigos de cargo negaron expresamente la participación de José Francisco Chavira Martínez en la comisión de los hechos.

En estas circunstancias, el auto de formal prisión decretado en contra de José Francisco Chavira Martínez fue declarado inconstitucional por el Juez Décimo Primero de Distrito del Décimo Noveno Circuito del Estado Tamaulipas, al resolver el juicio de amparo indirecto 53/2012, confirmando que en el proceso de origen no existen datos probatorios suficientes que hagan probable la responsabilidad del quejoso.

La concesión del amparo debió tener por efecto legal inmediato dictar un auto de libertad por falta de elementos para procesar y la excarcelación inmediata del indiciado. No obstante, José Francisco Chavira Martínez permanece preso, porque mostrando una desmedida obstinación a la arbitrariedad, el Ministerio Público interpuso recurso revisión en contra de la sentencia de amparo, con el único objetivo de mantenerlo recluido, a pesar de no tener y ni haber presentado nuevas pruebas.

Situación que se agrava por el injustificado retardo en la resolución del recurso de revisión que se tramita bajo el expediente número 127/2012 ante el Primer Tribunal Colegiado en Materias Penal y de Trabajo del Décimo Noveno Circuito en el Estado de Tamaulipas.

Indudablemente que la detención y sujeción a proceso de Francisco Chavira Martínez fue una maniobra política del Gobierno local para sacarlo de la contienda electoral.

Para los intereses del Ejecutivo del estado de Tamaulipas, la candidatura de Francisco Chavira Martínez, de amplia base social, representaba un riesgo electoral, en cuanto que los candidatos del partido en el poder en aquella entidad sufrían un fuerte cuestionamiento social.

El hecho que la infundada detención se dé precisamente en la coyuntura electoral, hace evidente se trata de un ardid político, en la intención del Gobierno del estado de Tamaulipas de entrometerse en la vida interna de los partidos políticos.

Del mismo modo, subyace el indebido propósito del Gobierno del estado de Tamaulipas de escarmiento, de advertencia para que Francisco Chavira modifique su actitud crítica hacia el sistema y los vicios que de él derivan.  Y es que Francisco Chavira se ha caracterizado por ser un líder probo, de crítica clara y contundente cuando se trata de opinar sobre los graves problemas de corrupción y de inseguridad que se dan actualmente es esa entidad federativa.

La acusación en su contra busca inhibir sus actividades como líder social y actor político importante de un partido de oposición. También influir en la vida interna de un partido político de oposición.

Indudablemente que el señor José Francisco Chavira Martínez debe considerarse preso de conciencia, porque además no existir prueba alguna para demostrar su responsabilidad en la comisión de los delitos que se le imputan, su detención tiene como única motivación su actividad como líder social y actor de un partido político de oposición en el estado de Tamaulipas.

Como legisladores no podemos permanecer indiferentes frente al injusto encarcelamiento de un líder político defensor de causas sociales legítimas.

Por el contrario, como representantes populares, nos corresponde exigir la libertad incondicional inmediata de quien con su lucha ha contribuido a que exista mayor justicia social en México.

Como representantes populares, tampoco debemos permitir la intromisión del Gobierno de una entidad federativa en los procesos electorales y en la vida interna de los partidos políticos.

Cualquier intrusión del poder constituido en la vida de los partidos políticos o en los procesos electorales se traduce en una merma en el mecanismo de la representación política y pone en peligro el correcto funcionamiento de nuestro Estado democrático de derecho.

En vista de los hechos y consideraciones anteriores, y con fundamento en lo dispuesto en las disposiciones señaladas, someto a consideración de esta Soberanía, el siguiente Punto de Acuerdo:

Primero: Con estricto respeto al principio de división de poderes, la Cámara de Senadores del Honorable Congreso de la Unión exhorta al Consejo de la Judicatura Federal a que en el ámbito de sus facultades, vigile la pronta y expedita resolución del Recurso de Revisión que se tramita bajo el expediente número 127/2012 de los del Primer Tribunal Colegiado en Materias Penal y de Trabajo del Décimo Noveno Circuito en el Estado de Tamaulipas.

Segundo.- Con estricto respeto al principio de división de poderes, la Cámara de Senadores del Honorable Congreso de la Unión exhorta al Consejo de la Judicatura Federal a que en el ámbito de sus facultades, vigile el debido y expedito cumplimiento de la sentencia de amparo decretada en favor de José Francisco Chavira Martínez en el Juicio de Amparo Indirecto 53/2012 de los del Juzgado Décimo Primero de Distrito del Décimo Noveno Circuito del estado Tamaulipas.

Salón de Sesiones de la Cámara de Senadores del Honorable Congreso de la Unión a los doce días del mes de septiembre de dos mil doce.