Senado de la República.
Sesión Plenaria.
Domingo 19 de noviembre de 2017
    
    

Última actualización: octubre 2017
Última revisión: octubre 2017

Sesión Plenaria - Versión Estenográfica

SESIÓN ORDINARIA DE LA H. CÁMARA DE SENADORES,
CELEBRADA EL JUEVES 3 DE NOVIEMBRE DE 2016.

PRESIDENCIA DEL SENADOR
PABLO ESCUDERO MORALES

ÍNDICE

ORDEN DEL DÍA

ACTA DE LA SESIÓN ANTERIOR

COMUNICACIONES DE CIUDADANOS SENADORES

Una, del Senador Isidro Pedraza Chávez, con la que remite el Informe de la reunión con organizaciones nacionales campesinas, celebrada en la sede del Senado de la República el 27 de octubre de 2016

Una, de la Senadora María Elena Barrera Tapia, con la que remite el informe de sus actividades durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre la Vivienda y el Desarrollo Urbano Sostenible, Hábitat III, que se llevó a cabo en Quito, Ecuador, del 17 al 20 de octubre de 2016

Una, del Senador Raúl Aarón Pozos Lanz, con la que remite el Informe de sus actividades legislativas, correspondiente al Primer Año de Ejercicio de la LXIII Legislatura

ACUERDOS DE LA JUNTA DE COORDINACIÓN POLÍTICA

Uno, por el que se modifica la integración de comisiones del Senado

Uno, por el que se designa a los integrantes del Comité Técnico del Contrato de Fideicomiso de Inversión y Administración No. 1705 “Para apoyar la Construcción y Equipamiento del Nuevo Recinto de la Cámara de Senadores, para el periodo del 1º de septiembre de 2016 al 31 de agosto de 2017”

COMUNICACIONES Y CORRESPONDENCIA
PODER EJECUTIVO FEDERAL
SECRETARÍA DE GOBERNACIÓN

Oficio con el que remite solicitud de autorización para que elementos de la Armada de México participen en la Exposición y Conferencia Internacional Marítima y Naval para América Latina “EXPONAVAL CHILE 2016”, que se llevará a cabo del 29 de noviembre al 2 de diciembre de 2016, en la ciudad de Valparaíso, Chile

Oficio con el que remite el Informe de la Visita del ciudadano Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Lic. Enrique Peña Nieto, al Estado de Israel para asistir a la Ceremonia Oficial para Jefes de Estado y de Gobierno, con motivo de las exequias del expresidente Shimon Peres, el 29 y 30 de septiembre de 2016

SECRETARÍA DE HACIENDA Y CRÉDITO PÚBLICO

Oficio con el que remite los informes trimestrales sobre los ingresos obtenidos, la ejecución del presupuesto, la situación económica, las finanzas públicas y la deuda pública correspondientes al tercer trimestre de 2016. Adicionalmente, incluye la información relativa a los montos de endeudamiento interno neto, el canje o refinanciamiento de obligaciones del Erario Federal y el costo total de las emisiones de deuda interna y externa correspondientes al mes de septiembre de 2016; asimismo, informa sobre la recaudación federal participable que sirvió de base para el cálculo del pago de las participaciones a las entidades federativas, así como el pago de las mismas; y adjunta la información por la cual se dan a conocer los conceptos que integran la intermediación financiera, así como la relativa a las instituciones de banca de desarrollo y la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero

COMISIÓN FEDERAL DE COMPETENCIA ECONÓMICA

Oficio con el que remite su Tercer Informe Trimestral correspondiente al período del 1 de julio al 30 de septiembre de 2016

INSTITUTO DEL FONDO NACIONAL DE LA VIVIENDA PARA LOS TRABAJADORES

Oficio con el que remite su Informe sobre la situación financiera, patrimonial y operativa al cierre de 2015

CÁMARA DE DIPUTADOS

Oficio con el que remite proyecto de decreto por el que se adiciona un segundo párrafo al artículo 87 de la Ley General de Salud

Oficio con el que remite proyecto de decreto por el que se establecen las características de una moneda conmemorativa del Quincuagésimo Aniversario de la Aplicación del Plan DN-III-E

Oficio con el que remite proyecto de decreto por el que se reforma la fracción IV del artículo 31 de la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública

LA MESA DIRECTIVA SUSCRIBE UN ACUERDO EN RELACIÓN CON LA CONCLUSIÓN DE ASUNTOS QUE NO HAN RECIBIDO DICTAMEN

COMISIÓN DE ADMINISTRACIÓN DE LA CÁMARA DE SENADORES

Proyecto de presupuesto de dietas, honorarios, sueldos y gastos de la Cámara de Senadores para el mes de noviembre de 2016

Informe del presupuesto ejercido por la Cámara de Senadores al mes de septiembre de 2016.

ACUERDO DE LA JUNTA DE COORDINACIÓN POLÍTICA

Por el que el Senador José Marco Antonio Olvera Acevedo sustituye al Senador Raúl Cervantes Andrade como miembro de la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México

VOTACIÓN

COMPARECENCIA DE LA MAESTRA CLAUDIA RUIZ MASSIEU SALINAS, TITULAR DE LA SECRETARÍA DE RELACIONES EXTERIORES CON MOTIVO DEL CUARTO INFORME DE GOBIERNO

MENSAJE INICIAL
Maestra Claudia Ruiz Massieu Salinas

POSICIONAMIENTO DE LOS GRUPOS PARLAMENTARIOS
Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo
Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México
Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática
Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional
Grupo Parlamentario del Partido Revolucionario Institucional

INTERVENCIONES
Senador Manuel Cárdenas Fonseca
Senadora Martha Angélica Tagle Martínez
Senadora Ana Gabriela Guevara Espinoza
Senadora Layda Sansores San Román
Senador Juan Gerardo Flores Ramírez
Senador Rabindranath Salazar Solorio
Senadora Laura Angélica Rojas Hernández
Senador Teófilo Torres Corzo
Senadora Angélica de la Peña Gómez
Senadora María del Rocío Pineda Gochi
Senador Humberto Domingo Mayans Canabal
Senadora Gabriela Cuevas Barrón
Senadora Angélica del Rosario Araujo Lara
Senadora Sylvia Leticia Martínez Elizondo
Senadora Lucero Saldaña Pérez
Senador Óscar Román Rosas González

MENSAJE FINAL
Maestra Claudia Ruiz Massieu Salinas

ACUERDOS DE LA JUNTA DE COORDINACIÓN POLÍTICA

Uno, por el que se integran las preguntas realizadas por el pleno al Presidente de los Estados Unidos Mexicanos con motivo del Cuarto Informe de Gobierno

Uno, por el que se modifica la integración de Comisiones

AMPLIACIONES DE TURNO..

INICIATIVAS, PROPOSICIONES Y EFEMÉRIDES

CITA


SESIÓN ORDINARIA DE LA H. CÁMARA DE SENADORES,
CELEBRADA EL JUEVES 3 DE NOVIEMBRE DE 2016.

PRESIDENCIA DEL SENADOR
PABLO ESCUDERO MORALES

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales (11:35 horas): Solicito a la Secretaría informe a la Asamblea el resultado del cómputo de asistencia de los señores Senadores.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Honorable Asamblea, conforme al registro de asistencia, se han acreditado 78 ciudadanas y ciudadanos Senadores.

En consecuencia, hay quórum, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Se abre la sesión del jueves 3 de noviembre correspondiente al Primer Período Ordinario de Sesiones del Segundo Año de Ejercicio de la LXIII Legislatura.

El orden del día está disponible en el monitor de sus escaños, con lo cual se informa de los asuntos que corresponden a la agenda del día de hoy.

El acta de la sesión anterior se encuentra publicada en el Gaceta de este día.

En consecuencia, consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si se aprueba el acta referida.

Quienes estén porque se apruebe, favor de levantar la mano.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque no se apruebe, sírvanse manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobada el acta, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Se recibieron las siguientes comunicaciones:

Una, del Senador Isidro Pedraza Chávez, en la que se remite el informe de la reunión de organizaciones nacionales campesinas, celebrada en la sede del Senado de la República el 27 de octubre del 2016.

Una, de la Senadora María Elena Barrera Tapia, con el que remite su informe de actividades durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre la Vivienda y el Desarrollo Urbano Sostenible, Hábitat III, que se llevó a cabo en Quito, Ecuador, del 17 al 20 de octubre del 2016.

Y una, del Senador Raúl Aarón Pozos Lanz, con el que remite su informe de actividades legislativas correspondiente al Primer Año del Ejercicio de la actual Legislatura.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias.

La Asamblea ha quedado debidamente enterada.

Recibimos de la Mesa Directiva un acuerdo que suscriben los integrantes de la Junta de Coordinación Política, por el que se modifica la integración de comisiones en el Senado.

El acuerdo está publicado en la Gaceta, por lo que solicito a la Secretaría dé cuenta de sus puntos resolutivos.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Doy lectura, señor Presidente.

Acuerdo.

Único.- Se designa al Senador Roberto Gil Zuarth, del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional, Presidente de la Comisión Especial para el Diagnóstico y Reflexión sobre el texto que conforma la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente Pablo Escudero Morales: Se encuentra a discusión.

Consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo presentado.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo en comento.

Quienes estén porque se apruebe, favor de manifestarlo.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque se rechace, sírvanse manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobado el acuerdo, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Aprobado el acuerdo por el que se modifica la integración del comisiones.

Comuníquese.

También recibimos un acuerdo de la Junta de Coordinación Política por el que se designan a los integrantes del Comité Técnico del Contrato del Fideicomiso de Inversión y Administración No. 1705 “Para apoyar la Construcción y Equipamiento del Nuevo Recinto de la Cámara de Senadores, para el período del 1º de septiembre de 2016 al 31 de agosto del 2017”.

El acuerdo está publicado en la Gaceta, en consecuencia, solicito a la Secretaría dé cuenta de sus resolutivos únicamente.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Doy lectura, señor Presidente.

Acuerdo.

Único.- El Comité Técnico del Contrato del Fideicomiso de Inversión y Administración No.  1705 “Para apoyar la Construcción y Equipamiento del Nuevo Recinto de la Cámara de Senadores, para el período del 1º de septiembre del 2016 al 31 de agosto del 2017”, queda integrado de la siguiente manera:

Senador Raúl Aarón Pozos Lanz, Presidente.

Senador Jorge Luis Lavalle Maury, integrante.

Senadora Luis María Beristain Navarrete, integrante.

Senador Carlos Alberto Puente Salas, integrante.

Senador David Monreal Ávila, integrante.

Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Se encuentra a discusión.

Consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo presentado.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo en comento.

Quienes estén porque se apruebe, favor de manifestarlo.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque se rechace, favor de manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobado el acuerdo, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Aprobado el acuerdo por el que se designa a los integrantes del Comité Técnico del Contrato del Fideicomiso de Inversión y Administración número 1705 “Para apoyar la Construcción y Equipamiento del Nuevo Recinto de la Cámara de los Senadores para el período del 1º de septiembre del 2016 al 31 de agosto del 2017”.

Comuníquese.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Se recibió un oficio de la Secretaría de Gobernación con solicitud de autorización para que elementos de la Armada de México participen en la Exposición y Conferencia Internacional Marítima y Naval para América Latina “EXPONAL CHILE 2016”, que se llevará a cabo del 29 de noviembre al 2 de diciembre 2016 en la Ciudad de Valparaíso, Chile.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Túrnese a la Comisiones Unidas de Relaciones Exteriores y de Marina, para su análisis y dictamen correspondiente.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: También de la Secretaría de Gobernación se recibió un oficio con el Informe de la visita del ciudadano Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, licenciado Enrique Peña Nieto, al Estado de Israel, para asistir a la Ceremonia Oficial para Jefes de Estado y Gobierno con motivo de las exequias del expresidente Shimon Peres, el 29 y 30 de septiembre del 2016.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: La Asamblea ha quedado enterada.

Remítase copia de la documentación a las comisiones de Relaciones Exteriores y de Relaciones Exteriores, Asia-Pacífico.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Se recibió un oficio de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público con el que se remiten los informes trimestrales sobre los ingresos objetivos, la ejecución del presupuesto, la situación económica, las finanzas públicas y la deuda pública correspondientes al tercer trimestre de 2016. Adicionalmente, incluye la información relativa a los montos de endeudamiento interno neto, el canje o refinanciamiento de las obligaciones del Erario Federal y el costo total de las emisiones de deuda interna y externa, correspondientes al mes de septiembre de 2016; asimismo, informa sobre la recaudación federal participable que sirvió de base para el cálculo del pago de las participaciones a las entidades federativas, así como el pago de las mismas y adjunta la información por la cual se dan a conocer los conceptos que integran la intermediación financiera, así como las relativas a las instituciones de banca de desarrollo y la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Remítase dicha documenta a la Comisión de Hacienda y Crédito Público.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Se recibió un oficio de la Comisión Federal de Competencia Económica con un Tercer Informe Trimestral correspondiente al período del 1° de julio al 30 de septiembre de 2016.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Remítase la información referida a la Comisión de Comercio y Fomento Industrial.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Se recibió un oficio del Instituto del Fondo Nacional de Vivienda para los Trabajadores con su Informe sobre la situación financiera patrimonial y operativa al cierre de 2015.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Remítase dicho Informe a la Comisión de Vivienda.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Se recibió de la Cámara de Diputados un proyecto de decreto por el que se adiciona un segundo párrafo al artículo 87 de la Ley General de Salud.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Túrnese a las comisiones de Salud y de Estudios Legislativos.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: También de la Cámara de Diputados se recibió un proyecto de decreto por el que se establecen las características de una moneda conmemorativa al Quincuagésimo Aniversario de la Aplicación del Plan DN-III-E.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Túrnese a las Comisiones Unidas de Hacienda y Crédito Público y de Estudios Legislativos, Primera.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Asimismo, la Colegisladora nos remite un proyecto de decreto por el que se reforma la fracción IV del artículo 31 de la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Túrnese a las Comisiones Unidas de Seguridad Pública y de Estudios Legislativos, Segunda.

Compañeros Senadores:

Como es de su conocimiento, el artículo 219 del Reglamento del Senado establece el procedimiento para que la Cámara pueda asignar un trámite de conclusión exclusivamente a las iniciativas de Senadores que están pendientes de dictamen.

Para formalizar la aplicación de este procedimiento, la Mesa Directiva suscribió un acuerdo en relación con la conclusión de asuntos que no han recibido dictamen.

Está disponible en el monitor de sus escaños, por lo que solicito a la Secretaría dé lectura sólo a los puntos resolutivos.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Doy lectura.

Acuerdo

Primero.- De las iniciativas de Senadores que no han recibido dictamen y que hasta el 30 de abril del 2016 se encontraban en comisiones, la Cámara de Senadores mantendrá un total de 1404 iniciativas, que se describen en el ANEXO No. 1, que forma parte del presente acuerdo debido a que los grupos parlamentarios y las comisiones han manifestado su interés para que continúen en su proceso de análisis y dictamen.

Segundo.- A las 1404 iniciativas que se incluyan en el ANEXO No. 1 se les aplicarán las disposiciones del Reglamento del Senado en lo que se refiere a los plazos para la emisión de dictámenes y, en su caso, la discusión y votación ante el Pleno.

Los plazos para dictamen empezarán a correr a partir de la fecha de aprobación del presente acuerdo y la respectiva notificación que se haga a comisiones.

La Mesa Directiva observará el cumplimiento de los plazos a los que se refiere el Capítulo Sexto del Título Séptimo del Reglamento del Senado, para el dictamen de dichas iniciativas.

Tercero.- La Mesa Directiva comunicará formalmente a las comisiones la relación de iniciativas a que se refieren los puntos primero y segundo de este acuerdo, a fin de que queden notificadas y presenten el respectivo dictamen.

Cuarto.- Las iniciativas que no fueron consideradas en las respuestas de las comisiones o de los grupos parlamentarios a la consulta para continuar su proceso de análisis y dictamen y que conforman un total de 232 proyectos que se describen en el ANEXO No. 2, que también forman parte del presente acuerdo, se tendrán como concluidas en su trámite procesal y se remitirán al Archivo Histórico y Memoria Legislativa del Senado de la República.

Quinto.- El derecho de los Senadores para presentar iniciativas de su  interés queda a salvo por la garantía de los artículos 71 y 72 constitucionales.

Es cuanto señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias. Se encuentra a discusión.

Consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo presentado.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse al acuerdo en comento.

Quienes estén porque se apruebe, favor de levantar la mano.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque se rechace, favor de manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobado el acuerdo, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Aprobado el acuerdo para dar cumplimiento al artículo 219 del Reglamento del Senado para la conclusión de los asuntos que no han recibido dictamen. 

Comuníquese.

Publíquese en la Gaceta los contenidos de los anexos a que se refiere el presente acuerdo, para que se conozcan las iniciativas que se mantendrán en comisiones y las que se declaran concluidas en su trámite.

Solicito a la Secretaría dé cuenta con la documentación que nos remite la Comisión de Administración del Senado.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Para los efectos de los artículos 66, inciso g) y 99 de la Ley Orgánica del Congreso General, se recibió de la Comisión de Administración del Senado, el Proyecto de Presupuesto, Dietas, Honorarios, Sueldos y  Gastos para el mes de noviembre del año en curso. 

Doy Lectura.

(Leyó. Insértese)

Es todo, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias.

Se encuentra a discusión.

Consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el proyecto en comento.

Quienes estén por la afirmativa, favor de manifestarlo.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque se rechace, favor de manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobado el presupuesto, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Aprobado el presupuesto de la Cámara de Senadores para el mes de noviembre del año en curso.

Pasamos al siguiente asunto.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Para efectos del artículo 99 de la Ley Orgánica del Congreso General, también se recibió de la Comisión de Administración, el Informe del Presupuesto Ejercido al mes de septiembre de 2016.

Doy cuenta, si me lo permite.

(Leyó. Insértese)

Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Esta Asamblea ha quedado debidamente enterada.

Compañeros Senadores:

La Junta de Coordinación Política remitió un acuerdo con la propuesta de designación del Senador José Marco Antonio Olvera Acevedo, como Diputado Constituyente de la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México, para sustituir al Senador Raúl Cervantes Andrade.

Solicito a la Secretaría dé lectura a sus puntos resolutivos.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Doy lectura, señor Presidente.

Acuerdo.

Primero.- El Senador José Marco Antonio Olvera Acevedo, del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional, sustituye al Senador Raúl Cervantes Andrade, en la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México.

Segundo.- Comuníquese al Presidente de la República, al Presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, al Secretario General de la Cámara de Diputados, al Consejo General del Instituto Nacional Electoral, al Titular del Ejecutivo de la Ciudad de México, al Titular del Poder Judicial de la Ciudad de México y a la Asamblea Legislativa del Distrito Federal.

Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias.

Procederemos a realizar la votación por cédula.

Se les entregarán sobres para depositar en la urna, una vez que la Secretaría  los llame por orden de lista.

Solicito al personal de apoyo proceda a distribuir las cédulas de votación entre las Senadoras y los Senadores.

(Pasa lista)

(Depositan su voto por cédula)

(Votación y escrutinio)

El Secretario Senador Humberto Fernández Fuentes: Señor, Presidente, doy cuenta del resultado de la votación.

Se emitieron un total de 69 votos, de los cuales 65 fueron a favor del Senador Marco Antonio Olvera y cuatro en contra.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: En consecuencia, se designa al Senador José Marco Antonio Olvera Acevedo, para fungir como Diputado Constituyente de la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México.

Háganse las comunicaciones correspondientes.

Honorable Asamblea:

A fin de dar cumplimiento del resolutivo segundo del acuerdo que establecen las normas para el análisis del IV Informe de Gobierno del Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, recibiremos este día la comparecencia de la titular de la Secretaría de Relaciones para analizar la política exterior del país.

En el salón contiguo a este recinto, se encuentra la maestra Claudia Ruiz Massieu Salinas, Secretaria de Relaciones Exteriores.

Por lo que solicito a las Senadoras y a los Senadores Marcela Guerra Castillo, Gabriela Cuevas, Luz María Beristain, Juan Gerardo Flores, Ana Gabriela Guevara, Lisbeth Hernández, Laura Angélica Rojas, Lucero Saldaña, María del Rocío Pineda, Angélica Araujo, Manuel Cota, Jorge Toledo, Félix González, Roberto Albores, Óscar Román, Teófilo Torres y Jesús Priego Calva, acudan a recibirla y la acompañen a entrar a este salón de sesiones.

(La comisión cumple)

Maestra Claudia Ruiz Massieu Salinas, Secretaria de Relaciones Exteriores, sea bienvenida a esta comparecencia a la que se convocó con motivo del Análisis del Cuarto Informe de Gobierno que presentó el ciudadano Presidente de la República el 1º de septiembre pasado.

Asiste usted en cumplimiento a la obligación derivada del segundo párrafo del artículo 69 constitucional, por lo que este acto se realiza bajo los principios que establece en la relación corresponsable entre los Poderes Ejecutivo y Legislativo de la Unión.

Maestra Claudia Ruiz Massieu: Como es de su conocimiento  el artículo 69 invocado compromete a los servidores públicos que asisten en comparecencia a informar bajo protesta de decir verdad.

En consecuencia, procederé a tomarle la protesta correspondiente, y les solicito a las Senadoras y a los Senadores ponerse de pie.

(Todos de pie)

Maestra Claudia Ruiz Massieu: En los términos de lo dispuesto por el artículo 93 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos:

“¿Protesta usted decir verdad en la información que exponga a esta Asamblea y ante las preguntas y, en su caso, las réplicas que le formulen las señoras y los señores Senadores?”

La C. Claudia Ruiz Massieu Salinas: “¡Sí, protesto!”

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: “De no cumplir con el compromiso que asume ante la Asamblea, la Cámara de Senadores estará en posibilidades de iniciar los procedimientos a que haya lugar”.

Favor de tomar asiento.

La comparecencia tendrá un formato que asegura la participación de todos los grupos parlamentarios representados en esta Asamblea, en el marco del orden republicano que nos exige nuestra investidura.

Daremos inicio con una intervención de la señora Secretaria Claudia Ruiz Massieu, Secretaria de Relaciones Exteriores, hasta por un tiempo de 20 minutos.

Tiene usted la palabra, señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Maestro Pablo Escudero, Presidente de la Mesa Directiva del Senado de la República.

Senadora Gabriela Cuevas Barron, Presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado de la República;

Distinguidas Senadoras y Senadores de la República:

La política exterior es una tarea amplia y de múltiples frentes, que se construye día a día con el esfuerzo, el compromiso y el amor por México de todos, quienes incidimos desde nuestros respectivos ámbitos en su diseño, análisis y conducción.

Es también, estoy convencida, una de las formas más nobles de servir a nuestro país.

Por ello aprovecho mi presencia ante esta soberanía, para reconocer a las Senadoras y los Senadores de la República por su trabajo profesional, sus críticas desde la propuesta y su respaldo institucional a la Cancillería para impulsar los temas que interesan a México y que sirven a los mexicanos.

Particularmente, quiero destacar la ratificación de 35 embajadores y cónsules generales, eje esencial de nuestra estrategia en Estados Unidos, y la reciente ratificación de un Acuerdo de París sobre Cambio Climático.

