+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Portal de Accesso

Gaceta de la Comisión Permanente



Proposiciones de Ciudadanos Legisladores

Estado Actual: Cámara de Diputados Ficha Técnica

De la Dip. Lilia Villafuerte Zavala, con punto de acuerdo que exhorta a los titulares de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural; de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales; a la Comisión Federal para la Protección de Riesgos Sanitarios; y a la Comisión para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad, a fin de dar atención prioritaria al desarrollo de una Norma Oficial Mexicana que prohíba el uso de los insecticidas neonicotinoides en el sector agroindustrial.

Se dio turno directo a la Tercera Comisión.


PUNTO DE ACUERDO POR EL QUE SE EXHORTA RESPETUOSAMENTE A LOS TITULARES DE LA SECRETARÍA DE AGRICULTURA Y DESARROLLO RURAL, LA SECRETARÍA DE MEDIO AMBIENTE Y RECURSOS NATURALES, A LA COMISIÓN FEDERAL PARA LA PROTECCIÓN DE RIESGOS SANITARIOS, Y A LA COMISIÓN PARA EL CONOCIMIENTO Y USO DE LA BIODIVERSIDAD, A FIN DE DAR ATENCIÓN PRIORITARIA AL DESARROLLO DE UNA NORMA OFICIAL MEXICANA QUE PROHIBA EL USO DE LOS INSECTICIDAS NEONICOTINOIDES EN EL SECTOR AGROINDUSTRIAL.

La suscrita, LILIA VILLAFUERTE ZAVALA diputada federal sin partido de la LXIV Legislatura, con fundamento en los artículos 58, 59 y 60 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, somete a consideración del Pleno de esta Comisión Permanente la siguiente Proposición con Punto de Acuerdo, al tenor de las siguientes:

CONSIDERACIONES

Desde hace aproximadamente tres décadas, las abejas están desapareciendo. En México, el sector apícola se ha visto gravemente afectado por el fenómeno denominado como Síndrome del Colapso de las Colonias, el cual se caracteriza por el abandono de los panales por las abejas obreras o la muerte masiva de estas. Si bien, es cierto que diversos factores pueden contribuir en este fenómeno, el uso no regulado de plaguicidas en diversos cultivos agrícola también es un factor determinante, aunque hasta hace poco no se había identificado al componente químico responsable de esta alarmante pérdida de fauna polinizadora.

De acuerdo a una investigación liderada por Lars Straub en la Universidad de Berna y publicada en la revista Proceedings of the Royal Society B, la causa de la desaparición de las abejas podría estar en los insecticidas con neonicotinoides. El pesticida más utilizado del mundo funciona como un anticonceptivo para las abejas, disminuyendo en casi un 40% el esperma bueno de los machos. Además, los pesticidas neonicotinoides acortan la vida de los zánganos en hasta un tercio.

Pese a que aún no se cuenta con estadísticas oficiales del número de apiarios afectados, impactos en los ecosistemas cercanos, cada vez se tiene un mayor registro mediático que reportan la detección de millones de cadáveres de abejas. En el caso de la Comarca Lagunera, región comprendida por 5 municipios de Coahuila y 10 de Durango, se ha reportado pérdidas promedio del 49% de colmenas desde finales de 2015 a inicios del año 2016, de 6 mil 256 colmenas sobrevivieron alrededor de 3 mil 190, los apicultores relacionan la pérdida de colmenas a las aspersiones de plaguicidas aplicados a los cultivos de sorgo.

Se trata de un proceso de concientización, pero también de acción, para lo cual es necesario enfatizar el papel de las abejas como especie vital para el ser humano. Según datos proporcionados por la Organización de las Naciones Unidas, las abejas polinizan hasta 170,000 especies de plantas; 235,000 y 577,000 millones de dólares de producción anual de alimentos a nivel mundial depende de la ayuda de los polinizadores; y de las 100 especies de cultivos que proporcionan el 90% de los alimentos del mundo, más de 70 son polinizados por las abejas.

Una de las investigaciones realizadas por el Centro de Investigaciones en Ecosistemas, de la Universidad Nacional Autónoma de México, en 2017 llevó a cabo el Informe Final del proyecto “Evaluación de los impactos del cambio climático en polinizadores y sus consecuencias potenciales en el sector agrícola en México”, el cual concluye, entre otras cosas, la gran relevancia que tienen los polinizadores en la conservación de los cultivos en México, donde las abejas juegan todavía un papel importante en la polinización de diferentes especies vegetales, y la otra, es respecto a los factores que están dañando su desarrollo, siendo además del cambio climático, el uso de cierto tipo de plaguicidas.

En el marco de la reinstalación del Frente Parlamentario Contra el Hambre de América Latina y el Caribe, Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el 75% de los cultivos alimentarios a nivel global dependen de la polinización por insectos y otros animales; es decir, que no es posible diseñar una estrategia para erradicar la malnutrición y el hambre en el mundo, si no se procura un sistema de producción sostenible de alimentos que atienda a todos los elementos ecosistémicos que convergen en la industria alimentaria, no podrá concebirse el logro de dichos objetivos, y la posible extinción de los polinizadores, entre ellos las abejas, no sólo será un factor determinante, sino la antesala a un escenario de pobreza, hambre y muerte.

Los modelos neoliberales de macroproducción de alimentos, han llevado a nuestro planeta a un punto crítico, en el que no solo estamos enfrentando la sexta extinción masiva de especies, sino también, la inhabitabilidad de millones de hectáreas de territorio, y con ello la migración masiva de refugiados climáticos en condiciones de pobreza extrema, detonando con ello grandes crisis sociales y económicas, que países como el nuestro, no estamos preparados para enfrentar.

De manera que, resulta urgente e imprescindible, el establecer una norma que bajo el amparo del Principio de Precaución descrito en la Declaración de Río de Janeiro de 1992, aún pese a la falta de evidencia científica que permita atribuir el uso de este tipo de plaguicidas en la industria agroalimentaria y de producción de agroquímicos a la muerte de millones de abejas en nuestro país en los últimos 30 años, se restrinja su producción y uso en nuestro país, retomando la experiencia de los países de la Unión Europea que han decidido emprender acciones para reducir la gravedad de los efectos de la degradación ambiental.

Por lo anteriormente expuesto se somete a su consideración la siguiente proposición con punto de:

ACUERDO

PRIMERO. Se exhorta a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural a llevar a cabo una comunicación de riesgo con el sector apícola, como medida de emergencia para los daños ocasionados por plaguicidas nocivos para la salud de las abejas, teniendo como objetivo prevenir el abandono de colmenas y su alto índice de mortandad. De igual forma a que implemente las medidas y acciones contempladas tanto en el Manual de Buenas Prácticas de Producción de Miel para contrarrestar los riesgos ocasionados por el uso de agroquímicos, como en las Guías y Directrices de la FAO en materia de plaguicidas.

Segundo.- Se exhorta a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios,  a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, y a la Comisión Nacional para el Uso y Conocimiento de la Biodiversidad a desarrollar y redactar una Norma Oficial Mexicana que permita regular, o en su caso prohibir el uso en el sector agroindustrial de los neonicotinoides y todo aquel plaguicida que por sustento científico sea evidenciado como tóxico para los polinizadores. Asimismo a regular e implementar una eficiente vigilancia de cualquier plaguicida que por sus mecanismos de toxicidad dañen la salud de la abeja.

Dado en el Palacio Legislativo de San Lázaro,

 a los 30 días del mes de julio del 2019

SUSCRIBE

LILIA VILLAFUERTE ZAVALA