Así, México se convierte en uno de los primeros países en validar este instrumento sin precedentes con el que estamos escribiendo la historia y también estamos ganando el futuro.

Señoras y señores legisladores:

La Cancillería a mi cargo promueve una política exterior, a la vez moderna y soberana, se trata de una política exterior con sentido y con valor social de una diplomacia entendida como servicio público.

Es una política exterior orientada por nuestros principios y enfocada a defender, promover y avanzar nuestros intereses.

Promovemos, pues, una diplomacia de espejo, donde todo lo que se hace afuera debe tener un reflejo adentro para incidir, transformar y mejorar la vida de las personas, para que ante cada necesidad concreta haya una solución tangible.

Para ello, durante el período 2015-2016, nuestra diplomacia ha estado guiada por cuatro ejes estratégicos:

Primero. Diversificar nuestras relaciones políticas y comerciales con socios no tradicionales al tiempo que cultivamos los vínculos estratégicos con nuestros aliados históricos.

Segundo. Mantener un activismo multilateral vigoroso y propositivo para seguir siendo un país que incide en el diseño de los acuerdos globales, y no uno que deba jugar con reglas escritas por otros.

Tercero. Promover el libre comercio y los procesos de integración, vitales para nuestro desarrollo nacional, como un país con vocación exportadora, cuyo comercio exterior representa el 63% de nuestro Producto Interno Bruto.

Y cuarto. Proteger y empoderar a nuestras comunidades en el exterior.

Como lo ha instruido el Presidente de la República, velar por el bienestar de los mexicanos sin importar su lugar de residencia, es una prioridad permanente e irrenunciable del gobierno de la República.

Permítanme, Senadoras y Senadores, a continuación ejemplificar mediante acciones concretas cómo durante el último año el gobierno de la República ha instrumentado esta visión en los hechos.

Empezaré por el plano multilateral, para después comentar nuestros avances y logros en las diversas regiones estratégicas, y terminaré refiriéndome al caso particular de la relación México-Estados Unidos.

La participación de México en organismos multilaterales ha servido a un doble propósito: abanderar las mejores causas de la humanidad, a la vez que impulsamos con pragmatismo los temas de la agenda internacional que nos importan.

El pasado 19 de abril, el Presidente Peña Nieto participó en la Sesión Especial de la Asamblea General de la ONU sobre el Problema Mundial de la Drogas, un reto esencialmente sensible para México, que encuentra parte de sus causas más allá de nuestras fronteras.

En esa importante cita, impulsamos la adopción de un nuevo consenso internacional cuyo diseño incorporó las prioridades, la visión y las propuestas de México.

Entres nuestras aportaciones sobresalen: privilegiar un esquema de prevención y salud pública; refrendar la corresponsabilidad de los grandes países consumidores, y la creación de políticas que asuman el impacto diferenciado que este flagelo tiene en mujeres y niños, en suma, reconocer que el enfoque punitivo no es suficiente.

En el mismo tenor, como ustedes saben, el comercio ilegal de armas facilita que grupo criminales, extranjeros y locales, generen situaciones de violencia que atentan contra la seguridad de los mexicanos.

Como el en caso anterior, este fenómeno tiene un componente trasnacional, basta mencionar que el 70% de las armas decomisadas en México están vinculadas a un comprador o distribuidor en Estados Unidos.

Por eso la diplomacia mexicana ha sido líder en la promoción de acuerdos multilaterales que regulen el tráfico de armamento, específicamente mediante el impulso al Tratado sobre Comercio de Armas, para evitar que estas lleguen a manos equivocadas.

Con este  objetivo en agosto participamos en la Segunda Conferencia de los Estados Parte del Tratado sobre el Comercio de Armas de la ONU en Ginebra, cuya primera y definitoria reunión el año pasado promovimos y auspiciamos en Cancún.

Otro avance en el ámbito multilateral es que en sólo siete meses desplegamos las primeras doce postulaciones militares individuales para operaciones de mantenimiento de la paz de la ONU en Haití, Sahara Oriental y Líbano.

Reanudar la participación de México en estas operaciones es una de las decisiones de política exterior más importantes de tiempos recientes que da cuenta del peso e influencia de nuestro país como un actor con responsabilidad global.

En paralelo a estos esfuerzos, la diplomacia mexicana participó activamente en el diseño y negociación de dos de los acuerdos más ambiciosos, trascendentes y urgentes de nuestros tiempos, el Acuerdo de París sobre Cambio Climático y la Agenda 20-30 de Desarrollo Sostenible, todos estos son ejemplos claros de una política exterior con visión de Estado y de largo aliento que impulsa acciones que trascienden administraciones y encuentran sólidos puntos de consenso interno.

Permítanme ahora usar como hilo conductor nuestras cuatro fronteras para continuar mi exposición sobre los avances y logros de este año.

Empecemos por nuestra costa atlántica, que con 3 mil 300 kilómetros representa el puente natural tanto al Caribe como hacia Europa. Nuestra labor diplomática logró afianzar un diálogo de mayor cercanía con Cuba, y como resultado de ello empresas mexicanas fueron las primeras con autorización para operar en la Zona Especial del Mariel en medio del proceso de transformación económica que vive ese país.

Asimismo, con nuestros aliados caribeños estamos aumentando el comercio y las inversiones bilaterales, así como la colaboración para construir una región más resiliente frente a los retos que impone el cambio climático, así como nuestra ubicación geográfica.

Para lograrlo pusimos en marcha proyectos de cooperación en tres ámbitos prioritarios: prevención de desastres, fortalecimiento de mecanismos de medición geodésica e interconectividad mediante la asociación de Estados del Caribe.

Con la Unión Europea en julio llevamos a cabo la primera ronda de negociaciones para actualizar nuestro acuerdo global vigente desde el año 2000, y que requería ya de una cuesta al día, se trata de un tema prioritario, pues el bloque europeo es el tercer socio comercial de México y en él están siete de nuestros diez inversionistas principales.

De manera paralela a estas negociaciones con el bloque desplegamos un robusto activismo bilateral con nuestros socios europeos.

Por ejemplo, en la visita de Estado a Dinamarca se suscribieron diversos acuerdos entre los que destaca el encaminado a combatir la diabetes, uno de los principales problemas de salud que enfrenta nuestro país.

La visita de Estado a Alemania con la que dio inicio el año dual entre ambos países estuvo marcada por acuerdos en materia educativa y formación de capital humano.

Y en un sentido similar, el año dual México-Reino Unido permitió que ese país sea el que recibe al mayor número de becarios del Conacyt.

Desde el punto de vista comercial, resalta el caso de Italia con quien logramos mediante diversos acuerdos aumentar la inversión recibida en un 50% solamente en el período de finales de 2015 y principios de 2016.

Por su parte, con casi 8 mil kilómetros, nuestro litoral Este, que pasa por once entidades federativas, es el poderosos vaso comunicante entre México y Asia-Pacífico, la región más dinámica del mundo que está creciendo a tasas promedio de 6.3%, y en 2015 representó el 40% del crecimiento económico global.

Ahí participamos en el Acuerdo Transpacífico de Asociación Económica, TPP, que se trata del proyecto comercial más ambicioso a la fecha por la gama de temas que contempla, los altos estándares que establece y por su membresía, 12 países de cuatro regiones geográficas que juntos suman el 37% del Producto Interno Bruto Global, el 20% del comercio y el 33% de la inversión extranjera directa.

Los socios del TPP representan tres cuartos del comercio exterior de México y más de la mitad de la inversión extranjera directa que recibimos.

Una vez que este acuerdo entra en vigor obtendremos acceso a un mercado de 157 millones de consumidores potenciales.

Este Tratado convertirá a América del Norte en una plataforma de exportación hacia Asia-Pacífico y fortalecerá nuestras cadenas trilaterales de valor, modernizando y robusteciendo de facto al TLCAN.

Además de sus beneficios comerciales, el TPP permitirá construir una relación política y de cooperación con países de la zona que se proyecta como el gran eje de poder económico en el siglo XXI, y con quienes hasta el momento tenemos un vínculo escaso.

Quiero aprovechar para reconocer la labor del Senado, tanto en la discusión previa como la que se realiza actualmente para la aprobación del TPP.

Al mismo tiempo fortalecimos la relación con China, que no es parte del TPP, y con quien logramos abrir mercado para productos mexicanos como la mora azul, el aguacate de Jalisco, el sorgo, la frambuesa, la carne de cerdo o el tequila.

Además aumentamos nuestra cooperación en materia de inversión, minería y asuntos aduaneros, entre otros rubros prioritarios.

También durante este año recibimos visita de los Jefes de Estado de dos aliados estratégicos e integrantes del G20, la Presidenta de la República de Corea, nuestro segundo socio comercial en esa región y el sexto en el mundo; y el Primer Ministro de la India, la primera que hace un mandatario de ese país al nuestro en 30 años, con quien además acordamos elevar nuestra relación a nivel de asociación estratégica.

Finalmente aprovecho para destacar la gira de trabajo que realizó el Presidente Enrique Peña Nieto a la Península Arábiga, la primera de un mandatario mexicano, en cuatro décadas, al Reino de Arabia Saudita y de Kuwait, y la primera en la historia a Emiratos Árabes Unidos y Qatar. 

En esa ocasión se concretaron 46 acuerdos específicos en distintas  materias, y a raíz de ello ya hay empresas  mexicanas incursionando en esos mercados.

Distinguidas señoras y señores Senadores de la República:

Este esfuerzo por diversificar nuestras relaciones ha sido armónico con el avance en la agenda, las acciones y los proyectos, de cara a nuestros aliados tradicionales y estratégicos. Para México, contribuir a la prosperidad, seguridad y desarrollo de Centroamérica es un imperativo ético y una necesidad pragmática a la que nos sumamos mediante la cooperación internacional para el desarrollo.

El proyecto de integración y desarrollo de Mesoamérica es el principal mecanismo de articulación de estos esfuerzos. Entre los logros más visibles pueden citarse el avance en el sistema de interconexión eléctrica de los países para América Central, el lanzamiento de la Autopista Mesoamericana de la Información y el avance en la modernización del  Corredor Pacífico, una arteria logística y comercial que va desde Puebla, hasta Panamá.

Asimismo, junto con el gobierno de Alemania y la Organización Save the Children, pusimos en marcha un proyecto para prevenir la migración de niñas, niños y adolescentes no acompañados, en el Triángulo Norte, que beneficiará directamente a más de 6 mil menores y alcanzará  hasta 30 mil personas de forma indirecta.

Por su parte en Sudamérica, este año dimos pasos importantes en el marco de la Alianza del Pacífico, el pasado primero de mayo, liberalizamos el 92% de los bienes y servicios dentro de este bloque, de 225 millones de consumidores, y creamos el mercado bursátil más grande de la región.

Profundizamos también nuestros intercambios académicos, y gracias a la eliminación del requisito de visado, el número de turistas de estos tres países a México, aumentó en 100% hasta el año pasado.

En el Cono Sur, durante este año México generó un reacercamiento estratégico con dos de los países más influyentes de la región y con quienes en años pasados había mediado un distanciamiento.

En su visita de Estado a Argentina, los Presidentes Peña Nieto y Mauricio Macri, decidieron renovar la relación bilateral, significativamente  acordaron la revisión y ampliación del Acuerdo de  Complementariedad  Económica AC6, que no había sido actualizado en 29 años. Además concluyeron negociaciones para cooperación en materia vitivinícola, de pesca, de acuacultura, fitosanitaria y ciencia y tecnología.

Con Brasil, decidimos ampliar el Acuerdo de Complementación Económica y acordamos la protección recíproca del tequila y la cachaza, así como formalizar el nuevo índice de contenido regional en materia automotriz, un sector estratégico para nuestro país, el primer productor de América Latina, el primer exportador de vehículos ligeros en la región y el cuarto en el mundo.

Finalmente, hemos dado pasos decisivos para profundizar la institucionalización, vitalidad y alcance de nuestra integración con América del Norte, bajo la premisa de convertirnos en la región más competitiva y próspera del mundo.

Este año reactivamos la cumbre de líderes de  América del Norte, que celebró su VIII edición en Ottawa, donde los Presidentes Peña Nieto y Barack Obama, junto al Primer Ministro Justin Trudeau, acordaron compromisos concretos, entre ellos, la alianza del clima, energía limpia y medio ambiente, cuyo objetivo es reducir las emisiones regionales de metano entre 40 y 45% para el año 2025, y aumentar las fuentes de energía limpia en 50% para el mismo año.  Este paso es histórico, pues nunca los tres países habíamos coincidido en esta agenda.

A nivel bilateral, con la visita de Estado del Presidente Peña Nieto a Canadá en julio pasado, renovamos esta relación con base en tres ejes: competitividad, diversidad y sustentabilidad. 

También, empezamos a construir un vínculo más estrecho con los gobiernos de las provincias, en particular las provincias de Quebec y Ontario, a quienes el sistema canadiense otorga un gran peso propio.

En este sentido un logro tangible de esta nueva etapa de entendimiento, es que durante la visita de Estado se anunció la eliminación del requisito de visa para turistas mexicanos, que entrará en vigor a partir del primero de diciembre próximo.

Honorables Senadoras y Senadores:

Sé que un interés central de este honorable Pleno, al igual que de muchos ciudadanos, es nuestra relación bilateral con Estados Unidos, particularmente en el contexto de un proceso electoral atípico, convulso y en gran medida imprevisible en el que México y los mexicanos se han vuelto parte de la discusión política, como pocas veces antes en la historia.

Ante todo quiero decir con claridad, que más allá de esta coyuntura, los dos países hemos construido una relación multifacética, madura e institucional.

Decir también que éste es un mérito compartido, a lo largo de años de trabajo, en los que han participado el gobierno federal, los gobiernos locales, y por supuesto el Poder Legislativo, pero también los empresarios, los estudiantes, los líderes de opinión, la sociedad civil y, sobre todo, nuestras comunidades y migrantes, han sido los arquitectos, garantes y la fuerza viva que mantiene a ambos lados de la frontera los vínculos robustos, provechosos y permanentes entre México y Estados Unidos.

Los presidentes Peña Nieto y Barack Obama, han sostenido nueve encuentros bilaterales, de los cuales tres sucedieron durante el presente año, período en el que se lograron avances puntuales y de largo aliento.

En particular seguimos dos estrategias, por un lado, diversificar nuestra agenda para que vaya más allá de temas tradicionales, de seguridad o migración, y por el otro, institucionalizamos los mecanismos bilaterales para que trasciendan coyunturas y administraciones.

Hemos logrado, en ese sentido, avances significativos para hacer que nuestra frontera sea más eficiente y el tránsito de mercancías y personas más ordenado y seguro.

Hemos aumentado la movilidad académica y dado pasos firmes para seguir construyendo a la región de América del Norte como la más competitiva y dinámica del mundo.

Señoras y señores Senadores:

Hoy, ante los desafíos que enfrentamos y a la luz de las oportunidades que está a nuestro alcance aprovechar, a nadie conviene una política exterior debilitada, fragmentada o dividida.

Quienes incidimos en ella, estamos llamados a cerrar filas y a encontrar coincidencias, porque por encima de ideologías, agendas particulares o de partido, todos compartimos el compromiso y la convicción de servir a nuestro país y a nuestra gente.

Así lo hemos hecho  la Cancillería y el Senado de la República a lo largo de este año, de modo que les reitero mi agradecimiento, mi disposición y mi compromiso de continuar por esta ruta.

Creo al mismo tiempo, que sin duda todavía hay mucho espacio para fortalecer esta relación a través del diálogo, para que tengamos un intercambio de puntos de vista y espacios de trabajo conjunto cada vez más cotidianos.

Muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Tengo registradas en las intervenciones por los grupos parlamentarios a don Manuel Bartlett Díaz, del PT; al Senador Juan Gerardo Flores, al Senador Zoé Robledo, a la Senadora Mariana Gómez del Campo y a la Senadora Marcela Guerra Castillo.

Tiene el uso de la palabra don Manuel Bartlett, hasta por diez minutos.

El Senador Manuel Bartlett Díaz: Con su venia, señor Presidente.

Bienvenida la Secretaria de Relaciones  Exteriores a este Senado, que como ya lo señaló, comparte la responsabilidad constitucional de la conducción de la política exterior.

La presencia de los secretarios de Estado en el Senado,  y particularmente en materia de política exterior, es un episodio importante, aun cuando la ligereza del manejo de estas importantes presencias de la mayoría, hace que sean intrascendentes.

Bienvenido el señalamiento que hizo  usted, Secretaria, sobre el respeto a la crítica, hay muy poca, ya lo vamos a ver, la mayoría es ensalzar a los Secretarios, apoyarlos como está diseñado este tipo de encuentros.

En el mínimo tiempo que nos toca,  voy a hacer algunos comentarios con todo respeto a la Secretaria.

Para manejar la política exterior, y me refiero al Presidente y a su Secretaria, se necesitan elementos importantes; para empezar el conocimiento de que la política exterior, tiene factores centrales, que hay que conocer, minimizar y operar dentro del planteamiento que se hace de nuestro país, factores geográficos, factores demográficos, factores demográficos, sentimiento nacional e interés nacional.

Estos conceptos son fundamentales en toda política interior, el interés nacional y el sentimiento nacional.

Para poder determinar con toda precisión el interés nacional, y particularmente en lo que señalaba la Secretaria, la relación con los Estados Unidos, es muy importante que conozcamos la historia de las relaciones México-Estados Unidos, porque si no conocemos la historia de toda nuestra vida independiente, de esas relaciones tan importantes por razones geográficas, demográficas, económicas y de intereses nacionales, pues no nos damos cuenta de que la posición de los Estados Unidos en toda esta historia larga, desde el principio hasta hoy, ha sido muy clara.

El interés nacional de los Estados Unidos es clarísimo, continuo, sin ningún cambio, es continuo y claro en toda la relación de México con Estados Unidos

¿Qué encontramos, si estudiamos la historia? Eh. Si leemos y conocemos qué ha sido la historia de las relaciones México-Estados Unidos, en los cuales le dio la mayor importancia en su Informe la señora Secretaria, podemos encontrar que las aspiraciones y el interés nacional de los Estados Unidos es siempre el mismo con diferentes secretarios.

La política exterior de los Estados Unidos es igual de un lado o de otro con algunas variantes, y hay obviamente, obviamente lo sabemos todos, si estudiamos objetivamente la historia de esas relaciones y no las hacemos a un lado e inventamos una nueva situación, pues tenemos que enterar, tenemos que señalar que el interés nacional de los Estados Unidos es someter a este país, obtener nuestros recursos naturales, establecer una economía permanente de diferentes tipos, pero han sido los mismos.

Por eso yo insisto mucho en que conozcamos la historia, leer la historia de las relaciones México-Estados Unidos no se hace, y pareciera que este período de Peña Nieto es diferente.

Yo sé, señora Secretaria, que quien define la política exterior es el Presidente y que usted la opera, de manera que nuestra crítica, la crítica que hagamos a la política exterior de México es a Peña Nieto.

Nosotros hemos encontrado y lo hemos discutido aquí una y otra vez, de manera permanente, que la política exterior de México hacia los Estados Unidos es un entreguismo absoluto y que ha establecido un grave peligro para la soberanía nacional.

Si regresamos un poco, y aquí tengo un montón de ejemplos, si regresamos un poco las causas de la Revolución Mexicana, si las analizamos hoy son las mismas que está repitiendo el gobierno de Peña Nieto: la entrega del territorio nacional, el sometimiento aquí y allá, la entrega de los intereses de recursos naturales a los Estados Unidos, es exactamente el mismo planteamiento, por eso yo recomiendo leer la historia de la relación México-Estados Unidos.

Ahí en la Secretaría de Relaciones hay gente muy capaz, hay estudios de embajadores eméritos sobre este tema, de manera que nosotros consideramos que es de un enorme peligro lo que está sucediendo.

La Revolución Mexicana tuvo razones muy importantes, precisamente el sometimiento a los intereses de Estados Unidos, las concesiones, los ferrocarriles, la entrega del petróleo a las empresas transnacionales que empezaban, del carbón, todo eso generó conflictos en el resto del país, en el territorio nacional, y fue un elemento muy importante en la explosión de un movimiento social que costó un millón y pico de muertos a nuestro país.

¿Por qué? Porque el interés nacional de Estados Unidos es el mismo, porque la cercanía, esa enorme frontera que tenemos es un elemento de cuidado porque, repito, los intereses nacionales de Estados Unidos, el interés nacional de Estados Unidos es el mismo.

Por eso yo considero que estos factores de la política exterior de México deben de analizarse con cuidado, ¿cuál es el interés nacional?

Yo le preguntaría a la Secretaria, ¿si está perfectamente definido el interés nacional frente al interés nacional de los Estados Unidos?

Es obvio, claro, indiscutible, que el interés nacional de Estados Unidos no es el mismo interés nacional de México, esas son las cosas que han olvidado, el interés nacional de Estados Unidos es muy claro, y el interés real, el interés de México no es el interés de Estados Unidos, ¿por qué? Porque somos una nación, porque representamos a 120 millones de mexicanos, porque hay intereses concretos aquí que no son los intereses de los Estados Unidos.

De manera que si analizamos con todo cuidado la historia de México, la realidad económica, financiera, todas estas cuestiones que son elementos fundamentales de una inteligente, que México la ha tenido, y hoy la veo muy opacada y muy borrada, México ha tenido siempre una inteligencia diplomática y extraordinaria en todos los períodos de nuestra vida, precisamente frente a esos intereses.

Por eso cuando oímos y lo dijo en su informe la señora Secretaria, que estamos muy orgullosos de la integración con América del Norte, pues es un grave error.

¿Quién le dio facultades a Peña Nieto para que impulse una integración con Estados Unidos y Canadá?

Una cosa son los tratados comerciales y el Tratado de Libre Comercio y otra cosa es ya ir hacia una integración con América del Norte que es a los intereses de los Estados Unidos.

Yo le preguntaría, ¿Es de interés nacional de México haber entregado el petróleo, la electricidad a las empresas extranjeras?

¿Es de intereses nacional, por ejemplo, la definición de las políticas internas?

Aquí se define la política de México, en unas reuniones de la élite oligárquica.

La reciente fue con el vicepresidente de los Estados Unidos, en donde se reúnen las élites mexicanas, norteamericanas, el representante de Estados Unidos, y definen el futuro del país.

En esta última definieron todo lo que va a ser energía, acordaron lo poco que sale en los medios, porque no informan, porque no están muy convencidos de cuál es el interés nacional, o cuál es el sentimiento nacional.

Entonces, hay un acuerdo con el vicepresidente de los Estados Unidos que define la política en México, y nadie conoce eso y el Congreso menos.

Se ha establecido, ya desde hace tiempo, no es ahora, pero se ha seguido con un gran interés, una aberración constitucional y jurídica.

Se establece que hay una dimensión en la Ley de Construcción de Tratados, así se llama, de que hay acuerdos interinstitucionales que no tienen por qué pasar en el Senado. Lo cual es absurdo y lo han aceptado los Senadores.

Lo acuerdos interinstitucionales que han tomado, han sometido al país, y el Senado no tiene ni idea de cuáles son.

A la señora Secretaria anterior, se le pidió que nos mandaran, ¿Cuáles son los acuerdos interinstitucionales?

Nos mandó un camión para ver quién lo analizaba de documentos.

Es una violación constitucional, no hay en la Constitución de la República ningún concepto que establezca acuerdos interinstitucionales que el Secretario de Gobernación hace con el Secretario de Estado de los Estados Unidos, o Comunicaciones, o Energía.

Eso es una violación constitucional absoluta, es una violación constitucional, los acuerdos interinstitucionales son una violación, y así se manejan, para nada más traer aquí algunos tratadillos, los tratados y toda la política con Estados Unidos, la política de integración, como usted le llama, que es nadie los autorizó a ustedes a integrar a este país a los intereses de Estados Unidos. A toda la política de integración, no se conoce.

Por ejemplo, mencionaba usted algo como una gran cosa, dice usted lograr la integración de América Central eléctrica.

¿Saben ustedes qué es eso?

Bueno, si le explicara bien, no lo diría aquí así, la integración eléctrica es lo que se acordó hace unos días, cuando vino el vicepresidente de los Estados Unidos, se acordó que México el Sistema Eléctrico Mexicano, la infraestructura mexicana va a servirles, va a servirles a las empresas norteamericanas para penetrar al territorio centroamericano y llegar hasta Sudamérica.

¿Esa es la integración que presume?

Están tomando claramente las tesis del señor Pascual, recuerda que el señor Pascual, aquél Embajador que vino aquí en representación, por cierto, de la señora Clinton, que es la candidata para muchos, que es la locura más absoluta.

México no tiene que tomar partido, es absurdo, en ninguna posición.

Bueno, pues el señor Pascual ya dijo en el Congreso Norteamericano, y eso lo debería saber la Cancillería y entender lo que están diciendo: que el negocio eléctrico es para las empresas norteamericanas y en el acuerdo que tuvieron con el subsecretario Bidet, fue ayudar, vamos ayudar a esas empresas norteamericanas que se van a apoderar de toda la infraestructura eléctrica del país a penetrar a Centroamérica con el apoyo del Caballo de Troya de México, antes defensor de las soberanías de América Central. Ahora el impulsor del dominio eléctrico de las empresas de Estados Unidos en Centroamérica.

No es eso de interés nacional, no es de interés nacional, perdóneme, que nos sumamos al carro militar de los Estados Unidos, felices, ya están los dos secretarios: el de Marina y el del Ejército, ya están allá en Estados Unidos.

Y el Secretario de la Defensa, el Secretario de la Defensa agradece a los dos militares mexicanos que ya estén ayudándole en sus intentos y en sus proyectos a nivel mundial, el Secretario, y aquí, no nos dice usted eso, estamos ya integrados al ejército de los Estados Unidos.

Lo que dijo el Secretario de la Defensa, que es algo que tiene que conocer, estudiar y analizar la Cancillería, los expertos, que tiene,  -eso dijo- ahí felicitó el Secretario de la Defensa, al Secretario de Marina, al Secretario Cienfuegos, por estar ya integrados a los intereses de los Estados Unidos a nivel mundial.

Y, el otro asunto,   -ya se me acabaron los diez minutos para la política exterior, ¿verdad? Senador Pablo-

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Sí, ya. Pero, concluya, concluya don Manuel, concluya la idea, con gusto.

Pero bueno, ahí es donde estamos olvidando totalmente cuáles son los intereses de México.

Los intereses de México no son que nuestro ejército ande atrás del ejército norteamericano atendiendo sus problemas, sus intereses, dicho ya por el Secretario de Defensa de los Estados Unidos en un acto público.

Ojalá se lo dijeran a usted, señora Secretaria.

Finalmente, ya que me están, ya se me acabó el tiempo.

Imagínese el recorrido de las relaciones exteriores de México.

Hay, finalmente, y con esto voy a terminar señor Presidente, y gracias por su paciencia.

Hay reglas para la política exterior.

El Presidente está obligado a respetar principios que están en la Constitución ¿verdad?

Los principios que están en la Constitución obligan al Presidente, porque además son principios que son históricos, han sido el desarrollo de este país, y en su lucha, por mantener la soberanía que hoy la están entregando toda.

Decíamos es interés, es de interés nacional que se permita que las petroleras puedan ocupar y expropiar terrenos indígenas comunales para su explotación, ese es el interés nacional.

Y esa fue una de las causas de la Revolución Mexicana.

Mire usted, los principios son autodeterminación de los pueblos, la no intervención, la solución pacífica de las controversias.

¿Qué vamos a hacer con el ejército allí?

La prescripción en la amenaza del uso de la fuerza, la igualdad jurídica de los Estados, la cooperación internacional, la no intervención.  No es que estén ahí pintados, nada más.

El Presidente está violando, está violando el Presidente los principios de política exterior.

Su invitación fallida que ya empezó a cambiar, antes estaba muy gallito, diciendo que había estado muy bien, porque había que prepararse con Trump; ahora ya dice, en una entrevista de hace días que le han hecho para recuperar su imagen, que no va a poder; ya cambió, ahora dice que sí, que fue muy poco precipitado.

Las decisiones política exterior no pueden ser precipitadas. Nunca.

Las decisiones de política exterior son las más delicadas, y se necesita un Jefe de Estado que sepa de política exterior, que conozca la historia de México, -me refiero a él, eh- que ostensiblemente no lo es.

Que no cometa esos errores.

Y finalmente, ya estableció el Presidente otra violación en el seno de Naciones Unidas, hablando de que ya está dispuesto, él, a enviar tropas al servicio de la ONU, los Cascos Azules, y usted también  lo ha dicho, y esa es una violación constitucional.

Es una violación constitucional, es una violación legal.

No puede el Presidente Peña Nieto comprometer al Ejército Mexicano en nada, que no lo acepte este Senado o que vengan aquí y le diga que sí, se tiren de tapete todos, pero al menos que lo pida. No puede. 

Y la Cancillería tiene N intelectuales y diplomáticos de carrera que se lo pueden decir, díganselo,  no pude el Presidente comprometer a los jóvenes soldados mexicanos a que se vayan a matar, a morir para beneficio de las hegemonías en el mundo, no puede. Tiene que pedir autorización para que se le autorice a sacar tropas de este país, y ya lo está diciendo.

Violó la No Intervención en su asociación con Trump; ahora ya tenemos mejor una candidata que sea Hillary, bueno, muy bien.

México no puede comprometerse, México no puede tener candidatos.

México como institución no puede estar haciendo política en Estados Unidos a favor de uno o de otro, porque entonces, que tal si gana uno, pues ya, que venga y tome posesión del Palacio Nacional.

Es un absurdo, por eso digo, la política diplomática es de inteligencia, de conocimientos, de dominio de la historia, de saber cuáles son los intereses norteamericanos, y no decir, ya estamos integrados, tenemos sus discursos, bueno, son los de Peña.

Ya estamos integrados con América del Norte, que es una maravilla, integrarse con América del Norte, es lo que han querido, siempre.

Integrar la seguridad de México con el Secretario de la Homeland Security, que no lo quieren ni en Estados Unidos por fascista.

¡Ah, viene aquí, lo reciben todos, usted, entre otras, el Secretario Chong!

El Secretario de la Homeland Security es un Secretario que ha violado las garantías individuales y los derechos humanos en Estados Unidos. ¿Qué viene a hacer aquí a México? A establecer la seguridad, con ellos de común acuerdo.

Si sumamos al señor Secretario de la Homeland Security, y a quien se quiera aquí en México, quién va a mandar ¡Eh! Pues, ya está metido aquí, lo reciben con banderas desplegadas.

No tienen la menor idea de lo que es el riesgo en el que están incurriendo. Están jugando con fuego, con ocupación territorial de México, con aceptar que las trasnacionales puedan expropiar terrenos, con integrar la seguridad a los Estados Unidos. Eso es una supina ignorancia, porque no quiero mencionar otra palabra. Si no es ignorancia, es peor todavía.

Muchas gracias, señor Presidente.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, don Manuel Bartlett.

Tiene el uso de la palabra el Senador Juan Gerardo Flores Ramírez.

El Senador Juan Gerardo Flores Ramírez: Muchas gracias, Presidente.

Estimada canciller, maestra Claudia Ruiz Massieu:

A nombre del grupo parlamentario del Partido Verde, le doy la más cordial bienvenida al Senado de la República.

Nos complace enormemente contar con su presencia para dialogar sobre las acciones emprendidas por la Cancillería respecto a la conducción de la política exterior de nuestro país durante este cuarto año de gobierno.

En el grupo parlamentario del Partido Verde, tenemos claro que el contexto internacional representa una gran diversidad de retos.

Sabemos que actualmente nos encontramos en un escenario donde predominan fenómenos como la volatilidad económica, las crisis migratorias, los problemas ambientales y distintas tensiones políticas que dificultan la agenda internacional de nuestro país.

No podemos dejar de mencionar que para el entorno actual y el que se vislumbra, no podemos permanecer anclados en visiones del pasado, en visiones que corresponden al siglo pasado.

Por ello reconocemos el liderazgo del Presidente Enrique Peña Nieto y la labor de la cancillería que usted encabeza, pues de manera estratégica, dinámica y responsable ha emprendido las acciones adecuadas que hoy posicionen y consolidan el buen nombre y el prestigio de nuestro país.

Con satisfacción constatamos que hay consistencia entre lo que se plantea como estrategia y lo que se ejecuta.

 No cabe duda que gracias a ello, México ha logrado fortalecer su presencia en el mundo, aunque algunos insistan en menospreciar o subestimar estos grandes avances.

Con Estados Unidos destacan acciones como el diálogo económico de alto nivel, con el que se ha contribuido el diseño e implementación de medidas innovadoras de facilitación comercial para disminuir los costos asociados al intercambio de mercancías.

El Foro Bilateral sobre Educación Superior, Innovación e Investigación, Fobesi, mediante el cual se promueve la formación de capital humano y desarrollo económico en ambos países con la firma de 100 acuerdos de colaboración entre instituciones educativas que permitan incrementar la movilidad académica y estudiantil.

A estos esfuerzos se suma la Iniciativa a Proyecta 100 mil, que ha beneficiado a más de 68 mil mexicanos que han podido tomar clases en instituciones de educación superior de Estados Unidos.

No puedo dejar de mencionar la preocupación que hoy siente la sociedad mexicana, y por tanto, el Senado de la República, por la posición ideológica radical del señor Donald Trump, quien ha utilizado en Estados Unidos una retórica basada en la división, el encono, el racismo, la integración, en fin, la retórica de los que siembran odio.

Tenga usted, señora canciller, la seguridad de que el Senado habrá de colaborar en forma activa en cualquier esfuerzo que tenga por objeto contribuir a proteger y empoderar a nuestras comunidades en ese país frente a este entorno adverso que hoy estamos viendo.

Respecto a nuestra relación con Canadá, me sumo a las felicitaciones que merecidamente ha recibido la canciller por sus buenos oficios al negociar que se levante el requisito de visa a turistas mexicanos, decisión que entrará en vigor este primero de diciembre.

Con la región de América Latina y el Caribe, México ha refrendado su compromiso al adoptar medidas para elevar la calidad de vida de las poblaciones en la frontera sur, entre las que destacan iniciativas en materia de infraestructura e integración mediática con Guatemala y Belice, el compromiso con Brasil para ampliar los acuerdos de complementación económica número 53 y 55, lo que facilitará a los intercambios de nuevas mercancías agrícolas e industriales, e impulsará el sector automotriz y el de propiedad intelectual.

Igualmente destaca el relanzamiento de una nueva relación bilateral con Argentina, así como el protocolo adicional al Acuerdo Marco de la Alianza del Pacífico.

La nueva relación bilateral que mantenemos con Cuba ha generado un ambiente adecuado para que las empresas mexicanas comercien e inviertan en la isla.

Con Europa destacan los trabajos para modernizar la parte comercial del Acuerdo de Asociación Económica, Concertación Política y Cooperación entre la Unión Europea y México para incorporar elementos como el comercio electrónico y el fomento a la inclusión de la Pymes en las cadenas globales de valor, así como aumentar el acceso de productos agropecuarios mexicanos a Europa.

La renegociación del TLC con la Asociación Europea de Libre Comercio y la continuidad de las negociaciones del Tratado de Libre Comercio con Turquía, principalmente.

Es importante mencionar, como lo señaló la canciller, los beneficios obtenidos de la celebración del año dual con distintos países, por ejemplo, durante el Año Dual México-Reino Unido, ambos países llevaron a cabo cerca de 400 actividades culturales, académicas, empresariales y turísticas, y que durante 2015 el Reino Unido fue el país con más becarios mexicanos de Conacyt en el mundo, tal como lo señaló la señora canciller, superando por primera vez a Estados Unidos en el destino de becarios de Conacyt.

Para 2016, con la visita de Estado del Presidente a Alemania, el pasado abril, se inició el Año Dual con este país del cual destaca, entre otras acciones, la cooperación ofrecida por Alemania en materia de formación técnica-laboral, formación dual, que busca complementar a los sectores industrial y académico.

En la región Asia-Pacífico sobresale el acercamiento con países estratégicos de la región como Australia, China, Corea, India y Japón.

En el caso de China se avanzó en la apertura del mercado chino a más productos agroalimentarios de nuestro país.

La relación con Japón, el mayor inversionista de la región en nuestro país y el séptimo a nivel mundial, se ha profundizado permitiendo mayor inversión en sectores como el automotriz.

Con India se acordó elevar el nivel de la relación bilateral de asociación estratégica.

Otro punto que es importante destacar es la culminación de la negociación del Acuerdo Transpacífico TPP que indudablemente favorecerá el comercio y las inversiones entre las naciones que han suscrito este importante instrumento de última generación.

Toca al Senado su discusión y eventual ratificación.

Cuente usted también, señora canciller, en el Senado de la República habremos de tener una discusión seria en torno a lo que el TPP representa para México, lo que representa en términos de oportunidades de desarrollo y mejores oportunidades de bienestar para todos los mexicanos.

Dentro de la participación de nuestro país en foros multilaterales destaca la última Cumbre de Líderes de los 20, llevada a cabo en Turquía, en la que se refrendó nuestro compromiso de no instrumentar medidas proteccionistas, favorecer o promover mecanismos que faciliten los flujos de inversión en infraestructura de calidad, fomentar la eficiencia energética y fortalecer el combate al cambio climático, una postura que debe destacarse frente a las posturas retóricas y regresivas que han construido actores, como Donald Trump, en Estados Unidos, y otros en el Reino Unido con la adhesión del Brexit.

Respecto a los temas verdes de la agenda internacional, es importante mencionar los logros obtenidos en materia de combate al cambio climático mediante el Acuerdo de París, ratificado el pasado 21 de septiembre ante la Organización de las Naciones Unidas, y que nos desafía a cumplir, entre otros compromisos, el de reducir en 22% nuestras emisiones de gases de efecto invernadero, y en 51% las de carbono negro entre 2020 y 2030, para lo que debemos comprometernos a generar electricidad a partir de energías limpias.

Por su parte la Agenda 20-30 de Desarrollo Sostenible, aprobada en septiembre del año pasado, es el acuerdo multilateral más amplio y más ambicioso de las últimas décadas en el que México logró que se incorporaran objetivos específicos en materia de energía asequible y no contaminante, biodiversidad, marina y terrestre, y cambio climático.

Destaca también el compromiso asumido con Estados Unidos y Canadá para que en el 2025 la mitad de la electricidad de la región se genere a partir de fuentes limpias y reducir entre 40 y 45% las emisiones de metano del sector petróleo y gas.

Con este esfuerzo trilateral, sin duda, se logrará proteger el medio ambiente y la biodiversidad de América del Norte.

Señora Secretaria, así como reconocemos los logros obtenidos en la defensa e impulso de la Agenda Verde, desde mi partido hacemos un llamado para que el gobierno de la República asuma con total compromiso la tarea de facilitar las negociaciones de la XIII Conferencia de las Partes, la COP-13, del Convenio sobre Diversidad Biológica de Naciones Unidas con miras a obtener una declaración ambiciosa, pero al mismo tiempo realizable y de esta manera incorporar medidas efectivas para proteger a nuestras principales especies en peligro: el águila real, el jaguar y la vaquita marina.

En el Partido Verde reconocemos que en la política exterior mexicana aún existen áreas de oportunidad y posibilidades de mejora continua; sin embargo, de los logros y acciones llevados a cabo en el transcurso de este año podemos concluir que la política exterior de México se ha mantenido en estrecha sintonía tanto con los intereses nacionales como con los principios constitucionales que la guían.

Tenemos la certeza que con los esfuerzos de la Cancillería, lograremos consolidar a México como un país protagonista en la agenda internacional y como líder regional con responsabilidad global.

México va por buen camino y debe mantener el mismo espíritu de multilateralismo, cooperación internacional y participación activa en la protección y promoción de los derechos humanos, en especial de nuestros connacionales, así como en la atracción de inversiones, la promoción de libre comercio y la integración económica, el fomento a las exportaciones, la protección del medio ambiente, la lucha contra el cambio climático y el combate a la pobreza.

Como partido, le reiteramos que cuenta con nuestro respaldo y apoyo para garantizar que la voz de México se escuche fuerte y clara. 

Las Senadoras y Senadores del Verde asumimos nuestro mandato constitucional en materia de política exterior, no sólo a través de este ejercicio de rendición de cuentas por parte del Ejecutivo o mediante la ratificación de instrumentos internacionales y nombramientos, sino aportando ideas, soluciones y consensos para acompañar los esfuerzos que ha venido realizando la administración del Presidente Enrique Peña Nieto, por conducto de la Secretaría de Relaciones Exteriores, con el único objeto de beneficiar a los mexicanos que habitan en nuestro país, pero también para garantizar los derechos de todos nuestros connacionales, independientemente del lugar donde hayan elegido vivir.

Antes de concluir y haciendo eco de su llamado de trabajar de la mano a los que incidimos en política exterior, quiero invitar nuevamente a todos mis colegas, Senadoras y Senadores de la República, para que se sumen a la campaña emanada de la sociedad civil “Diles que Voten”, dirigida a lograr que nuestros paisanos y la comunidad latina que puede votar en Estados Unidos, lo hagan.

Llegó el momento de mostrar nuestra fuerza en Estados Unidos, que nuestros compatriotas sepan que su voto allá cuenta, y cuenta mucho.

Es importante que en estos últimos días de campaña y de cara a la elección de este 8 de noviembre, cada uno de nosotros, desde nuestro escaño, desde nuestra trinchera, en redes sociales, o en los esfuerzos de comunicación que podamos hacer, transmitamos este mensaje de invitar a todos los mexicanos que pueden votar allá a que lo hagan, que no dejen pasar esta oportunidad, porque podemos arrepentirnos todos nosotros.

Señora Secretaria; compañeras Senadoras y compañeros Senadores.

Por su atención, muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Juan Gerardo Flores Ramírez.

Tiene el uso de la palabra el Senador Zoé Robledo.

Senador Zoé Robledo, y los  demás Senadores que van a participar en esta comparecencia, al igual que con Don Manuel y con el Senador Flores, hemos sido tolerantes con el tiempo, y vamos a seguir siendo tolerantes, si requiere de unos minutos más, puede hacer uso de ellos.

El Senador Zoé Robledo Aburto: Se lo agradezco Senador Presidente.

Y prometo no pasarme de los 21 minutos del compañero Senador Bartlett, y me sumo, por supuesto a la campaña “Diles que Voten”, de la que acaba de hablar el Senador Gerardo Flores.

Secretaria Claudia  Ruiz Massieu, bienvenida al Senado de la  República.

Usted ya ha sido legisladora, y por eso sabe de la importancia de este momento; sabe de la importancia de este lugar; sabe de la importancia de este ejercicio de rendición de cuentas. Incluso sé que cuando usted fue Diputada, presentó una iniciativa para que las comparecencias de los Secretarios de Estado fueran más rigurosas. Déjeme decirle que coincido con usted.

En ese sentido, déjeme iniciar diciéndole que para el grupo parlamentario del PRD la política exterior mexicana está en crisis. No la diplomacia, ésa funciona todos los días y está bien descrita en esta glosa, con encuentros, recepciones, conferencias, viajes, firmas en muchos países.

Tampoco es la red consular global y sus 642 mil casos de protección a mexicanos lo que está en crisis, eso funciona bien.

Es la política exterior y su rumbo, lo que vemos con preocupación, son sus principios, que como usted misma lo ha dicho, están llamados a ser una guía para la decisión y no una excusa para la inacción.

Durante nuestra historia reciente en la Cancillería se ha encontrado varias veces entre la espada y la pared. Pero ha habido un principio guía que nos permitía siempre salir adelante, se llamaba “dignidad”. La dignidad nos definía, a México frente al mundo.

Fue la dignidad en 1945 cuando México fue el primer Estado en reconocer como legítimo al gobierno en el exilio, de la Segunda República Española.

Treinta años tuvimos cerrada la puerta a Europa, pero lo hicimos porque era lo correcto.

Dignidad cuando el canciller Manuel Tello se opuso a la expulsión de Cuba de la OEA, una decisión que nos enfrentaba con nuestro poderoso vecino en plena Guerra Fría, pero era lo correcto.

Así lo fue con García Robles y el Acuerdo de Tlatelolco en 1967, con la idea de prohibir los armamentos nucleares.

Así fue en 1983 con el Grupo Contadora, la Plataforma Multilateral que México impulsó para la paz centroamericana.

Así fue también en 2003, cuando México se opuso avalar la invasión de Estados Unidos a Irak. Esto no solamente fue correcto, sino fue valiente.

Y así, así también fue el pasado 14 de septiembre cuando usted arribó a Egipto, de madrugada, inmediatamente después de saberse que ciudadanos mexicanos habían muerto en un atentado.

Se lo digo aquí con todo el peso de las palabras. En ese momento usted puso en alto nuestro servicio exterior.

Dignidad, era lo que se debía de hacer, y era motivo de orgullo, México tomaba parte y tomaba una postura frente a cada uno de los temas, hacía valer su posición como una nación soberana, sin pensar si esto le iba a molestar a alguien.

Esas, esas eran las batallas que valía la pena dar, porque esas eran las mejores causas, pero algo ocurrió, algo ocurrió y se perdió el rumbo, entramos en momentos de crisis, producto de la soberbia, de la improvisación y de la sumisión.

En esa página de la vergüenza están el “comes y te vas”, que nos alejó de Cuba; el montaje de Florence Cassez, que nos tensó con Francia; y ahora la invitación a Donald Trump que nos humilló frente al mundo.

La diplomacia en México era reflejo de lo que los mexicanos merecían. Hoy nos dicen que por favor nos conformemos con lo que necesitamos.

¿En qué momento perdimos la brújula moral de nuestras decisiones frente al mundo?

Es materia de esta comparecencia analizar el informe de actividades de su Secretaría, hagámoslo pues, hagámoslo de manera ordenada y bajo sus propias premisas.

Dice  en la glosa el Presidente Peña Nieto, que se establecieron tres ejes fundamentales en su visión de las relaciones exteriores.

El primer eje. Que los esfuerzos de política exterior tengan un impacto concreto, benéfico y transformador en la vida de los mexicanos, dentro y fuera de nuestras fronteras.

Segundo eje. Generar para cada demanda problema o necesidad una respuesta institucional.

Tercer eje. Conciliar la defensa de nuestros principios con la promoción pragmática de nuestros intereses.

Así empieza el documento de la glosa que nos hicieron llegar.

Evaluemos pues, si estas tres premisas verdaderamente se están cumpliendo.

Vamos con la primera, que los esfuerzos de política exterior tengan impacto en la vida de los mexicanos.

En este caso, me parece muy necesario, que pensemos qué ocurrió en la visita del Presidente Peña Nieto a la sesión de la Asamblea General de Naciones Unidas, mejor conocida como UNGASS, algo de lo que usted ya ha mencionado, pero que para mí es un fracaso en cinco actos:

Primer acto, en 2012,  México solicita que se adelante la sesión especial sobre el problema mundial de las drogas.

Sin duda, un esfuerzo de política exterior, un esfuerzo diplomático enorme para tomar liderazgo en un tema global,  con claras implicaciones locales.

Segundo acto, Peña Nieto cancela la visita a la reunión una semana antes.

 México regresa a su realidad de una presencia internacional titubeante e impredecible.

Tercer acto, el Presidente cambia de opinión y decide asistir.

Bien, aquí lo dijimos, qué bien, reconoce su error y decide  usar ese espacio para impulsar desde fuera un tema urgente para  nuestro país.

Cuarto acto, México se convierte en el arquitecto del documento final de esa reunión, que en su punto quinto dice:

“En aquellas comunidades  vulneradas por el crimen organizado se necesita una prevención integral de la violencia, de la exclusión y del debilitamiento del tejido social”.

Excelente.

Quinto acto, ¿cómo se reflejó esta decisión internamente?

Le voy a  dar un dato, Secretaria, recursos destinados en el presupuesto 2007 al Programa Nacional para la Prevención Social de la Violencia y la Delincuencia.

Cero pesos, cero pesos, nos convertimos en un país incapaz de traducir su ímpetu externo  en acciones acá, en acciones internas, la tentativa de encabezar un esfuerzo global para despenalizar las drogas, se sujetó exclusivamente a la coyuntura política interna, o peor aún, se sujetó solamente a una estrategia electoral.

Dice la primera línea del informe:

“La política exterior es un instrumento central del Estado mexicano  para alcanzar las grandes metas de política interna”.

Señora Secretaria, ¿qué pasó?

La política exterior en este tema fundamental está completamente desasociada de la política interna, y me queda claro que usted no redacta el presupuesto, pero esto es lo que ocurrió, y cuando esto ocurre, cuando lo que dice el Presidente en el extranjero tiene poco reflejo con lo que hace en el país, las relaciones exteriores se convierten en  simples relaciones públicas.

Segundo principio, para cada demanda de problema o necesidad una respuesta institucional. Aquí sí hay bastante claridad y bastante coherencia, hay una actitud sistemática, a cada opinión exigencia o información incómoda de  un organismo internacional, un conflicto desde la Cancillería.

Y déjenme enumerarlos de manera muy rápida,  con el Relator para la Tortura de Naciones Unidas, Juan Méndez, por considerar sin fundamento el reporte realizado sobre tortura en México.

Dos. Con el Relator para Ejecuciones Extrajudiciales de Naciones Unidas, Christof Heyns, por considerar que las ejecuciones extrajudiciales son sistemáticas y endémicas en México.

Tercero. Con el grupo de trabajo sobre desapariciones forzadas o involuntarias de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, por criticar la incapacidad de las autoridades mexicanas para investigar desapariciones forzadas.

Cuarto. Con el Comité contra las desapariciones forzadas de Naciones Unidas, por no reconocer sus capacidades y atribuciones al negarle una invitación a nuestro país.

Quinto. Con la Corte Interamericana de Derechos Humanos al negarle el voto al juez argentino Zafaron, para que éste representara a Argentina por sus declaraciones que hablan sobre la violencia que hay en nuestro país.

Sexto. Con el Secretario Ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos por su aval a los expertos que conformaron el Grupo Interdisciplinario de Expertos Internacionales que investigaron el caso de los desaparecidos de Iguala.

Séptimo. Contra el relator mexicano de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, James Cavallaro, al negarles la posibilidad de extenderle el mandato al GIEI en su investigación sobre las desapariciones de Ayotzinapa con el Parlamento Europeo.

Con la Defensoría de la ONU, de Michel Frost, a quien dejaron de atenderle las llamadas después de que declarara sobre la vulnerabilidad con la que viven los defensores de los derechos humanos en México, con el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas cuando emitió una serie de fuertes recomendaciones por la preocupante historial de violaciones de derechos humanos en México, con Amnistía Internacional, con Human Rights Watch, con el Departamento de Estado, con el Relator Especial de Naciones Unidas, para el tema de desplazamiento interno forzado que ya está por concluir su mandato y nunca recibió una invitación de nuestro país para venir a hacer un informe.

¿Esa es la respuesta institucional de la Secretaría frente a la demanda, a la necesidad de obtener verdad y justicia y reconciliación para los miles de familiares de asesinados, víctimas, heridos y desaparecidos en nuestro país? Se lo pregunto porque pareciera más bien tratar de tapar el sol con un dedo.

Cuando un organismo multilateral hace su trabajo y concluye que el Estado mexicano no está haciendo el suyo en vez de enfrentar el resultado se elige, mejor, descalificar el organismo o al funcionario que lo presenta.

Entonces respuestas institucionales a los problemas de los mexicanos o respuestas no para los mexicanos de pie, sino para los mexicanos de la alta burocracia del gobierno mexicano.

Y termino con el último principio, el tercero y último para ver si éste sí puede sostenerse, conciliar la defensa de nuestros intereses con nuestros principios.

Dijo usted hace unos momentos, “decidimos diversificar las relaciones con socios no tradicionales”. ¿Quiénes son? Se refería a la gira del Presidente por la Península Arábiga.

El 17 de enero de 2016, el Presidente de la República le otorgó la Condecoración de la Orden Mexicana del Águila Azteca, en su grado de Collar, la más alta distinción que México le otorga a extranjeros, al rey de Arabia Saudita.

¿Bajo qué proceso se otorgaba tan importante distinción a este monarca?

Ciertamente el rey de Arabia Saudita tiene un récord impresionante, ¿eh? Su país ha sido catalogado por Freedom House con el índice más bajo de libertades civiles y derechos políticos de su ranking. Arabia Saudita es un país sin libertades, según esa organización.

El asunto no acaba ahí, el 21 de enero del mismo año, el Presidente Enrique Peña Nieto se reúne con el emir de Qatar, un país acusado por Amnistía Internacional de mantener un régimen laboral esclavista.

Las visitas y condecoraciones a este tipo de figuras políticas son muestras de que la antigua grandeza moral de la diplomacia mexicana ha cedido su lugar a un pragmatismo económico insensible a los temas de la dignidad, a los temas de la humanidad.

Dejamos de tener simpatía por el débil en aras de subyugarnos al rico, ir a Medio Oriente a promocionar le Reforma Energética sólo se explica porque está en su propio interés encontrar quién invierte en México después del fracaso de las primeras rondas de apertura.

¿O ya no es del interés de nuestro país la defensa de la democracia, de los derechos humanos y de la libertad? Dicen que hacen lo necesario.

El problema, señora Secretaria, con el pragmatismo económico como eje de las relaciones exteriores, es que es incompatible con la diplomacia, porque el pragmatismo exige oportunismo y laxitud, y la diplomacia para ser funcional requiere de coherencia, de homogeneidad y de rectitud.

Cuando la actitud de un país se vuelve impredecible entonces se vuelve inconfiable y rápidamente irrelevante.

Bajo los reflectores de la ONU México va y habla de derechos humanos bajo los reflectores de las más oprobiosas dictaduras; en aras de la relación comercial México terminó hablando con dictadores, les tendió medallas a tiranos y legitimó a racistas.

¿En qué momento nos dejó de incomodar estar sentados del lado equivocado? Error tras error y una negativa casi fóbica de aceptar el error.

Bajo esa lógica, lo que para todos los mexicanos fue vergonzante para ustedes fue normal, invitar a Donald Trump y recibirlo en Los Pinos.

El 22 de julio, canciller, usted habló de una comunicación con los equipos de las campañas de los dos principales candidatos presidenciales en Estados Unidos, en esa comunicación nunca mencionó que habría una invitación.

Un mes después, el 25 de agosto, esa operación suya, sin duda mesurada, cuidadosa, se transforma en una abrupta e impulsiva carta de invitación a Donald Trump y a Hillary Clinton, en ese intervalo algo pasó que a mí me obliga a preguntarle.

¿Ese 25 de agosto, cuando se envió la carta a Donald Trump, si usted no sabía que lo iban a invitar entonces alguien estaba tomando sus decisiones?

Si usted sabía y estuvo de acuerdo de que Trump viniera a México; entonces, es igual de responsable que los funcionarios que ya han renunciado.

Si usted sabía y no estaba de acuerdo, debió haber dicho algo.

Si usted dijo algo y no le hicieron caso, me parece, Secretaria, que usted completamente rebasada en ese cargo.

¿Cuál de éstas fue?

Es de importancia nacional saberlo el día de hoy.

Es importante saberlo porque el error no acabó cuando Donald Trump y el Presidente Peña se reunieron para dar una atropellada conferencia de prensa.

No acabó ese error con lo que fue a decir a Arizona esa noche.

Hay consecuencias muy obvias, la candidata que hoy podría ganar, Hillary Clinton, pues ya no quiso venir, y después rechazó su invitación.

Y otro más grave por su significado actual, el enfriamiento con el gobierno estadounidense con el que tanto dicen estar cuidando la relación.

Por eso, Secretaria y con eso concluyo, yo le digo: que todavía hay un espacio para el decoro y la dignidad frente a este imborrable error. Y esto depende enteramente de usted.

Hoy es necesario recordar las palabras del 4 de octubre de 1968 del Embajador Mexicano en la India, Octavio Paz: “Quien después de la matanza de Tlatelolco escribió ante los acontecimientos últimos he tenido que preguntarme si podía seguir sirviendo con lealtad y sin reservas mentales al gobierno, no estoy de acuerdo en lo absoluto con los métodos empleados para resolver y reprimir las demandas y los problemas que la juventud mexicana ha planteado”. Eso dijo Octavio Paz, en su momento.

Por eso hoy una decisión suya, sin duda difícil, sería el acto más congruente con el marco de aquél viejo concepto rector de la política exterior mexicana: la dignidad.

Por eso está glosa de su informe es tan relevante el día de hoy. Es tan relevante frente a lo que está por ocurrir el próximo martes.

Y podríamos seguir hablando de ¿Dónde estuvo México en las negociaciones de La Habana con Washington?

¿Dónde estuvo México en las negociaciones de paz con Colombia?

¿Dónde estamos a las amenazas reales de Estados Unidos por cancelar el TLC?

¿Dónde estuvo realmente la dignidad?

Termino, Secretaria y termino con estas palabras.

Dijo alguien en alguna ocasión: “No hemos visto en ningún momento y menos en el informe autocrítica o humildad o molestia republicana. El Ejecutivo no tiene sensibilidad social, ni sentido de la oportunidad política, porque no oye lo que no le agrada”.

Son palabras del año 2004, era el IV Informe de Gobierno de Vicente Fox, usted era Diputada y éstas eran sus palabras.

Muchas gracias, por su tiempo.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Zoé Robledo Aburto.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Mariana Gómez del Campo.

La Senadora Mariana Gómez del Campo: Con su venia, Senador Presidente.

Por supuesto que de la misma manera que han hecho mis compañeros, nos hemos sumado ya, desde hace varias semanas, a la campaña Hashtag “Diles que Voten”, promoviendo el voto de los latinos en el proceso electoral en los Estados Unidos el próximo 8 de noviembre.

Señora Secretaria de Relaciones Exteriores:

Le damos al Senado de la República, en el marco de este ejercicio de rendición de cuentas en extremo necesario ante la crítica imagen y los retos que enfrenta nuestro país con el exterior.

La política exterior del Estado mexicano, hoy más que nunca impacta a la política interna, la economía y la vida de los ciudadanos dentro y fuera de nuestras fronteras.

Si no veamos los factores que hoy alteran las expectativas de crecimiento, el aumento del riesgo país y la devaluación del peso.

Desde Acción Nacional tenemos claro que México debe tener una participación proactiva en la arena internacional.

El gobierno debe honrar la invaluable herencia diplomática que fue decisiva para alcanzar acuerdos internacionales a favor de la paz, la estabilidad y la democracia en muchos rincones del mundo en especial en América Latina.

Deseamos que México vuelva a ser líder en la comunidad internacional.

Hoy, permítame decirle, señora Secretaria, que la política exterior de nuestro país, en lugar de provocar orgullo, nos ha sumido en especial en las últimas semanas en la más profunda vergüenza.

La política exterior, a lo largo de este sexenio, ha sido un verdadero desastre.

Tras cuatro años seguimos esperando definiciones y acción desde la Cancillería.

Hace un año, en esta misma tribuna, señalábamos la necesidad de tomar una postura decidida contra los dichos xenófobos vertidos en  nuestro vecino país del norte, y hoy conocemos el desenlace tan lamentable.

Pero no dejemos que la coyuntura nos distraiga de las cuestiones estructurales.

Como no había ocurrido en las últimas décadas, la relación con los Estados Unidos se ha deteriorado a un nivel alarmante.

Al principio del sexenio se apostó por el enfriamiento en la relación bilateral para emprender un acercamiento supuestamente vanguardista con China, el proyecto estrella de ese acercamiento era el tren de alta velocidad México-Querétaro, y el daño a la imagen de México ante el mundo frente a los señalamientos por la corrupción vinculada al mismo fue enorme, y la relación con China terminó empantanada.

Cuando después de años el gobierno volvió la mirada hacia los Estados Unidos, lo hizo con un profundo desdén, al grado de cometer la descortesía de demorar casi seis meses el  nombramiento del embajador en la sede diplomática más relevante en el exterior.

Lo hicieron con un perfil  inadecuado que tuvo que ser removido semanas después.

Esto es grave, no solo por el país del que se trata, sino porque ahí habitan más de 11 millones de connacionales, porque compartimos una frontera de más de 3 mil kilómetros, y porque a diario intercambiamos comercialmente 1,500 millones de dólares.

De ese tamaño ha sido la ceguera.

Por eso ha generado una profunda indignación en ambos lados de la frontera que en un momento tan delicado como lo es el proceso electoral en aquella nación, en un momento donde se ha denostado a los mexicanos y a los latinos, la Presidencia de la República haciendo gala de imprudencia y desconocimiento cometiera la pifia de invitar a Donald Trump y recibirlo como Jefe de Estado.

Este hecho confirma que el gobierno mexicano vive en una realidad ajena a la de los ciudadanos, desvinculada de las opiniones a nivel mundial, y demuestra que el peor enemigo de México puede no estar fuera de nuestras fronteras.

Ante ello nos preguntamos, ¿en dónde están los que deberían velar por nuestra política exterior?

Trump insultó al pueblo mexicano en junio de 2015. Y usted respondió con tibieza hasta febrero de este año,  ocho meses después del inicio de las agresiones.

¿En qué país es eficiente una Cancillería que tarda más de 240 días en responder una ofensa grave?

Como ejemplo recordemos que en el marco de la Cumbre del G20 el Presidente de Filipinas ofendió al Presidente de Estados Unidos.

¿Y cuál fue la respuesta? Se canceló de inmediato la reunión que mantendrían ambos mandatarios días después, únicamente por sentido común y por dignidad.

¿Será acaso que el Presidente de la República no escucha a su Secretaria de Relaciones Exteriores, y encima de eso, sigue pensando que fue una gran idea?

Secretaria, puede estar segura de una cosa. La visita de Donald Trump a México pasará a la historia como uno de los momentos más humillantes de la política exterior de nuestro país.

Y, yo me pregunto  ¿qué pasará si gana?, ¿cuál va a ser la estrategia del gobierno mexicano?

¿Cómo va a depender a los millones de mexicanos que están hoy en Estados Unidos?

Si eso ha hecho el gobierno ante un caso en el que ha tenido los ojos del mundo encima.

¿Qué podemos esperar, por ejemplo, de la tensión a los mexicanos que enfrentan la pena de muerte o juicios que los pueden llevar a ella?

Hoy sabemos que son 153 connacionales que están sujetos a procesos, y son 60 los que ya han sido sentenciados.

De los casos de asistencia jurídica, solamente el 17% de los casos fueron resueltos de manera favorable.

Los Senadores de Acción Nacional como creyentes de la dignidad y el respeto a la vida le pedimos que emprenda una estrategia eficiente en materia de protección a estos mexicanos y dé acompañamiento desde la detención, sobre todo cuando el número de casos de brutalidad policial en Estados Unidos y de persecución a los migrantes se ha acentuado.

No queremos seguir viendo consulados que actúan solo unos días antes de las ejecuciones, esto es inaceptable.

Los nombramientos diplomáticos han sido un rubro de debilidad. Queremos que nuestro país sea representando por funcionarios con experiencia y con valores; que no se utilicen esos cargos de enorme relevancia como refugio para personajes impresentables de la política mexicana, como es el caso del señor Fidel Herrera, y mucho menos que nuestro cuerpo diplomático termine las órdenes de intereses personales como ocurrió con Humberto Moreira, en España.

Además, hoy hay embajadas en países clave que no tienen titulares, es el caso de la Santa Sede, la Federación Rusa y el Reino Unido de la Gran Bretaña e Irlanda del Norte. Este último tiene una gran importancia debido a la coyuntura del Brexit, y las consecuencias que ello puede tener en la relación comercial bilateral con México, pero aquí parece que no pasa nada.

Tenemos que decirlo claramente. El tema de la transparencia en las representaciones mexicanas sigue siendo un pendiente.

Podemos constatar que la mayoría de las páginas de internet de las embajadas mexicanas en el exterior, cuanta con actualizaciones de hace tres meses, en el mejor de los casos, algunas de ellas datan, incluso, del año 2012.

En lo que va a de esta administración, solamente tres embajadores: Argentina, Colombia y Cuba, han remitido a la Comisión de Relaciones Exteriores, América Latina y el Caribe, información sobre el estado que guarda la relación bilateral con los países donde se encuentran adscritos.

En materia de asuntos multilaterales, nos congratulamos de que México se abra al escrutinio de organismos internacionales, pues, permite que se perciba a nuestro país como un Estado responsable.

Lo que es bochornoso es que el gobierno federal termine con profundas diferencias con muchos de esos organismos, como sucedió con el Comité Contra la Tortura de las Naciones Unidas y con el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ante el caso Ayotzinapa.

Lo ocurrido en la representación permanente ante la UNESCO por el voto a favor de México al proyecto de resolución titulado “Palestina ocupada”. Considero que este Senado de la República merece una explicación.

En materia de derechos humanos, no están haciendo bien la tarea, ni desde Avenida Juárez, ni desde Los Pinos, a pesar de que el Presidente brinde discursos elocuentes en el Pleno de la Asamblea General de la ONU.

Basta con ver cómo se ha abandonado a los migrantes y a los repatriados condonándolos a sufrir vejaciones y abusos.

Venezuela es un ejemplo de cómo navega el gobierno entre la ambigüedad y el silencio cómplice de atropellos, también fuera de nuestras fronteras.

Nuestros llamados reiterados a la Cancillería para que se tomara una posición firme y con respeto a los derechos humanos, han sido una y otra vez ignorados.

Fue sólo hasta que la mesa de la unidad democrática alcanzó una mayoría en la Asamblea Nacional de Venezuela, que la Secretaria de Relaciones Exteriores accedió a recibir a la activista Lilian Tintori, esposa de Leopoldo López, uno de los líderes políticos opositores presos por el régimen de Nicolás Maduro, y lo hizo casi 24 meses después de su detención.

Me gustaría preguntarle. ¿Qué Estado de la comunidad internacional, que pregone la responsabilidad global, se pronuncia sobre una crisis de derechos humanos, de tal magnitud, 24 meses después?

El Vaticano ya tomaron un rol muy activo, promoviendo el diálogo; mientras que México, este país hermano solamente está mirando, en el mejor de los casos.

El colmo de la incongruencia, lo testificamos hace unos días. El Presidente rindiendo su IV Informe de Gobierno, con los peores niveles de aprobación en la historia desde que se creó ese indicador.

Cuestionado por innumerables omisiones y porque el “Mexican Moment” se diluyó ante la incapacidad para implementar las reformas estructurales.

Ante ello. ¿Cómo es posible que acepte el Presidente de México recibir el Premio al Estadista 2016 en los Estados Unidos?

¿Quién le aconseja?

Como país debemos abandonar la diplomacia de reflectores para dar paso a una verdadera estrategia en materia de política  exterior, necesitamos que México vuelva a ser un actor líder y no sólo uno reactivo y expectante.

Están frente a nosotros coyunturas históricas que marcarán las próximas décadas por la recomposición de los equilibrios mundiales, ahí está el proceso de normalización de las relaciones entre los Estados Unidos y Cuba, habrá que prepararnos ante los crecientes cuestionamientos al comercio internacional que han llevado al Brexit, y analizar a detalle los costos y beneficios del TPP.

En materia de migración no quiero dejar de mencionar que desde este Senado de la República hemos levantado la voz a favor de la protección de la migración infantil no acompañada enfatizando que su atención no debe ser persecutoria, sino con un rostro humano.

Cómo está atendiendo la Cancillería tan delicado problema, conscientes de que deben trabajar una agenda bilateral con la Secretaría de Gobernación.

Debemos aprovechar, además, nuestra participación en los foros internacionales y volver a ser un país referente en la toma de decisiones trascendentales.

¿Qué papel jugó nuestro país en la negociación de paz en Colombia?

¿Qué gestiones diplomáticas está haciendo hoy nuestra Cancillería en la crisis que vive Venezuela?

¿Cuáles son los esfuerzos mexicanos para distender la crisis política de Nicaragua?

Estamos a tiempo.

Sabemos que las preguntas son muchas y las respuestas serán, por desgracia, muy pocas.

Exhortamos a este gobierno a que dé el golpe de timón que se requiere, los dos años que le quedan son tiempo muy valioso, como dicen, para mover a México, para sacarlo de la humillación y llevarlo al lugar que le corresponde en el concierto internacional.

Somos, en este Senado de la República, corresponsables de la política exterior, tenemos la facultad exclusiva.

Quisiéramos tener aquí más seguido a la canciller dialogando con nosotros, haciendo política, logrando impulsar de la mano con el Congreso, concretamente con este Senado, la agenda en materia de política exterior.

Estamos a tiempo de recuperar esa diplomacia de principios, de recuperar esa diplomacia de ideales, de recuperar esa diplomacia de causas y de recuperar esa diplomacia de compromiso.

Esa que nos ha generado orgullo y que nos ha distinguido siempre, insisto, hagámoslo, estamos a tiempo.

Es cuanto, Presidente.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Mariana Gómez del Campo.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Marcela Guerra Castillo.

La Senadora Marcela Guerra Castillo: Con su venia, señor Presidente.

Señora Secretaria Claudia Ruiz Massieu, sea usted siempre bienvenida a este Senado de la República.

Compañeras y compañeros Senadores de la República.

La conducción de la política exterior es una prerrogativa del Ejecutivo Federal, y toca al Senado analizarla. De ahí la importancia de este diálogo abierto, respetuoso entre los poderes para escucharnos, para entendernos y para lograr los consensos y sumar también esfuerzos.

Mi bancada observa que la Secretaría de Relaciones Exteriores del siglo XXI está presta a alinear las expresiones de diversos actores de la sociedad aceptando con ello que en la formulación de la política exterior de México se incluyan otras voces y posiciones que en antaño, es decir, hace poco, no se tomaban en cuenta.

En este sentido, y tras escuchar el mensaje de la señora canciller, quiero destacar y reconocer dos grandes aciertos.

Primero, que hay un diagnóstico claro del contexto internacional, pues en efecto la política exterior como la interna no sucede en el vacío.

En segundo lugar, hay una estrategia armónica con ese diagnóstico y consecuente con nuestros principios y pragmática en la defensa y promoción de nuestros intereses.

Sí, compañeras y compañeros, tenemos que hacer un distingo sin abandonar nuestros principios tenemos que favorecer nuestros intereses, los intereses de la nación y los intereses de los mexicanos y las mexicanas.

Para el Partido Revolucionario Institucional una de las grandes metas de nuestra diplomacia es mantener la irrenunciable defensa de nuestra soberanía, al tiempo que promueve la plena inserción de México en el mundo. Y desde nuestro punto de vista ambos objetivos no son contrarios, sino se complementan entre sí.

Creemos en un nacionalismo moderno, donde abrirnos al mundo es una decisión soberana, con el fin de aprovechar las oportunidades que ofrece el exterior, para apuntalar beneficios internos, como la atracción de empleos, las inversiones, los intercambios educativos, la cooperación científica, entre otras metas que sirvan a México y a los mexicanos.

Por ello celebro que durante la administración del señor Presidente Enrique Peña Nieto, la política exterior se gesta con sentido social, muy importante el sentido social, y la diplomacia se entienda como una verdadera forma de servicio público.

Como en mucho tiempo no había ocurrido, hoy vemos una política exterior que concilia principios de intereses, que no cae en el dogmatismo sin matices y tampoco en el pragmatismo sin contrapesos. Vemos, pues, una soberanía proactiva, un nacionalismo que no se repliega, ni es defensivo, al contrario, que se proyecta al mundo con orgullo y que es consistente tanto en el mandato constitucional, como en el ideario que abandera nuestro partido.

Compañeras y compañeros Senadores:

Uno de los grandes retos de nuestros tiempos en el plano internacional es el resurgimiento de voces de diversas partes del mundo que llaman al aislacionismo, que rechazan el libre comercio y se oponen a la integración, así lo hemos atestiguado en el marco de la Unión Europea y por supuesto en la presente coyuntura electoral, que se vive hoy por hoy en Estados Unidos.

Más grave aún, este fenómeno trae aparejados peligrosas actitudes xenofóbicas, políticas excluyentes y la normalización de una intolerancia contra los migrantes.

No deja de ser una paradoja que esto suceda al mismo tiempo que el mundo vive uno de los momentos donde la integración regional ha demostrado ser un mecanismo efectivo para generar desarrollo y prosperidad.

En ese contexto el Partido Revolucionario Institucional hace un llamado para que México continúe erigiéndose como un campeón de libre comercio y de la integración, aunque a muchos no les guste, ya lo vinieron a decir a esta tribuna, pero sí funciona y ha funcionado bien, porque no se trata de una postura exclusivamente ideológica, sino ante todo de una apuesta estratégica y pragmática, lo decimos abiertamente, pragmática.

En efecto, el modelo de desarrollo mexicano se basa en la apertura al mundo, en la competencia, en la integración como demuestra el hecho de que el 63% de nuestro Producto Interno Bruto es generado por el comercio exterior.

Por ejemplo, si en 1982 el 70% de nuestras exportaciones dependían del petróleo y de la minería, en la actualidad esa cifra ha bajado y se ha reducido al 8.7%.

En cambio hoy, el 84, casi el 85% de nuestras exportaciones son manufacturas y las industrias de exportación son algunas en las que se han creado trabajos mejor pagados.  La evolución también ha sido cualitativa, pues hoy somos el tercer exportador de manufacturas de mediana y alta tecnología dentro del G20 y sólo después de Corea del Sur y de Alemania.

No es coincidencia, entonces, que promover el libre comercio, la integración, sean objetivos prioritarios para nosotros, lo que se refleja en nuestra red de 12 tratados de libre comercio que nos da acceso preferencial a un mercado de más de mil millones de consumidores en 46 países. Todos estos factores nos  han permitido convertirnos en la décima quinta economía en el mundo, así como el treceavo receptor de inversión extranjera directa.

El diagnóstico es contundente, el libre comercio es una palanca fundamental para nuestra economía, una herramienta que se traduce en empleos, oportunidades y prosperidad para todos los mexicanos.

En el tema de América del Norte, Canadá y Estados Unidos, exponemos que el Partido Revolucionario Institucional reconoce que en los últimos meses la Secretaría de Relaciones Exteriores ha sido particularmente proactiva para promover mecanismos de integración económica, tanto con nuestros socios tradicionales, como los nuevos aliados.

En América del Norte, hemos dado pasos contundentes para fortalecer nuestros vínculos y diversificar la agenda trilateral. Así quedó claro que durante la Cumbre de Líderes de América del Norte, en la que el Presidente Peña Nieto acordó, junto con sus homólogos de Estados Unidos y  Canadá, orientar los futuros esfuerzos de la región en torno a temas innovadores, como medio ambiente, competitividad, seguridad y cooperación en asuntos globales.

A su vez, durante la visita de estado del Presidente Enrique Peña Nieto a Canadá en junio pasado, México revitalizó sus lazos con Canadá y se logró eliminar la visa, que era un irritante en la relación.

En lo que respecta a Estados Unidos, nuestra relación más importante, constatamos que se han hecho avances, como usted Secretaria  lo ha señalado, en dos áreas estratégicas.
La primera, diversificar nuestra agenda e institucionalizar nuestros mecanismos de vinculación bilateral para que sean permanentes y estén por encima de coyunturas, como las campañas electorales y los cambios de administración.

En estos años hemos pasado de una agenda tradicionalmente centrada en temas de seguridad, recordemos la guerra de las drogas, y la migración, a otra que hoy incluye mecanismos de vanguardia, como el diálogo económico de alto nivel, el Foro Bilateral sobre Educación Superior, Innovación e Investigación o el Consejo Mexicano Estadounidense para el emprendimiento y la innovación.

Es decir, esta es una agenda económica, es una agenda económica de prosperidad compartida, y también la institucionalización de esta relación que garantiza su continuidad en el largo plazo y que se ha debido en gran medida al contacto permanente de los presidentes Peña Nieto y Barack Obama, lo que demuestra que México está en permanente diálogo, es nuestro vecino, Estados Unidos es nuestro vecino, tenemos una de las más importantes y grandes, vigorosas y fuertes  fronteras de 3 mil 200 kilómetros, que además es un tránsito de personas confiables, de mercancías y este país, nuestra relación es y deberá seguir siendo fluida, sólida y productiva.

La integración y diversificación de la Unión Europea y el TPP, si bien América del Norte es nuestra región prioritaria, en el PRI reconocemos la necesidad de ampliar nuestros vínculos económicos y políticos  con países de todas las latitudes.

Por ello celebramos que México trabaje en actualizar el llamado Acuerdo Global con la Unión Europea.

Quiero aprovechar aquí para reiterar que frente a la decisión del Reino Unido,  para salir de este bloque, los Senadores del PRI ratificamos nuestra confianza en las instituciones europeas y en su proceso de integración, que continúa siendo el modelo más exitoso a la fecha.

En el mismo sentido, gracias a una excelente relación que la Cancillería ha cultivado con el Reino Unido, México, estamos listos aquí para construir los acuerdos necesarios, acuerdos bilaterales con este país y que mantengan incluso, y se puedan profundizar en nuestra relación económica, nuestra relación económica y los intercambios necesarios a los que debamos de profundizar para mantenernos actualmente en el marco también de la Europa del futuro.

En un sentido similar aplaudimos la participación activa de nuestro país en la negociaciones del Acuerdo de Asociación Transpacífico, el TPP, que se trata, como ustedes ya saben, de un instrumento de vanguardia que nos conectará con                 Asia-Pacífico en la región más dinámica del mundo y que le dará a los productores mexicanos acceso a un mercado de 157 millones de consumidores adicionales.

Ahora que la ratificación de este Tratado está en manos del Senado, el grupo parlamentario del PRI expresa su voluntad, señora canciller, reconstruir los consensos que nos permitan no sólo aprobarlo, sino también difundir todos sus beneficios.

América Latina, al lado de estas acciones de diversificación, el PRI celebra que bajo el liderazgo del Presidente Enrique Peña Nieto, América Latina y el Caribe a quien Estados Unidos, por nuestra historia, nuestra cultura y también por intereses comerciales y visión de futuro, estemos, en ese sentido, nuestra área natural de solidaridad, de influencia  y también la defensa de libre comercio que nos ha permitido fortalecer un joven, pero fructífero mecanismo económico que es la Alianza del Pacífico.

De esta manera, México, Chile, Colombia y Perú, hemos dado pasos para acelerar nuestras sociedades y nuestros mercados de cara al futuro.

Con la liberación del 92% de los bienes y servicios dentro de este grupo, así como la creación del mercado integrado Latinoamericano, nuestros países son un ejemplo vivo de que construir puentes de entendimiento y cooperación es la mejor receta para llevar prosperidad a nuestros ciudadanos.

Al mismo tiempo nos congratulamos porque durante  este año se ha generado un reacercamiento provechoso con países latinoamericanos y caribeños, como es el caso de Cuba, Argentina y Brasil, y que a la vez estos países han colocado nuevamente a México dentro de su agenda de prioridades.

Compañeras y compañeros Senadores:

La política exterior y la diplomacia son los instrumentos que abren y mantienen abiertas las puertas del mundo para que el resto del gobierno y todos sus órdenes y niveles pueda hacer su trabajo con mayor eficacia y eficiencia en beneficio de todas y de todos los mexicanos.

No siempre es fácil,  y nunca con suficiente justicia se puede cuantificar el impacto que tiene el trabajo de la Cancillería en el quehacer cotidiano de la administración, y para facilitar la  labor de otros poderes.

Por ello, quiero reiterar mi reconocimiento a la canciller de la República, señora, la felicitamos por su liderazgo, por su temple, por la institucionalidad con la que ha conducido nuestra diplomacia en momentos muy complejos, particularmente en lo que respecta a Estados Unidos, y es preciso reconocer que se trata de un momento histórico, sin precedentes, y que incluso nadie ha empezado por sí mismo, por la sociedad y los analistas de ese país a entender, ni siquiera lo habían previsto y tampoco lo han terminado de entender.

Sabemos, y le hemos dado seguimiento a sus 27 visitas, al mapa que usted ha mostrado, a diferentes actores del más alto nivel en Estados Unidos, como son gobernadores, como son legisladores, como son alcaldes, como son también los grupos de mexicanos poderosos y latinoamericanos en el país vecino.

Ha mostrado usted cuál es la contribución que tienen y que dan los mexicanos a este país, ha demostrado usted cuál es el intercambio económico, y eso es muy importante, 27 visitas.

La felicito por ello.

Desde su origen,  el Partido Revolucionario Institucional y los gobiernos emanados de éste, han defendido la política exterior responsable, propositiva y patriótica.

Hoy, nos complace constatar que el Presidente de la República y la Secretaria de Relaciones Exteriores, se suman a esa larga tradición partidaria, firme en sus principios, propositiva en sus acciones y siempre abierta al diálogo.

Finalmente, desde aquí, me sumo al llamado de la unidad que hacemos el grupo parlamentario del PRI, de seguir apostando por fortalecer un diálogo y las alianzas en torno a los temas fundamentales para nuestro país.

Sepa, señora Secretaria, que cuenta con el respaldo permanente de las Senadoras y Senadores del PRI para seguir trabajando por México, este México querido que queremos ver siempre hacia adelante.

Es cuanto.

Muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Marcela Guerra Castillo.

Vamos a pasar ahora a las preguntas, y tiene el uso de la palabra el Senador Manuel Cárdenas Fonseca.

El Senador Manuel Cárdenas Fonseca: Con el permiso de la Presidencia.

Bienvenida señora Secretaria de Relaciones Exteriores a este diálogo entre poderes, a un formato que no me cansaré de decir que es anacrónico, obsoleto y que descontextualiza la razón primigenia de lo que debería de ser.

Hago votos por quienes tienen el control de las decisiones de este Senado modifiquen estos formatos, e inclusive atiendan a lo que señala el artículo 56 constitucional para que lo que nos otorga la Constitución no nos lo regateen ni nos lo quiten en estos diálogos pretensos de ser un mecanismo de rendición de cuentas.

Saludo respetuosamente, señora canciller, y reconozco la cuidad participación en la fijación de posición de los distintos grupos parlamentarios para no involucrarla en las competencias de otra dependencia del Ejecutivo Federal.

Qué bueno que mis compañeros tengan claro el artículo 27 de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal y vean que la política migratoria es un asunto de la Secretaría de Gobernación.
De ahí que saludo su inteligente silencio sobre la materia para no invadir áreas competenciales de otra dependencia. El Ejecutivo si bien acompaña esas decisiones de política interior, que se reflejan necesariamente en el posicionamiento de nuestra política exterior, no es la política exterior la que impone la política interior, es la política interior la que nos impone cómo nos debemos de mostrar ante el mundo.

Así, pues, saludando a ese inteligente silencio, quisiera referirme más a diversos señalamientos que pareciera que no nos permiten definir el rumbo.

Si bien debemos de reconocer que la política exterior mexicana, más allá de lo que plantea y muy atinadamente el Senador Bartlett respecto de nuestro texto constitucional, se opone todos los días a lo que la praxis nos dice en el concierto mundial.

¿Será, pues, que la definición de la política exterior siempre estará en gerundio? Al menos así lo he visto desde el sexenio que presidió Vicente Fox.

También debo advertir, no sin sorpresa alguna, que a muchos de los compañeros les sorprenda la invitación que hiciera el Presidente Peña Nieto a los dos candidatos a la Presidencia de la República de Estados Unidos. Pareciera ser que no leyeron, no vieron o no escucharon la entrevista que le dio a López-Dóriga, previo al Cuarto Informe de Gobierno, en donde desliza que les hará la invitación.

¿Pero cómo advertir que un Presidente de México le conteste en su momento a un aspirante a candidato, ni siquiera entonces candidato? ¿Pero por qué entonces no invitaron en su momento a los ya definidos candidatos en la relación más importante que tenemos?

Si bien entonces apoyé esa decisión, lo que hoy vivimos respecto a un hecho futuro, cierto, pero de resultado incierto, que será la votación del 8 de noviembre, me permito ratificar que no estaba mal por cuanto a la decisión del Presidente de la República, de invitar a  candidatos, y tampoco estaba mal en un elegante silencio de no contestarle a un presidente a un ciudadano común, meses atrás.

No nos rasquemos las vestiduras, ¿Qué va a pasar si gana uno u otro?

Ese es asunto de ellos.

Nosotros deberemos, sí, seguir actuando como lo hemos venido haciendo, de ahí qué y en aras este formato en el que aquí nos discriminan a quienes no tenemos militancia partidista y nos reducen el tiempo exponencialmente como si el valor de las ideas la fortaleza de los argumentos fueran propios de una minoría absoluta en la suma de todos los militantes de todos los partidos que aquí conforma el grupo parlamentario.

Le preguntaría respetuosamente, Si seguimos empeñados en mantener una política de principios que no vemos operar en la práctica, porque los que imponen la Agenda Internacional no necesariamente aplica en la norma internacional y nos obligan a hacer reactivos.

¿Cuál es, señora Secretaria, la política exterior que pretende México?

Y, como ya lo dije, si bien la misma está en gerundio desde los tiempos de Vicente Fox, a la luz de los cambios en el bloque europeo y su nuevo rostro y, por otra parte, si bien está pregunta está en función de que siete de los 10 principales socios comerciales forman ese bloque y, por otra parte, si la misma no ha podido definirse en estos dos últimos años y podría hacerse el final del mandato del Presidente Peña Nieto, sea por los conflictos y la polarización interna de la sociedad norteamericana y la eventual asunción de un nuevo presidente, sea por un nuevo Secretario General de la ONU, sea por la transformación geopolítica de Rusia y del Reino Unido, ya no se diga la crisis que ha presentado España y que estuvo a punto de no tener gobierno, independientemente de que hemos ido en ayuda de su economía.

Señora canciller, qué se está haciendo para ser compatible la tradicional política exterior de principios que se enfrenta a una marcada realidad que distorsiona las decisiones en términos de la economía, los desplazamientos de personas y otros intereses, pero  necesariamente destacando que hay que mirar a la nueva realidad con nuestro vecino indisoluble y que tiene serios problemas de polarización internos que se reflejarán, pero que son amenazas externas que nosotros no podemos controlar a partir de las decisiones respecto de su política exterior en la que los dos temas que más influyen y que para la sociedad norteamericana son indisolubles, es la política exterior militar intervencionista y la fiscal

Vistas esas dos preguntas, concluiría con una tercera que tal vez le dé respuesta a las dos.

¿Cuáles son las acciones o las líneas de acción que soportarán la ineludible nueva estrategia de México ante el bloque europeo y ante la conformación de nuevas decisiones con los Estados Unidos?

Por sus respuestas, muchas gracias.

Gracias a la presidencia por la tolerancia en el tiempo y gracias a don Manuel que nos permitió tener esta misma tolerancia.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Cárdenas.

Adelante, señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senador por sus distintas preguntas y por sus comentarios.

Como señalé en mi intervención inicial, la política exterior del gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto, entiende la diplomacia como una forma de servicio público.

Y nuestra premisa es que todas las acciones que desplegamos en el exterior deben tener un impacto y un beneficio para los mexicanos en México, pero también para avanzar y promover nuestros intereses.

Queremos que las acciones en materia de política exterior den soluciones tangibles a necesidades concretas, que tengamos una respuesta institucional para cada demanda social y que tengamos también un equilibrio entre la defensa de nuestros principios; los principios de la política exterior y el avance de los intereses de México en el siglo XXI.

No implica está visión, el aislarnos del mundo, sino más bien aprovechar las enormes oportunidades de la globalidad y de los procesos de integración de los cuales, desde hace 30 años, México ha decidido ser una parte fundamental.

Con la Unión Europea tenemos una relación madura; una relación que hoy se hacía necesario revisar a partir de iniciar un proceso de renegociación de nuestro acuerdo global.

Se ha celebrado ya una primera ronda y en este mes, antes de que concluya el mes, se celebrará una segunda ronda en torno a la actualización comercial del acuerdo, y a principios de diciembre, una segunda ronda, también, para revisar el capítulo de política y cooperación.

De esta manera con la Unión Europea mantenemos una relación institucional que se actualiza en estos momentos, y que da cuenta de la enorme importancia que tienen los países del bloque europeo para México en múltiples dimensiones.

Pero, aunado a ello seguimos fortaleciendo de manera bilateral nuestra relación con los distintos países miembro, buscando en todo momento aprovechar las mejores oportunidades en beneficio de los mexicanos y también de los ciudadanos europeos que en conjunto sumamos 652 millones de personas.

Así, por ejemplo, que hemos buscado fortalecer los lazos bilaterales con Alemania, con el propio Reino Unido, con Dinamarca y con otros países de la región.

En cuanto al Reino Unido y el proceso de salida de la Unión Europea  por el que atraviesa, estamos dando puntual seguimiento, y estamos preparados para hacer frente al escenario que resulta de las decisiones que tomen una vez que se active el artículo 50 de la propia Carta; si se decide suspender los compromisos comerciales en su totalidad que tiene Reino Unido con la Unión Europea, estaremos en la posibilidad y en la intención de buscar una negociación de Tratado de Libre Comercio.

Si por el contrario, se decide mantener un esquema similar a una unión aduanera, no cambiará en gran cosa nuestra relación con ese país.

Pero estamos atentos a estos procesos, Senador, tanto en Europa como en Reino Unido, en lo particular y buscaremos aprovechar las oportunidades que se presenten en cualquier escenario.

Por otra parte, tenemos dentro del marco de  nuestra estrategia de política exterior que compartí con esta soberanía a mi llegada a este recinto, de diversificar nuestras relaciones, fortalecer las que ya tenemos, promover el libre comercio y los procesos de integración y mantener una presencia multilateral propositiva y crecientemente activa.

Comparto con esta soberanía que he mantenido ya una reunión con el Secretario General electo de la Organización de las Naciones Unidas que asumirá su encargo a finales de este año, y hemos mantenido un diálogo donde se puede apreciar, primero, por parte del Secretario General una alta valoración por el activismo y el liderazgo de México en los distintos foros y temas multilaterales, subrayando las áreas de oportunidad que vemos hacia el futuro inmediato.

Por ejemplo, el compromiso de la comunidad global, llegar en el año de 2018 a un compromiso global en  materia de migración, donde México está  llamado a tener un papel de liderazgo y de gran relevancia,  hemos, por cierto ya, pedido ser sede de una de las reuniones preparatorias de este compromiso global, el año que entra, y apreciaremos mucho que el Senado de la República pueda trabajar de la mano de la Cancillería para fomentar y cimentar el liderazgo que queremos tener en esta materia.

Además, en otros temas de interés del nuevo Secretario General y de la Organización de Naciones Unidas que se estarán revisando, el liderazgo de México es indiscutible, el comercio de armas, por ejemplo, el esfuerzo por la paz sostenible o la prevención y el hacer frente a los retos del cambio climático, entre otros.

Por lo que hace a Estados Unidos, como usted mismo ha señalado, Senador, es una relación estratégica para nosotros, nuestro principal socio-comercial es una relación multifacética, multidinámica que se expresa a través de la acción cotidiana de muchos factores en distintos niveles, y el gobierno de la República  tiene como principio rector, primero, el buscar en todo momento la protección de nuestros connacionales que están en Estados Unidos, 12 millones de  mexicanos nacidos en México, pero una comunidad de origen mexicana de más de 35 millones de personas.

También, seguir fortaleciendo las estrategias de empoderamiento de nuestra comunidad para que se pueda integrar mejor tener acceso a más derechos, y tener una incidencia mayor en las tomas de decisiones en ese país que le impactan.

Y, promover de manera muy importante nuestros intereses, nuestros intereses económicos, nuestros intereses culturales, y fortalecer  nuestras relaciones y nuevos vínculos políticos a todos los niveles en la Unión Americana.

Concluyo, Senador, diciendo que esta es una tarea que, sin duda, es de las tareas más relevantes y de las responsabilidades más importantes que tiene la Cancillería quien conduce este esfuerzo, pero que, este es un esfuerzo que trasciende a la propia Cancillería.

Que si bien lo desplegamos de manera cotidiana a través de 50 consulados y nuestra embajada, y de 3600 funcionarios públicos que trabajan en Estados Unidos en esta agenda de promoción, protección, empoderamiento de nuestros connacionales y de nuestros intereses, también es una agenda en la que están sumados y deben estar sumados de manera cotidiana todos los órganos del Estado mexicano, la sociedad civil, la comunidad empresarial y la comunidad cultural.

Muchas gracias, Senador.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, señora Secretaria.

Senador, por favor

El Senador Manuel Cárdena Fonseca: Con el permiso de la Presidencia.

Muchas gracias por sus respuestas, señora canciller.

Debo de reconocerle su actuar prudente en un campo minado y lleno de amenazas externas en las que las siete economías principales del mundo tienen problemas hacia adentro de sus propias sociedades, dentro de sus propias fronteras, y ya no se diga entre ellas mismas.

Establecer ese actuar prudente como mecanismo de defensa ante daño colaterales, propios de las decisiones entre ellos, en este tiempo incierto, lo prefiero a asumir un protagonismo que le daría, lo que muchos aspiran, una nota de ocho columnas, pero 20 años de ostracismo.

En la diplomacia no se trabaja de otra manera, y sugiero que no se debe trabajar de otra manera.

Le felicito también, que no debiera de hacerlo porque es su trabajo, porque se mantiene prudente ante quienes reclaman que demos contestaciones avasalladoras ante los planteamientos de los grupos de los dos candidatos a la Presidencia de Estados Unidos respecto de discursos xenofóbicos.

Por lo menos, he leído 20 posiciones de usted en rechazo a eso, sea ante grupos de negocios, multilaterales o con gobiernos subnacionales de Estados Unidos.

Debo destacar que sí, en la parte diplomática, es evidente el esmerado esfuerzo que ha desarrollado en los Estados Unidos para proteger y velar por los intereses de 35 millones de mexicanos de primera, segunda o tercera generación que allá viven.

Y hago eco, y ratifico y suscribo las expresiones de los grupos parlamentarios de que tenemos que hacer un frente común en algo que a todos nos une. Decirle al estadounidense promedio la importancia que tiene México y los mexicanos en su bienestar en, como dirían ellos: su American Way Of Life.

A esos Dreams, como se califican, decirles: que nosotros somos parte de su solución, no de sus conflictos.

Así, pues, gracias, ahí sí, gracias porque no necesariamente es una obligación, por su elegante silencio ante expresiones de diferentes orígenes que buscaran en usted encontrar la nota de 15 minutos.

Y reconozco a los mexicanos en Estados Unidos, y los acompaño en su rechazo a cualquier discurso anacrónico de xenofobia y de exclusión. Y también los acompaño como residentes en Estados Unidos, pero también les expreso que estén muy atentos y no se dejen engañar por promesas de campaña.

Tampoco me la creo, no creo que a todos los latinos que estén convocando desde México a votar, lo vayan a hacer sólo por una de las ofertas políticas. Sería tanto como desconocer la propia lógica de ese país, pero más allá de puntualizar en los detalles, en el respeto que me merecen para definir por ellos mismos, mi afecto y comprensión, pero siempre buscando que la política exterior y la diplomacia no se anclen en la estacionalidad de una elección, sea de nuestro principal socio comercial o sea de nuestras distintas opciones como el bloque europeo.

Muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, señor Senador.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Martha Tagle.

La Senadora Martha Angélica Tagle Martínez: Gracias, Presidente.

Bienvenida, Secretaria.

Se decía que una de las características de que el PRI regresara a gobernar era porque ellos sí sabían gobernar. Y en materia de política exterior, sin duda, tenía importantes maneras de demostrarlo.

Sin embargo, hoy a cuatro años de regreso del PRI a la Presidencia de la República, si tuviéramos que caracterizar la política exterior mexicana, yo la resumiría en tres formas:

La política exterior de nuestro país es suntuosa y onerosa, aplica el dicho de: “candil de la calle y obscuridad de su casa” y reafirma la posición de México como traspatio de Estados Unidos, donde se hace el trabajo sucio en materia de migración y deportación, así como el combate a las drogas.

Y me explico mejor.

La política exterior, implementada por el gobierno federal bajo el llamado eje México con Responsabilidad Global, ha captado la atención no por las contribuciones ni la ampliación ni fortalecimiento de las relaciones con otras naciones, tampoco por los instrumentos y mecanismos signados por México, sino por los excesos en los viajes internacionales, suntuosidad y onerosidad tanto del titular del Ejecutivo como de las comitivas oficiales y demás acompañantes, así como de la incongruencia en materia de derechos humanos.

Y un botón de muestra.

Recientemente en el reportaje titulado “Viajes de rey frente a un México empobrecido” donde se da cuenta de la numeraria y lujos de la visita del Ejecutivo a Francia que contó con una comitiva de 400 personas.

Nuestro país es el ejemplo claro del refrán: “candil de la calle, obscuridad de su casa”.

Mientras que en cumplimiento de la decisión presidencial de reanudar la participación de México en las operaciones de mantenimiento de paz de las Naciones Unidas, cuyo objetivo es ayudar a países desgarrados por conflictos a crear las condiciones por una paz duradera, nuestro país se convulsiona con altos índices de violencia y criminalidad que eluden la paz social.

Así la simulación parece ser el epílogo de la política exterior, ya que en materia de derechos humanos en este IV Informe se plasma que, y cito: “México ha promovido lo más altos estándares de derechos humanos en foros universales y regionales fortaleciendo la coordinación interinstitucional para el diseño y ejecución de políticas en la materia, y de esta manera ha construido a una política activa de derechos humanos en el plano internacional basada en la cooperación multilateral, lo que le ha otorgado un papel de liderazgo en las distintas regiones”.

No voy a enumerar aquí ya lo que el Senador Zoé Robledo hizo con anticipación de las múltiples observaciones de organismos internacionales en materia de derechos humanos, y cómo México ha incumplidos con ellos.

Mi postura es a favor de la presencia de México en el exterior, de una sólida política exterior en congruencia y con el más estricto apego a los derechos humanos bajo los principios de justicia, democracia y solidaridad que den certeza a lo plasmado en la fracción X del artículo 89 constitucional, y no den una política exterior de oropel.

Por otro parte, es muy importante no dejar pasar este otro tema.

La Asociación de los Empleados Locales de la Secretaría de Relaciones Exteriores en Estados Unidos que suman más de 1700 empleados que trabajan en la Embajada, la misión permanente de la OEA, y en los 50 consulados de México en los Estados Unidos, han alertado de la situación laboral en la que se encuentran aunado al déficit de diplomático, provocado por los escasos lugares que se abren en los esporádicos concursos de ingresos al Servicio Exterior Mexicano, proceso que, por cierto, ha sido cuestionado por su cerrada discrecionalidad y por presentar serias fallas, así como la inexistente oportunidad de ascenso por méritos y experiencia de los empleados locales para ser asimilados.

Desde 2015 la Secretaría de Relaciones Exteriores no ha respondido a esta Asociación en cuatro temas fundamentales.

Ser reconocidos como empleados de la Secretaría de Relaciones Exteriores en contra posición a la errónea figura de prestadores de servicios profesionales independientes.

Un ajuste salarial justo y que realmente compense la devaluación del poder adquisitivo afectado por los índices inflacionarios durante los últimos 15 años, tiempo en el que no se ha aumentado en general de manera sustantiva.

Tres. La extensión del seguro médico a los familiares y dependientes económicos de los empleados locales.

Y cuatro. La integración como derechohabientes al Instituto de Seguridad Social al Servicio de los Trabajos del Estado, conveniente para adherirse al sistema de pensiones correspondiente.

Y en ese sentido, Secretaria, hago unas preguntas.

¿Cuál fue el motivo del aumento en su oficina y la disminución del presupuesto para otras áreas sustantivas de la Secretaría?

Se redujo 11% de presupuesto por la Subsecretaría para Asuntos Multilaterales y derechos humanos, si hay una baja inversión en el área de derechos humanos ¿a quiénes se les prestará de manera prioritaria dicha atención?

Por sus respuestas, muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora.

Tiene el uso de la palabra la señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senadora, por sus comentarios y por sus preguntas.

Comienzo reiterando que la política exterior del gobierno de la República, que encabeza el Presidente Enrique Peña Nieto, es una política exterior que concilia sus principios con los intereses de nuestro país, que se solidariza y promueve las mejores causas de la humanidad, que busca ejercer un liderazgo activo y proactivo en las distintas regiones del mundo, y que promueve un multilateralismo constructivo y responsable.

El tema que usted aborda respecto del presupuesto en la Secretaría y el reto que tenemos, efectivamente, con los de atención a los mil 654 trabajadores locales que laboran en nuestras representaciones en Estados Unidos, permítame compartirle, Senadora, que desde que asumí la titularidad de la Cancillería he buscado y así lo he instruido al equipo de la Secretaría, tanto de la Subsecretaría de América del Norte, como de la Oficialía Mayor, y a los propios cónsules, que tengan un diálogo directo, abierto y franco con nuestros empleados locales en los consulados.

Que yo misma he sostenido encuentros con los empleados locales, tanto en la Embajada en Washington, como en otras sedes consulares, y que los prestadores de servicios profesionales o empleados locales, son contratados directamente por los consulados, son contrataciones de naturaleza temporal, así está concebido en los propios contratos individuales que ellos celebran, y los términos de esas contrataciones son acordadas por las partes al momento de suscribirse los contratos.

Sin embargo, estamos conscientes de los retos que enfrentan dichos empleados locales y por eso hemos buscado mantener un diálogo que nos permita encontrar alguna solución a sus planteamientos. Estamos en un entorno económico sumamente complejo y por ello nos ha representado un doble esfuerzo el haber podido, por ejemplo, este año, aumentar 4% el salario de estos empleados temporales, en un entorno de reducción presupuestal hemos hecho un esfuerzo muy significativo para las finanzas de la propia Secretaría y poder dar  este aumento de 4% a su sueldo neto.

Entendemos, insisto, en la problemática que plantean, pero también tenemos restricciones significativas por parte de nuestra ley, por parte de la ley norteamericana, que también  ya ha determinado de limitar a un período de máximo cinco años el período en el que se puede contratar a un nacional de otro país que no es residente permanente o ciudadano norteamericano en cualquier representación del exterior. Constreñidos también por los términos de los propios contratos que han firmado cada uno de estos empleados temporales locales, y constreñidos por un entorno económico muy comprometido.

Sin embargo, insisto, hemos hecho este esfuerzo de aumentar en 4% su percepción salarial neta y continuaremos en esta comunicación y diálogo directo con ellos para poder identificar otras áreas de oportunidad que nos permitan responder mejor a sus planteamientos.

Y respecto a lo que usted señala de los gastos de la Cancillería, y particularmente en lo que tiene que ver con mi oficina.

Por un lado, compartir con esta soberanía, que  la Cancillería es como ustedes seguramente lo saben, una de las Secretarías de Estado que más se ve afectada por la volatilidad cambiaria.

El 68% de nuestro presupuesto se utiliza para la operación de las representaciones de México en el exterior y para el pago de cuotas a organismos internacionales. Sin embargo, este año, al igual que otras Secretarías de Estado, hemos visto reducido nuestro presupuesto en atención al entorno económico y al esfuerzo que toda la Administración Pública Federal debe hacer para hacer frente a esta circunstancia de la economía. 

Hemos visto reducido en más de 20% el Capítulo 3000, el rubro de servicios generales. Hemos visto reducido también en más de 28% el capítulo que tiene que ver con las transferencias, asignaciones, subsidios y otras ayudas que impactará en nuestra posibilidad de cubrir nuestras cuotas con organismos internacionales.

Y el aumento al que usted se refiere, Senadora, tiene que ver, no con un aumento del gasto de la oficina de la canciller, no es un aumento en gastos de operación, sino responde en primer lugar a recomendaciones de la Auditoría  Superior de la Federación, en la que pide se refleje la asignación real del personal a las funciones de cada una de las áreas, no representa contrataciones adicionales de personal o aumento en sueldos, desde luego, simplemente es una alineación en la estructura y funciones de personas y de tareas dentro de la propia Cancillería.

De hecho el gasto de operación de la oficina de la canciller se redujo en más de 23% para este año, y el aumento que usted ve reflejado es justamente en esta reubicación de personas a las áreas donde deben desempeñarse.

Por cierto, en el presupuesto, cuando se refleja oficina del titular, en este caso de la canciller, se refiere no sólo a la oficina propiamente de la titular a la Coordinación de Asesores o a la Jefatura de Oficina, sino también a la Dirección General de Comunicación Social, a la Consultoría Jurídica de la propia Cancillería, a la Dirección General de Protocolo, a la Unidad de Equidad de Género. Es decir, se agrupan  distintas áreas de la Cancillería, se alinean funciones y personas, y eso se refleja en ese aumento al que usted hace referencia.

Celebro que nos lo haya preguntado para poder aclararlo.

Finalmente, compartir también con esta soberanía, que a partir del último trimestre de este año 2016 y durante todo 2017, estaremos implementando medidas de austeridad muy estrictas, una reducción de 80% en los gastos de orden social en las representaciones en el exterior y una reducción en el gasto corriente, en todas las oficinas centrales de la Cancillería y también en las delegaciones, en las 44 delegaciones que tenemos en todo el territorio nacional.

Muchas gracias, Senadora, por su atención.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Secretaria.

Senadora Martha Tagle.

La Senadora Martha Tagle Martínez: Señora Secretaria, le agradezco mucho su respuesta, sin embargo, de alguna manera le voy a decir que me parecen contradictorias, porque frente a los recortes que usted manifiesta necesarios por la crisis económica que se enfrenta en el sector público en materia de presupuesto, tenemos por otro lado, justamente lo que le decía hace un momento, la suntuosidad con la que se generan los viajes y comitivas por parte del gobierno mexicano.

Y me parece muy lamentable que a pesar de que se esté haciendo un esfuerzo importante a los empleados locales de México en Estados Unidos, en 15 años  solamente se les haya aumentado un 4% de su salario, sin considerar la devaluación de la moneda y todo lo que ha implicado durante este tiempo los recursos a los que ellos también  deberían de tener derecho por ser empleados de México.

El día de hoy en el periódico Reforma se publica una nota en la cual se prevé la cancelación de plazas consulares, que como usted manifiesta son contratados por los consulados a través de la figura jurídica de servicios profesionales e independientes en Estados Unidos a través de contrataciones bimestrales o anuales.

Por lo que la terminación de su contrato no presenta un despido injustificado, así lo ha manifestado usted.

Sin embargo, ante esta situación, los empleados han manifestado su preocupación dadas las prácticas de corrupción y nepotismo en el servicio exterior que ponen en peligro su precaria situación laboral, argumentando que el artículo 47 de la Ley del Servicio Exterior Mexicano, se encuentran plasmados sus derechos y prestaciones, mismos que hasta la fecha no han sido garantizados.

Pero independientemente de este tema, señora Secretaria, y ya sin ahondar en el lamentable caso de la visita de Trump, quiero señalar que es muy preocupante que la política exterior esté conducida por ocurrencias y no por una política basada en los criterios de esta política exterior.

El tema de la visita de Trump ha sido ampliamente ventilado que no fue una decisión tomada desde la Cancillería.  Entonces, ¿quién toma las decisiones?

Por sus respuestas, muchas gracias, Secretaria.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Ana Gabriela Guevara.

La Senadora Ana Gabriela Guevara Espinoza: Gracias, Presidente.

Saludo a la Secretaria con afecto y darle la bienvenida al Senado, y esta ocasión quiero tocar un tema que más allá de haberlo constatado y haberlo visto y haberlo escuchado,  desde el año 2015, hice un punto de acuerdo que presenté ante esta soberanía, relativo a un exhorto que hago de la propia Cancillería, de intervenir en el paquete de demandas de los trabajadores consulares que trabajan para nuestro país, a fin de resolver esta negativa. Este conflicto se puede leer de múltiples irregularidades,  su obligada vulnerabilidad a los empleados consulares, no sólo el tema salarial, sino el tema ambiental y laboral. Desafortunadamente el punto de acuerdo que se emitió  ahora y que no caminó.

 En vista de esas circunstancias que son latentes, incluso se han agudizado, el Comité Nacional de Empleados Locales de la Secretaría de Relaciones Exteriores  en Estados Unidos, envió una emisiva que reduciré, la haré más corta de lo que contiene.

Y dice:

“Somos alrededor de mil 700 empleados locales que trabajamos en la Embajada para la Misión Permanente de la OEA en los 50 consulados de México en Estados Unidos, que servimos a los 11.6 millones de mexicanos que residen en el país.

Trabajamos con recursos materiales limitados,  por el nulo crecimiento del presupuesto asignado a la propia Secretaría, que prevalece por casi dos décadas.

Contamos con un déficit diplomático provocado por los escasos lugares que existen disponibles para esporádicos concursos de ingresos al Servicio Exterior Mexicano, proceso que ha sido cuestionado por la cerrada discrecionalidad, así como la inexistente oportunidad de ascenso por méritos y experiencia de empleados locales para ser asimilados al Servicios Público de Carrera.

Gracias a las miles de personas que trabajamos para el gobierno de México en el exterior, no solamente hemos superado el número de trámites que ofrecen las delegaciones de la Cancillería, sino también a oficinas de otras dependencias gubernamentales que se encuentran operando en el territorio mexicano.

Brindando mejores servicios y más diversificados, incrementando la capacidad de atención a la comunidad y brindando atención integral emitimos un documento de entidad en tiempo récord, como el acta de nacimiento y la solicitud de credencial para votar desde el extranjero. Ofrecemos atención al público los siete días de la semana en horarios extendidos y en lugares alejados de la sede consular a través de las jornadas sabatinas.

Guardias de protección consular las 24 horas del día, consulados sobre ruedas y móviles, y estamos a cargo de registrar los más de dos millones de compatriotas doblemente invisibles que migraron a los Estados Unidos, sin registro de nacimiento, a principios del siguiente año.

Debido a nuestros sueldos será prácticamente congelados. La Agencia del Censo de los Estados Unidos nos califica actualmente como personas de bajos ingresos.

El Departamento de Estado de los Estados Unidos recientemente informó que las embajadas sobre los cambios y muy importantes deben de considerar los empleados locales que se encuentran contratados con una visa que les permite trabajar en oficinas de misiones extranjeras.

La mayor parte de esas personas que laboramos y las representaciones de México nos encontramos en este supuesto:

La primera establece que los dependientes del personal local no podrán solicitar más permisos de trabajo o renovación como anteriormente se hacía.

La segunda disposición establece que dichos empleados no podrán permanecer en su cargo por más de cinco años.

Cabe destacar que a la fecha no hemos sido notificados formalmente por ningún funcionario sobre  estos cambios que afectarían severamente a miles de familias, situación que denota el trato negligente y que tiene hacia su personal local en el exterior.

Deseamos hacer de su conocimiento que cada vez que se escucha más hablar de las intenciones de hacer recortes sin precedentes de empleados locales, no renovando los contratos el próximo año a cientos de compañeros argumentando motivos presupuestales, que no solamente ahora sobre este tema, sino todo lo que concierne alrededor de la Cancillería, como lo han hecho ver algunos de mis compañeros y compañeras, y se dice que comenzarán por quienes tienen plazas temporales.

Para llevarse a cabo lo anterior, no sólo la mayoría de nosotros, sino nuestras familias se encontrarán en grave riesgo, sino también la comunidad a la que servimos a la fecha considerando dos escenarios posibles al respecto a la elección presidencial de los Estados Unidos, estos recortes de personas afectará la comunidad mexicana en este país.

Por ello, nos manifestamos en favor del fortalecimiento y las representaciones diplomáticas de México en los Estados Unidos para empoderar y activar consultivamente a los mexicanos que vivimos fuera de nuestra patria.

A continuación enumeraré las peticiones que hacen estas personas: Ser reconocidos como empleados de la Cancillería en contraposición a la errónea figura de prestadores de Servicios Profesionales Independientes; y dos, un ajuste salarial que realmente compense la devolución del poder adquisitivo efectuado por los índices inflacionarios durante los últimos 15 años cuando sucedió un aumento general.

Sería todo, Presidente.

Muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora.

Tiene el uso de la palabra, señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senadora.

Particularmente por ser portavoz de las preocupaciones de los empleados consulares en Estados Unidos, reiterarle que, sin duda, es su labor importante para la Cancillería, que es su trabajo también quien ha permitido que durante el año pasado, por ejemplo, hayamos recaudado más de 160 millones de dólares, que hayamos emitido más de cinco millones de actos consulares, dado más de 257 mil actas del Registro Civil, un millón y medio de pasaportes y más de un millón de matrículas, y que en lo que va de este año hayamos realizado más de dos millones de actos consulares; 580 mil pasaportes, 442 mil matrículas y recibido y atendido más de dos millones de llamadas a través de Mexitel.

Son, sin duda, parte valiosa de la labor de la Cancillería, parte fundamental de los servicios que prestamos a nuestra comunidad en Estados Unidos y, reitero, nuestra disposición de seguir teniendo un diálogo, pues directo con los empleados consulares.

Como compartí con esta soberanía en mi intervención anterior, es verdad que hay un enorme reto que enfrentamos, un reto presupuestal que no estamos exentos del ajuste presupuestal en estos meses y para el año entrante, al que está sujeto toda la Administración Pública Federal, y que a pesar de eso hemos buscando la manera de poder dar un aumento a estos empleados consulares que tanto fortalecen nuestra labor y nuestra vinculación con nuestras comunidades.

Mantendremos el diálogo, Senadora, y buscaremos encontrar oportunidades de solución conjuntas a los retos que nos plantean, insisto, sin dejar de considerar los límites que nos imponen nuestra propia ley; las leyes de Estados Unidos y los propios, en el marco contractual que han suscrito los propios empleados temporales en Estados Unidos.

Le agradecería mucho si me comparte, aunque ya nos los ha enviado de nueva cuenta este documento para que podamos seguir avanzando en esta búsqueda de soluciones compartidas y la invitaría también, como ha hecho hasta ahora, que nos acompañe en estas pláticas y en esta búsqueda de soluciones, tomando en cuenta el difícil y complejo entorno que enfrentamos.

Muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, señora Secretaria.

Y para hacer la réplica tiene uso de la palabra la Senadora Layda Sansores.

La Senadora Layda Sansores San Román: Presidente.

Compañeras, compañeros, señora Secretaria.

Antes de hacer mis reflexiones, aprovecho la oportunidad ya que se congratula de una excelente relación con los países de las regiones del Caribe, para insistirle que haga lo necesario, dado que es de extrema urgencia el que haitianos y africanos estén hacinados en la frontera y pueda transitar lo más pronto posible.

Quiero decirle que su informe es el más voluminoso de todos.

Está hablando de ajustes presupuestales, de austeridad muy estricta, ¿Para qué tanto gasto?

Mire nada damas, qué costoso papel, qué chulas fotos. Está plagado de historias de un mundo virtual y  más parece una apología a la vanidad de una rendición de cuentas.

En este legajo, no se incluye la respuesta al comunicado conjunto que enviaron expertos y relatores independientes de la ONU, a través del Embajador en Ginebra y que hace referencia que el TPP, viola derechos humanos.

No sé si lo leyó, si se lo hizo llegar, si no también yo se lo puedo hacer llegar, ya que no sé si, como no se hablaba usted con Basáñez, pues a lo mejor tampoco se habla con el Embajador Jorge Lomónaco.

Quiero decirle que, yo nada más le pediría una copia de la respuesta que dio a ese comunicado, como me parece muy importante y ha sido un error guardar silencio.

Creo que en lugar de dedicarse a seducir a Corea para que se sume al TPP, primero debería de estar informando al pueblo de México, sobre el peligro que representa el Tratado de Asociación Transpacífico.

Y enterarlos sobre la comunicación que le enviaron a usted los expertos de la ONU, sobre esta violación de derechos humanos en materia de salud, de libertad de expresión, de alimentación, de consulta indígena, entre otras cosas.

Y sobre lo que ese tsunami que levantó la invitación a Trump, usted dirá lo que quiera, pero la percepción que se tiene es que la Secretaría de Relaciones Exteriores es itinerante.

Unas veces está ubicada en la Secretaría de Relaciones, está en Los Pinos, en Bucareli, mucho tiempo estuvo instalada en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, y a veces es hasta invisible.

Mire, Secretaria, usted pasó de ser Secretaría de Relaciones Exteriores a acólito en la misa, y ha acotado su papel a que este columpiando el incensario. Es una vergüenza.

Ubíquese, señora Secretaria, usted no es representante de negocios, no sigue a la cabeza de la Secretaría de Turismo, no es la acompañante del mandatario, es usted, la canciller de este país, asúmalo.

Gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Layda.

Tiene uso de la palabra el Senador Juan Gerardo Flores.

El Senador Juan Gerardo Flores Ramírez: Muchas gracias, Presidente.

Hay quien vino a caracterizar la política exterior desde una muy estrecha o desde un muy estrecho ejemplo de  miopía, de análisis simplón que se atreve a afirmar que nuestra política exterior muestra que somos traspatio de Estados Unidos.

Quien hace un análisis serio de nuestra política exterior no puede hacer tan ligera afirmación, así como tampoco puede venir a decir aquí que la política exterior se consolida a partir de ocurrencias.

Afirmar que se construye a partir de ocurrencias es descalificar a la ligera y ofender a este prestigiado cuerpo  diplomático que históricamente ha distinguido a nuestro país por encima del de muchas naciones.

Acabo de escuchar también a alguien que viene aquí a advertir o a señalarle a la canciller sobre la necesidad de revertir los peligros del TPP.

A quien pronunció eso, hay que decirle que no se precipite, que llegará el momento que el Senado de la República discutirá ampliamente todo lo relacionado con el TPP de cara a su ratificación.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y los 17 objetivos de desarrollo sostenible no se limitan a la erradicación de la pobreza, éstos conforman una agenda universal ambiciosa y transformadora que abarcarán las tres dimensiones del desarrollo sostenible, el crecimiento económico, la inclusión social y la protección ambiental.

La mitigación del cambio climático y los procesos de desarrollo están estrechamente relacionados, se ha tomado conciencia de que las intervenciones vinculadas al cambio climático desempeñan un papel esencial para el desarrollo sostenible y la erradicación de la pobreza.

En ese sentido los retos que enfrentamos son más complejos y exigen acción colectiva de todos los actores de desarrollo.

Si bien se ha logrado una mayor integración de los aspectos medio ambientales en la concepción y planificación del desarrollo, el deterioro del medio ambiente se ha agudizado en numerosas regiones del mundo.

El informe de los objetivos de desarrollo del Milenio de 2015 indica que si bien se ha frenado la deforestación, ésta sigue siendo una amenaza a la supervivencia de especies y el sustento de millones de personas.

Por lo que es necesario incrementar  nuestros esfuerzos para evitar una mayor pérdida de biodiversidad. Aun cuando la Agenda 2030 es un compromiso universal, los países en desarrollo necesitan fortalecerse y acercarse a soluciones que les acorten el camino hacia la prosperidad.

México como cooperante dual recibe y ofrece cooperación internacional para el desarrollo con el objetivo de fortalecer sus políticas públicas e instituciones.

Este año se cumple el quinto aniversario de la Agencia Mexicana para la Cooperación Internacional. 

Aspirar a ser un actor con responsabilidad global requiere necesariamente una política de cooperación internacional para el desarrollo activa y coherente con nuestras capacidades nacionales.

En este sentido, señora Secretaria, le pido nos dé un balance de los programas de cooperación internacional de nuestro país que mantiene con socios internacionales, en específico sobre  los temas de medio ambiente, cambio climático y protección de los recursos naturales.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Flores.

Señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senador.

Efectivamente la Amexcid y la Ley de Cooperación Internacional para el desarrollo cumplen cinco años, y creo que más que celebrar el nacimiento de la institución debemos celebrar el esfuerzo que ha realizado el Estado mexicano para articular un verdadero sistema de cooperación internacional para el desarrollo.

La Amexcid ha venido avanzando gradualmente en consolidarse como una institución, la institución responsable de la cooperación internacional para el desarrollo en México, buscando vincular y articular no sólo los esfuerzos del gobierno de la República, sino también los esfuerzos de otros actores de manera creativa, y, particularmente en esta coyuntura en torno a la implementación de la Agenda 2030 de desarrollo sostenible.

Tenemos un programa de cooperación con acciones que involucran a todas las dependencias prácticamente del gobierno de la República. También a los gobiernos estatales, a las organizaciones de la sociedad civil y a otros factores, y queremos posicionar a nuestro país como un líder también en  la medición y el registro de la cooperación internacional para el desarrollo.

Tenemos un enorme reconocimiento por la fortaleza de nuestras instituciones y por la articulación de este sistema que hemos logrado todos en estos cinco años, y hemos, de manera muy concreta, nosotros como país, sobre todo focalizado lo que es nuestra cooperación hacia una región que es clave para nosotros no sólo por los lazos culturales e históricos que tenemos, sino porque estamos convencidos que la prosperidad de México, la seguridad de México.

La mejor manera de enfrentar muchos de los retos que tenemos como el cambio climático pasan  a través de la cooperación  internacional para el desarrollo fortalecer a otros países, particularmente en la región de Centroamérica y del Caribe, es hacia esta región donde tenemos destinados  nuestros mayores esfuerzos en materia de cooperación, 248 proyectos que van, desde el compartir y fortalecer sus capacidades para la toma de decisiones a partir de, por ejemplo, compartirles datos del Inegi y satelitales respecto de su propia geografía, hasta desarrollar proyectos de infraestructura educativa o infraestructura literalmente de comunicaciones.

Por cierto, estamos buscando que a través de nuestros fondos de cooperación podamos, en esta coyuntura tan difícil que atraviesa Haití, canalizar recursos para la reconstrucción de infraestructura vital.

Pero también somos un país que crecientemente, a través de la cooperación triangular, busca construir estas capacidades, y así lo hemos acreditado con nuestra agenda de cooperación con otros países, principalmente de Europa.

Hemos apoyado también a través de la Amexcid del Programa Mesoamericano para el Uso Eficiente y Racional de Energía.

Hemos beneficiado a 18 países de esta región con infraestructura de datos espaciales.

Apoyamos el establecimiento del Centro de Servicios Climáticos para Mesoamérica y el Caribe.

Y hemos constituido también un fondo de asistencia humanitaria que nos permite, con reglas muy ágiles, poder dar cooperación, ayuda a países de la región que tengan alguna situación de emergencia de crisis, como es el caso de Haití.

Estamos convencidos de que es una enorme fortaleza del Estado mexicano el contar, no sólo con la Amexcid, sino con este Sistema de Cooperación Internacional para el Desarrollo, que debemos seguir fortaleciéndolo, y que es un instrumento ideal para seguir siendo solidarios de una manera estratégica y tangible con países hermanos, pero también un instrumento importante para avanzar en nuestra visión de desarrollo sostenible que compartimos y que se expresa en la Agenda 2030.

Recordando a esta soberanía que México tuvo un papel muy importante en la negociación y los procesos de seguimiento de la propia agenda, incorporándose, por ejemplo, a instancias de México la visión del enfoque multidimensional de la pobreza; el reconocimiento de las contribuciones de comunidades migrantes al desarrollo, o la igualdad de género y el empoderamiento de niñas y mujeres como un eje importante a lo largo de toda la Agenda 2030.

Fuimos uno de los primeros países, y el primero en vías de desarrollo de presentar su revisión nacional voluntaria, y copresidimos además el Grupo Interinstitucional y de Expertos encargado de elaborar los indicadores globales de los objetivos de desarrollo sustentable.

Y finalmente, recordarle a esta soberanía que México ha determinado la creación, así lo ha instruido el Presidente de la República, del Consejo Nacional para la Implementación de la Agenda 2030, que estará encabezado por el propio Presidente de la República y que nos permitirá a todos tener una actuación ordenada, sistemática, medible, que nos permita también poder focalizar mejor nuestros recursos para lograr un cumplimiento de esta agenda tan importante a la que México ha contribuido tanto, pero sobre todo con la que está comprometida en una visión de desarrollo que beneficie a todas las mexicanas y los mexicanos y a las futuras generaciones.

Muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Secretaria.

Senador Flores.

El Senador Juan Gerardo Flores Ramírez: Muchas gracias, Secretaria.
Agradezco la amplia descripción que nos hace sobre los programas o los avances en materia de programas de cooperación.

Usted señalaba ahorita en su respuesta que los retos, como el cambio climático, pasan por la cooperación.

Mencionaba usted, de manera muy concreta, que por ejemplo se trabaja en fortalecer capacidades de la región centroamericana a través de 248 proyectos.

Que México hace esfuerzos de cooperación triangular, principalmente con países de Europa.

Nos mencionaba, nos daba usted un ejemplo de la creación, por ejemplo, del Centro de Servicios Climáticos para Mesoamérica y el Caribe.

De la instalación del Consejo para la Implementación de la Agenda 2030, en fin.

Usted abordó o explicó de qué manera México tiene programas de cooperación con distintos países de distintas regiones del planeta, así como también en distintos temas que son ejes de política, tanto interior como exterior, y esto me sirve simplemente para reiterar y para mostrar que cuando alguien viene aquí a hablar de que la política exterior de México refleja que somos el traspatio de Estados Unidos, simplemente es porque habla a la ligera, que no revisa con detenimiento lo que realmente hace nuestro país, porque está claro que México trabaja arduamente con otros países.

En su intervención, usted lo señaló también, el tema de los años duales con el Reino Unido y Alemania. Entonces, me parece que tenemos que hacer un trabajo más serio en el Senado de la República si queremos abonar a una discusión seria de la política exterior de nuestro país.

Es cuanto, señora Secretaria.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Gerardo Flores.

Tiene el uso de la palabra el Senador Rabindranath Salazar Solorio.

El Senador Rabindranath Salazar Solorio: Con el permiso de la Mesa.

Compañeras, compañeros Senadores.

Señora Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu, bienvenida al Senado de la República.

Muchos de nuestros connacionales que han buscado una mejor vida en el extranjero se han enfrentado a situaciones de vulnerabilidad por violaciones a sus derechos humanos, así como por la imposición de visas que determinan quiénes pueden no viajar a un determinado país.

Es por ello que reconocemos de antemano a la Secretaría de Relaciones Exteriores la atención del tema que reiteradamente hemos expuesto y que criticábamos, que fue la imposición de visas para mexicanos en Canadá, ya que decíamos significaba un retroceso en nuestras relaciones con este país, y que mediante la gestiones diplomáticas han dado como resultado la eliminación de ésta a partir del primero de diciembre de este año.

Debido a esto se abre la oportunidad de fomentar los sectores turísticos, laborales, de negocios o de estudios de los mexicanos en este país.

No obstante, me es imprescindible señalar que aún faltan muchos temas que atender en materia de política exterior, ya que ante el escenario internacional nuestro país es visto como un Estado rebasado por la inseguridad, la impunidad y la corrupción en todos los ámbitos de la vida política.

Desafortunadamente el gobierno no abona en lo más mínimo para erradicar esta mala visión de Estado y pareciera que sus actos hacia el exterior buscan incrementar esta mala imagen.

El pasado 15 de enero del presente año el exgobernador de Coahuila, Humberto Moreira, fue detenido en el aeropuerto de Madrid por el delito de lavado de dinero.

En la misma fecha la Secretaría de Relaciones Exteriores emitió un comentario al respecto, informando de la notificación recibida por parte de las autoridades españolas sobre la detención del exgobernador.

En la misma comunicación la Secretaría a su cargo manifestó que a través de la representación mexicana en España se velaría porque el caso se apegara al debido proceso y se respetaran sus derechos humanos, así como que se le brindaría la asistencia consular en caso de ser solicitada, como ocurre en el caso de cualquier ciudadano mexicano sujeto a requerimientos judiciales en el exterior.

Sin embargo, esto no fue un caso de cualquier mexicano ya que funcionarios de la Embajada mexicana en España le dedicaron muy especial atención al caso, al igual que la Procuraduría General de la República.

Gracias a esta activación inmediata, Humberto Moreira salió libre el pasado 22 de enero, es decir, bastaron solamente siete días para atender y resolver este penoso caso.

Por esta razón, diversos Senadores presentaron el pasado 25 de febrero un punto de acuerdo, de urgente resolución, para que usted y la titular de la Procuraduría General de la República comparecieran para que explicaran e informaran sobre las gestiones realizadas en el extranjero a favor de exgobernador, proposición que se desechó por la mayoría de los integrantes de este Pleno y se remitió a la congeladora legislativa en comisiones unidas de este Senado de la República.

Por esto, aprovecho esta comparecencia para poder preguntarle:

¿Cuál fue el papel de la Secretaría de Relaciones Exteriores en la movilización de la Embajada de México en España para acelerar el proceso de liberación del exgobernador de Coahuila?

¿Aceptaría usted una reunión de trabajo con los Senadores firmantes de este punto de acuerdo para revisar a detalle este caso?

Por otra parte, le recuerdo que en su anterior comparecencia le compartí una copia de la iniciativa de atención y protección de las y los mexicanos en el exterior, estamos hablando de poco más de 12 millones de compatriotas que por muy diferentes razones han tenido que emigrar.

En esta iniciativa se contemplan, entre otros temas, un presupuesto anual permanente para repatriaciones, asesoría jurídica, visitas a cárceles, centro de atención telefónica y de seguridad, consulados móviles y atención al público.

Cuando le entregué el documento nos comprometimos a que se realizarían mesas de trabajo y discusión de esta iniciativa que hoy en día es de suma importancia para los millones de mexicanos vulnerables en el exterior, no obstante, nunca se realizaron dichas mesas, pese a que el último, llamado el último contacto que estableció mi equipo de trabajo con la dependencia a su cargo fue de aproximadamente hace un mes.

Por lo que le exhorto, nuevamente, Secretaria, le regalaré nuevamente la copia del año pasado para reactivar esta propuesta y que de forma conjunta trabajemos en el análisis de la iniciativa para la protección de las y los mexicanos en el exterior.

Para finalizar voy a cerrar con el tema que ya varios de los compañeros han mencionado, pero que no puedo dejar de mencionarlo, uno de los episodios, sin duda, más críticos en su encargo como conductora de la política exterior de nuestro país, el cual, y como aquí se ha mencionado ya reiteradamente, se centra en la visita de Donald Trump a nuestra patria, que como todos sabemos desde el inicio de su campaña ha denigrado, insultado, humillado y discriminado a todos los mexicanos, y que por obvias razones ha generado un sentimiento generalizado de enojo e indignación.

No es como se ha dicho por alguno de mis antecesores compañeros que han mencionado que nos estamos rasgando las vestiduras, no, estamos hablando que de acuerdo con una encuesta celebrada en nuestro país, nueve de cada diez  mexicanos expresaron muy diversos adjetivos, eso sí, todos de rechazo absoluto hacia este personaje.

No obstante, fue recibido con todos los honores, para quien no merece el más mínimo de ellos. No entendemos la inexplicable decisión de recibir a un candidato, sin tener la certeza de que el otro acudiría, un encuentro cuyo efecto inmediato impacto en su proceso electoral, ya que relanzó la campaña del señor Trump y lo colocó de nuevo en la pelea por la presidencia.

Como bien sabe, el ánimo nacional como consecuencia de esta terrible decisión fue la irritación colectiva, al ser testigos de la incapacidad de nuestros representantes por defender la dignidad nacional ante tantos agravios.

Por lo que esta situación me motiva a preguntarle lo siguiente: ¿Tuvo usted participación dentro de la planeación, invitación, organización de este lamentable evento, donde hasta helicóptero le proporcionaron al candidato republicano?

Si su respuesta es afirmativa, sería algo muy, muy lamentable.  Si su respuesta es negativa, sería aún de mucha mayor preocupación que la conductora de la política exterior de nuestro país no haya sido tomada en cuenta en tan importante decisión. Pero mejor responda usted señora Secretaria.

Finalmente le traslado una pregunta que me pidió le hiciera Laura Rodríguez, una reconocida periodista de mi entidad, y que me hace recordar a Rubén Aguilar, vocero del ocurrente, expresidente de nuestro país, Vicente Fox Quesada, con su expresión de lo que el presidente quiso decir, cuando el Presidente Peña Nieto menciona que con el tiempo se conocerá la razón de la reunión con Trump.

Señora Secretaria, ¿usted sabe lo que quiso decir el Presidente?

Por su  respuesta, muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente  Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Rabindranath.

Señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senador.

Respecto al caso que menciona, de protección en nuestra Embajada de España, reitero a esta soberanía lo que en otras ocasiones he tenido oportunidad de compartir. La Cancillería mediante nuestra Embajada en España no realizó gestiones para la liberación del señor Humberto Moreira, ni para cerrar el caso.

El proceso que llevó a la liberación del señor Moreira fue responsabilidad exclusiva de las autoridades españolas, la Cancillería no giró ninguna instrucción específica al personal de la embajada, para que brindara ningún tipo de servicio, auxilio o acompañamiento en lo particular, ni distinto a lo que hacemos en los casos en los que se nos solicita.

En éste y en todos los casos, las gestiones que se hacen de acompañamiento por parte de la Cancillería, se hacen dentro de nuestro marco jurídico y de nuestras responsabilidades. Pero  insisto, no se giró una instrucción específica para dar ningún auxilio o apoyo extra.

Con muchísimo gusto, Senador, participaría en todas las reuniones a las que sea convocada de trabajo por usted o por cualquier grupo parlamentario, en el tema de la  ley que usted ha presentado, sin duda, damos la bienvenida a cualquier iniciativa que busque abonar en cómo brindar un mejor servicio a nuestros connacionales, y cómo hacer cumplir mejor con nuestra responsabilidad, y cuente con que estaré muy atenta a que lo sigamos haciendo, como lo hemos venido haciendo en estos meses.

Respecto a la visita del candidato republicano a nuestro país. Como es del conocimiento de esta soberanía, hemos desplegado a lo largo de este año un intenso trabajo en Estados Unidos, tendiente a fortalecer nuestros vínculos políticos y de interlocución con distintos actores en todos los niveles en la Unión Americana, a fortalecer también un diálogo con los distintos sectores de la sociedad estadounidense para, primero, sentir, reivindicar la contribución de nuestra comunidad al desarrollo de Estados Unidos, una comunidad de hombres y mujeres que trabajan, que pagan impuestos, que generan empleos, que sostienen empresas e industrias estratégicas en todos los estados de la unión americana, una estrategia buscando llenar los vacíos de información que se generan por estereotipos y por la ignorancia que hay respecto de nuestro país, hablando de  lo que significa la relación bilateral para Estados Unidos, de cómo por ser socios comerciales tan importantes.

No sólo comerciamos el año pasado, más de 532 billones de dólares, sino que cómo en Estados Unidos, seis millones de empleos directos dependen de la relación comercial bilateral en cada uno de los estados de la Unión Americana, hay miles de empleos que dependen de nuestra relación y este tipo de información es la que hemos buscado posicionar en Estados Unidos, insisto, en un diálogo más amplio que el que puede desarrollarse únicamente con los actores políticos, en este despliegue y en este trabajo integral y con una visión de largo plazo, que si bien responde en alguna medida a una coyuntura, la trasciende.

Hemos participado no sólo yo, y los funcionarios de la Cancillería a través de más de 200 reuniones que personalmente he sostenido con líderes políticos, empresariales, culturales, comunitarios en Estados Unidos en todos los niveles y en muchos estados, sino otros miembros del gobierno de la República, además de miembros de la comunidad empresarial mexicana que se han sumado a este esfuerzo.

En este esfuerzo de diálogo y de fortalecer nuestro diálogo con Estados Unidos, se toma la decisión de hacer del conocimiento de ambos candidatos la disposición del Presidente de la República  de sostener una conversación directa,  directa con ambos candidatos y con sus equipos, respecto de la relación bilateral, respecto de nuestra visión sobre la relación bilateral  y la región de América del Norte, respecto de las contribuciones de nuestra comunidad en Estados Unidos y respecto de nuestra visión de cuáles son nuestros intereses  y deben ser las prioridades a futuro en la relación de ambos países.

Yo tuve conocimiento, sin duda de esta decisión de  sostener una conversación directa, la Cancillería fue responsable de entregar las cartas a los equipos de ambos candidatos, donde es del conocimiento público, se manifiesta esta voluntad del Presidente de la República, de sostener un diálogo directo, un diálogo que por lo demás, en el caso  del candidato republicano, se antoja y se antojaba más necesario, toda vez que a través de distintas manifestaciones en estos meses ha mostrado el desconocimiento sobre México, desconocimiento de ignorancia sobre nuestra relación bilateral y una visión estereotipada y que no corresponde a la realidad respecto de los mexicanos y de nuestra comunidad.

En ese sentido, se buscó privilegiar el diálogo, en este caso un diálogo directo y se buscó que en ese encuentro, se manifestara por parte del Presidente de la República, y así lo hizo con toda firmeza, nuestra indignación por sus  dichos, que no reflejan quiénes somos, ni lo que es México ni lo que es nuestra relación bilateral y se manifestó  nuestra falta de coincidencia con la visión  que a lo largo de estos meses ha mostrado ese candidato  respecto de América del Norte y la relación bilateral.

Existen decenas de registros, de reclamo o denuncia o corrección respecto de los dichos expresados por ese candidato o por parte de funcionarios mexicanos, existen, desde la primera vez que se manifestaron en julio del año pasado por parte del entonces canciller Meade, existe registro de estos registros, correcciones, rectificaciones y reclamos por parte de funcionarios del gobierno de México, incluido el propio Presidente, la propia canciller y también existen esos registros por parte de congresistas, actores privados, actores  económicos de México y de Estados Unidos.

Hemos hecho  estos reclamos y estas consideraciones en Estados Unidos, en múltiples foros, en múltiples foros académicos, económicos, especializados, en múltiples reuniones, insisto, en mi caso más de 200 reuniones  con distintos actores políticos de todos los niveles y de todos  los estados y con los propios medios de comunicación.

Nuestra relación con Estados Unidos es una relación importante y estratégica para ambos países, es una relación de la cual dependen en gran medida nuestra competitividad y nuestra capacidad para generar oportunidades y desarrollo en el futuro, es una relación que descansa en una interacción cotidiana, no sólo entre gobiernos, no sólo entre órganos parlamentarios y, por cierto,  será cada vez más importante la interacción y la diplomacia parlamentaria con el nuevo Congreso de Estados Unidos que desarrolla esta soberanía.

Es una relación que descansa en la interacción cotidiana de dos comunidades empresariales, crecientemente  integradas y que son parte de una misma cadena de valor y de producción, y también descansa en la vida cotidiana de millones de mexicanos y de mexicano-estadounidenses que residen en Estados Unidos, pero que también residen en México.

Y yo invitaría a esta soberanía a que esperemos al fin de la jornada el martes y veamos qué en los siguientes meses y años qué vamos a desplegar para seguir fortaleciendo esta relación, seguir avanzando en los intereses en México y seguir promoviendo el empoderamiento de nuestra comunidad.

Muchas gracias, Senador.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Secretaria.

Senador.

El Senador Rabindranath Salazar Solorio: Gracias, Presidente.

Sin duda algún a hubiera sido una gran oportunidad del Presidente, en su momento, exigirle respeto, respeto hacia nuestro país, efectivamente, después de esta fallida visita se levantaron las voces de todos los sectores intelectuales, estudiantes, políticos, artistas, en fin, todo el mundo indignado, y creo que hubiera sido una gran oportunidad para despejar un poco la ignorancia de este personaje candidato a los Estados Unidos, pero bueno.

El formato  que tenemos no permite avanzar en muchos otros temas que  están pendientes. Por eso le tomamos la palabra, canciller, para una posterior reunión, donde abordemos muy diversos temas, por ejemplo, la posición de rechazo y negación ante las muy diversas críticas de organismo internacionales en materia de derechos humanos.

El tema de la posición de nuestro país en la UNESCO que costó la salida del Embajador Andrés Roemer, la solicitud de Diputados y Senadores de una participación mucho más activa, situación que ya avanzamos con la Secretaría de Economía en la modernización del Acuerdo Global con Europa.

El tema de la atención a los trabajadores al Servicio Exterior Mexicanos, donde incluso el año pasado hicimos también hincapié en esta situación tan importante donde ya ha habido huelgas en el caso del país del norte.

Las polémicas, condecoraciones que se han otorgado por parte de nuestro país a personajes también de reputación no muy buena a nivel internacional, en fin, estamos atentos, por supuesto, a esto y muchos otros temas.

Migración, tanto en el norte como en el sur, los problemas que se agravan ahora con el tema de los haitianos y, finalmente, estamos también atentos al envío de las propuestas para los embajadores a nombrarse en Reino Unido: muy importante por el Brexit de Alemania, un socio fundamental en las relaciones bilaterales de nuestro país, sobre todo ahora con el tema del Año Dual y, por supuesto, la falta de nombramiento de nuestro representante ante el Vaticano.

Finalmente, un tema que ha sido reiterado también en las diversas comparecencias de los candidatos a embajadores ha sido el tema de poder establecer un vínculo mucho más estrecho y donde podamos nosotros hacer una adecuada evaluación acerca del desempeño de nuestros representantes en el exterior.

Sin embargo, bueno, le tomamos la palabra, yo espero que en los próximos días podamos agendar reunión para poder despejar muchas de estas situaciones.

Gracias por su atención.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senador Rabindranath Salazar Solorio.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Laura Angélica Rojas Hernández.

La Senadora Laura Angélica Rojas Hernández: Muchas gracias, señor Presidente.

Bienvenida, señora Secretaria.

El Partido Acción Nacional ha sido históricamente un partido que construye, ya sea desde el gobierno o desde la oposición. El compromiso indeclinable del PAN ha sido siempre con México, con fortalecer su liderazgo en el mundo y con abanderar las mejores causas de la humanidad.

Por eso es que durante el último año hemos respaldado los pasos que el Ejecutivo ha dado hacia la plena participación de México en las operaciones para el mantenimiento de la paz de la ONU. Y hemos acompañado al gobierno durante importantes procesos multilaterales, como la construcción de la Agenda 20-30, la adopción del Acuerdo de París, un cambio de enfoque sobre cómo abordar el problema mundial de las drogas, el impulso al reconocimiento de los derechos de migrantes y refugiados en el Marco de las Naciones Unidas, el inicio de negociaciones también en la ONU hacia un instrumento de prohibición de armas nucleares o la vinculación entre la agenda de paz y seguridad con la de desarrollo a través del nuevo concepto de paz sostenible.

Esto, si bien es positivo, aún hace falta que se vea traducido en acciones de política interna, hace falta que lo que promovemos en los organismos tenga efectos concretos positivos en la población, y en eso hay que trabajar. Pero no en todo podemos estar de acuerdo, durante el año de gobierno que se analiza en esta glosa, y desde el año anterior, vimos con gran preocupación un cambio en la relación con los organismos internacionales de derechos humanos que prevaleció durante los dos anteriores sexenios.

Pasamos de una política de apertura y colaboración a una política de descalificación y confrontación con éstos, que nada ayudó a superar los hechos en los que se han basado las recomendaciones de los organismos. No sólo se descalificó su trabajo tachándolos de poco serios o de ligereza en su metodología, incluso llevando las diferencias prácticamente a un terreno personal con el ex relator Juan Méndez, por ejemplo, sino que más importante aún, frente a las siete visitas de procedimientos especiales que respectivamente recibieron los Presidentes Vicente Fox y Felipe Calderón, en los cuatro años que van de la presente administración sólo se han recibido tres.

Por supuesto, señora Secretaria, estamos al tanto de lo que podríamos llamar un deshielo en las relaciones del gobierno con los organismos internacionales de derechos humanos. Sabemos de las aportaciones que hizo México a la CIDH y a la Corte IDH, de la iniciativa para duplicar su presupuesto y de la respuesta a las recomendaciones hechas por el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos publicadas recientemente.

Damos la bienvenida a esa rectificación, pero alertamos que el compromiso y el respaldo a los sistemas regional y global de derechos humanos debe expresarse con mucho más que discursos y cheques.

Por ejemplo, ante el enorme problema de las desapariciones forzadas en nuestro país, que según la CIDH el número de personas no localizadas en nuestro país asciende a 27 mil, el gobierno federal no ha reconocido la competencia del Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU.

Le pregunto, señora Secretaria, ¿No se merecen las víctimas poder acceder a todas las instancias internacionales posibles y que sean ellas las que elijan a cuál ir?

¿Por qué el gobierno decide por ellas limitándolas sólo al Organismo Interamericano?

¿Por qué el gobierno no ha dado respuesta oficial a la solicitud de visita del comité? Planteado desde hace tres años, con base en el artículo 33 de la Convención, ¿seguirá el gobierno sosteniendo que las violaciones a los derechos humanos en México, no son graves, en términos de la propia convención?

Este establece un plazo razonable para que el Estado responda a la solicitud de visita.

Señora, Secretaria, ¿no considera que tres años es un plazo razonable para dar respuesta?

¿No considera necesaria o valiosa la vista del comité en las actuales circunstancias?

Quiero terminar, señora Secretaria, llamando la atención sobre el hecho de que en su intervención inicial en esta comparecencia, no hizo una sola mención al tema de los Organismos Internacionales de Derechos Humanos, cuando claramente ha sido uno de los temas críticos de la política exterior durante este período que hemos estado analizando y que ya surgió en todo prácticamente todas las intervenciones de los colegas que me han antecedido.

Lamentamos esto porque pareciera confirmar lo que ha sido la actitud de este gobierno con respecto a este tema.

Un tema que molesta; un tema incómodo y un tema del que si es posible, pues mejor no hablamos.

Muchas gracias, por sus respuestas.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Laura Rojas.

Señora, Secretaria, si quiere hacerlo desde aquí, para que se quede aquí la Senadora Rojas.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senadora.

Sin duda, ha sido el acompañamiento y el compromiso del Senado de la República a las distintas decisiones y definiciones de política exterior del gobierno del Presidente Peña Nieto, importante y esencial para que se pudiesen llevar a cabo, usted señaló algunas, la decisión de volver a participar en las operaciones para el mantenimiento de la paz, la construcción de la Agenda 20-30 o del Acuerdo de París, la celebración de UNGASS, entre otros.

Y por ese acompañamiento y ese compromiso le estamos muy reconocidos a esta soberanía y buscaremos seguir manteniendo ese nivel de cooperación.

Decirle, Senadora, que el compromiso de México con la promoción y protección de derechos humanos a nivel  nacional e internacional, no sólo es un mandato constitucional, es una convicción del gobierno de la República y una condición indispensable también para el desarrollo democrático de nuestro país.

México ha sido un país que ha desempeñado un papel de liderazgo muy relevante en los foros multilaterales de derechos humanos, impulsando un enfoque de cooperación en el desarrollo de estándares internacionales, y también en el fortalecimiento de mecanismos para su seguimiento.

Sin duda, tenemos retos; retos que como Estado mexicano todos estamos decididos a enfrentar y a superar.

Pero sí compartirle, Senadora, que México es uno de los países más abiertos al escrutinio internacional en materia de derechos humanos.

Somos el tercer país más abierto en nuestra región, el séptimo a nivel mundial.

Hemos recibido decenas de visitas desde 1997 a la fecha.

En la presente administración hemos recibido visitas de 11 mecanismos internacionales.

Este año todavía tenemos programadas algunas otras que ahora mismo referiré.

Y tenemos por agendar otras más, tanto de relatores especiales como de distintas instancias del Sistema, no sólo Interamericano, sino Internacional de Derechos Humanos en el año entrante.

En diciembre de este año, por ejemplo, tenemos programada la visita del Subcomité de Prevención de la Tortura, de la Comisión Interamericana del 9 al 11 de noviembre, de siete miembros de órganos de tratados y titulares de procedimientos especiales.

Y seguiremos agendando esto, lo haremos además con comunicación oportuna con usted, Senadora, para que puedan conocer con tiempo y puedan ser parte de este esfuerzo de apertura y de construcción de mejores condiciones en esta materia.

Somos además un país que ha recibido en las últimas décadas cientos de recomendaciones que han sido aceptadas y que se están instrumentando las medidas, tanto de política pública como de acción, como de adecuación y homologación legislativa para poder darles cabida.

Sin duda, hay avances y hay una apertura al escrutinio y al asimilar y recepcionar, tanto recomendaciones como propuestas, insisto, hay retos que reconocemos y que compete a todos los órganos que integramos el Estado mexicano el poder sumar esfuerzos, encontrar el cómo articular estas coincidencias para avanzar en nuestro régimen de protección y de promoción de derechos humanos.

El propio Poder Legislativo ha sido instrumental para la adecuación de leyes en esta materia, destaco dos que están aún pendientes de ser aprobadas por el Congreso: la Ley de Desapariciones y la Ley de Tortura que esperamos puedan ser aprobadas próximamente para que podamos seguir avanzando en esa construcción de un régimen de protección y promoción de derechos humanos más conforme a lo que queremos para nuestro país y para los mexicanos.

Tenemos cinco visitas ya programadas para lo que resta de este año, y para el año 2017,  y siete que estamos por programar.

El comisionado que encabeza el esquema de seguimiento a las  medidas cautelares en el caso de Iguala, estará aquí en el mes de noviembre a partir de la semana entrante; el subcomité para prevención de la tortura, que ya mencionaba; el relator de Naciones Unidas sobre Defensores de Derechos  Humanos estará en enero; el Relator Especial Sobre el Derecho Humano al Agua Potable y al Saneamiento; y la Relatora Especial sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas.

Estas son visitas que ya están programadas, que estamos buscando que sean visitas productivas, y nos permitan realmente avanzar en la construcción de este régimen en el que estamos todos comprometidos y, tenemos por definir, para el próximo año la visita de distintos mecanismos y relatorías.

Por ejemplo, la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana; la Relatoría para la Libertad de Opinión y Expresión; el Comité Contra la Desaparición Forzada de la ONU, en fin, siete más que estaremos buscando agendar, y que por supuesto estaremos buscando comunicar con oportunidad a esta soberanía, particularmente a la Comisión que usted encabeza para que puedan ser parte de este esfuerzo que, insisto, atañe a todo el Estado mexicano.

Muchas gracias, Senadora.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, Secretaria.

Ahora, la Senadora Laura Rojas.

La Senadora Laura Angélica Rojas Hernández: Muchas gracias por las respuestas, Secretaria.

Con todo gusto estaremos pendientes de la concreción de estas visitas.

Quisiera terminar esta parte de la réplica, pues resaltando la importancia de que además de que se concreten estas importantes visitas, también podamos avanzar hacia la institucionalización de otros instrumentos internacionales que están pendientes de ser ratificados por nuestro país, y que hay muchísimos legisladores, sociedad civil, organismos internacionales, etcétera pues han recomendado o han solicitado al gobierno que los envíe para su ratificación.

Son al menos seis, por ejemplo, el Protocolo Facultativo al Pacto Internacional de Derechos Económicos Sociales y Culturales, que hay una gran cantidad de puntos de acuerdo en ese sentido; el Protocolo Facultativo de la Convención sobre  los Derechos del Niño relativo a un procedimiento de comunicaciones, y las Convenciones Interamericanas de los derechos de los adultos mayores, contra el racismo, la discriminación racial e formas conexas de intolerancia en el sistema regional; así como la Convención Interamericana contra toda forma de discriminación e intolerancia.

Cabe recordar que esta es una de las recomendaciones que hizo, de las que, recientemente publicadas que hizo el Alto Comisionado para los derechos humanos de la Organización de las Naciones Unidas.

El último presidente que no ratificó ningún instrumento internacional  del núcleo duro de derechos humanos fue el ex presidente  Luis Echeverría Álvarez, estamos a tiempo, quedan dos años del sexenio del Presidente Enrique Peña Nieto, pues para no regresar a la década de los 70.

Entonces hacemos este exhorto formalmente para que puedan enviarnos esos instrumentos que están pendientes de ser ratificados al Senado de la República y poder seguir así avanzando en la consolidación del respeto a los derechos humanos en  nuestro país.

Muchas gracias, Secretaria.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Laura Rojas.

Tiene el uso de la palabra el Senador Teófilo Torres Corzo.

El Senador Teófilo Torres Corzo: Gracias Presidente.

Compañeras y compañeros Senadores.

Señora Secretaria de Relaciones Exteriores, le saludo con afecto y con respeto en esta su segunda ocasión que asiste al Pleno del Senado de la República, ahora en ocasión del análisis del Cuarto Informe de Gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto.

En los últimos años Asia-Pacífico ha destacado por ser la región de mayor crecimiento económico del mundo.

En esta zona se ubican los principales países generadores de riqueza y de altas tasas de empleo, y también, sin lugar a dudas, son las naciones que están a la vanguardia en la investigación, en el desarrollo también de las tecnologías de información y de comunicaciones.

Sin embargo, recientemente se han presentado algunos indicadores donde se prevé una desaceleración de estas economías producto de un comercio mundial más lento.

A pesar de ello, tengo la convicción que estos desafíos van a resolverse en virtud de que esta región está delineando nuevas formas de cooperación económica y política.

En esta comparecencia, señora Secretaria, resulta fundamental conocer cuál ha sido la estrategia de la Cancillería para promover a México en la región Asia-Pacífico, y beneficiarse de mayores inversiones, generación de nuevos empleos y un nivel de diálogo político donde los principales actores asiáticos encuentren en nuestro país un socio confiable, son sólo para sus inversiones, sino como un actor prominente en los asuntos internacionales.

También el llamado “Siglo del Pacífico” ha iniciado con gran dinamismo, y a juzgar por la marcha de los grandes centros económicos como China y la India, también Japón, la República de Corea e Indonesia, así como el resto de los integrantes de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático, sin olvidar el Pacífico Sur.

Es decir, Asia-Pacífico representa una verdadera oportunidad para que México multiplique sus esfuerzos y para que México pueda seguir adelante en este crecimiento económico y fundamentalmente en la creación de empleos para muchos mexicanos.

Quizás el país que se señala con mayor frecuencia es China, sin embargo, a raíz de su desaceleración económica, la República de la India atrae cada vez más la atención del mundo, y a pesar de un entorno internacional adverso, este país ha sabido mantener sus tasas de crecimiento envidiables, además de que se estima que en pocos años superará también a China como el país más poblado y poderoso del planeta.

En este año, señora canciller, realizó usted una gira de trabajo a la India, y actualmente tenemos conocimiento que el Primer Ministro Modi hizo lo propio a nuestro país.

Por todo lo anterior, señora canciller, le pido informe a esta soberanía los resultados obtenidos de dichos encuentros y la relevancia de ellos para el Estado mexicano.

Gracias por su respuesta.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, Senador Teófilo Torres Corso.

Tiene el uso de la palabra, señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores,  Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senador.

Sin duda, el enorme potencial que tiene la región de Asia-Pacífico para nuestro país, ha hecho que la relación política y buscar la profundización de las relaciones comerciales con estos países sea una de las prioridades del gobierno del Presidente Peña Nieto.

Nuestro país ha tenido una política de acercamiento sin precedentes a esta región en estos cuatro años.

En la región de Asia-Pacífico se encuentran algunos de nuestros socios comerciales más relevantes, así como también algunos de los países que tienen una gran inversión en nuestro país.

Los principales inversionistas de Asia-Pacífico en México son, por ejemplo, Japón, Corea, Singapur y Australia.

Y nuestros principales socios comerciales en esa región son: China, Japón, Corea, Malasia y Taiwán, que a su vez son de nuestros principales socios comerciales en todo el mundo.

A lo largo de este año, y durante todo el gobierno del Presidente Peña Nieto, se han logrado fortalecer las relaciones políticas y comerciales con los países de esta región.

Actualmente México tiene asociaciones estratégicas con China, con Japón, con Corea y con la India. Acordamos en el marco de la visita del Primer Ministro a nuestro país buscar elevar justamente nuestra relación a una asociación estratégica en un futuro cercano.

Este tipo de vinculación privilegiada se ha traducido con cada uno de estos países en un mejor acceso a los mercados, que representan para nuestros productos mayores flujos de turismo y también de inversión, y la posibilidad de cooperar con países que son líderes en ciencia, en tecnología o en innovación, por ejemplo.

En ese sentido, la suscripción del TPP, en febrero de este año, ha elevado también el valor estratégico que tiene México para los países de esa región, y una vez concluidos el proceso de análisis y valoración de esta soberanía respecto de la ratificación del TPP, seguramente estaremos en condiciones de seguir explorando las enormes potencialidades que tenemos con esta región.

Además la Alianza del Pacífico, de la cual, como ustedes saben somos parte, ha generado un enorme interés para los países de la región Asia-Pacífico; nueve países de esa región son observadores de la Alianza del Pacífico, lo cual también es un indicativo de que hay interés por nuestra región, y que México tiene, por su ubicación geográfica, por su estructura de producción, por ser líder en ciertos sectores y por su red de tratados de libre comercio un valor estratégico para los países de Asia-Pacífico.

En este año hemos recibido en nuestro país visita de Estado de los mandatarios de Corea, de Singapur, el Primer  Ministro de la India, el Gobernador General de Australia; y a su vez el Presidente de la República ha realizado visitas también a China, a Japón, a Indonesia, Australia, Filipinas, y ha participado en tres reuniones de líderes de APEC, por cierto participará en una próximamente.

Entonces, en ese sentido, Senador, la política exterior de este gobierno se ha concentrado también en seguir desarrollando y profundizando lazos políticos, comerciales, de oportunidades con esta región, y en buscar a través de este acercamiento no sólo profundizar las relaciones que ya teníamos con países como Japón, por ejemplo, o Corea, sino en buscar potencial con países que nuestra vinculación no era tan estrecha como Indonesia, como Malasia, como el propio Vietnam.

Por lo que toca a la India, usted ya lo mencionaba, es la séptima economía mundial, se prevé que llegue a ser la tercera más grande del mundo para el año 2030, es el sexto socio comercial de nuestro país en la región Asia-Pacífico, y es un interlocutor también en el G-20, y por ello la prioridad que le hemos dado a desarrollar vínculos de mayor fortaleza y de mayor profundización, tenemos relaciones diplomáticas con la India desde hace 65 años, y tenemos un reconocimiento mutuo como socios privilegiados, hoy con la decisión que se adopta por parte del Presidente, del Primer Ministro Modi, de elevar nuestra asociación a una estratégica, estamos buscando aprovechar las complementariedades que tienen nuestras economías y nuestros países, y también las coincidencias que tenemos en distintas materias, por ejemplo, de ordenamiento urbano, de innovación, entre otros.

Tenemos muy claro que es importante fortalecer esta relación, tener una mejor inserción en distintos procesos que se están dando en el mundo y que India, en nuestra cooperación con la India, puede ser muy útil, por ejemplo, para insertarnos mejor en las redes internacionales no sólo de comercio, sino de la ciencia, la tecnología o la informática, por ejemplo.

En ese sentido también estamos buscando ampliar nuestras inversiones recíprocas y seguramente en los próximos meses y años vamos a ver grandes resultados de esta decisión compartida de acercarnos, de pasar de una relación de 65 años a una relación que hoy aprovecha y abraza las enormes oportunidades que nos ofrece el siglo XXI.

Muchas gracias, Senador.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Secretaria.

Señor Senador.

El Senador Teófilo Torres Corzo: Muchas gracias, señora canciller.

Agradezco sus respuestas y quiero señalar que frente al panorama que usted ha expresado nos queda claro que el gobierno mexicano busca y está buscando un estrecho diálogo de alto nivel con todos estos países.

En lo referente a la India hago énfasis en que desde la perspectiva parlamentaria existe el mayor interés por profundizar y fortalecer esta relación bilateral, por también considerarla estratégica.

Señora Secretaria:

La Comisión de Relaciones Exteriores, Asia-Pacífico, le ratifica su deseo de coadyuvar a que estos beneficios se multipliquen.

Se multipliquen mediante una incesante promoción de encuentros, de acuerdos parlamentarios de alto nivel, como lo hemos venido realizando desde el primer día de establecida la pasada Legislatura.

Este Senado de la República en la Comisión Asia-Pacífico ha recibido a todos y cada uno de los embajadores de Asia-Pacífico, hemos estado representando al Senado mexicano en varios países y hemos tenido gran acercamiento con inversionistas de toda esta región.

Así lo seguiremos haciendo y seguiremos al lado del gobierno federal y de la Secretaría de Relaciones Exteriores buscando que México se beneficie, que México tenga mayores inversiones y que, sobre todo, tenga más empleos para los mexicanos.

Estamos seguros que su estrecha cooperación entre esta soberanía y la Cancillería robustecerá la estrategia de política-exterior y las acciones conjuntas que deben materializarse en mejores oportunidades para todos los mexicanos.

Por su atención, muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, Senador Teófilo.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Angélica de la Peña Gómez.

La Senadora Angélica de la Peña Gómez: Buenas tardes, señora canciller.

Con su venia Presidente.

He estado escuchando con atención la aseveración vertida por usted, respecto a las relaciones que se tienen con los organismos internacionales, y particularmente quienes están cumpliendo una función de seguimiento de tratados internacionales que México ha aprobado y que por lo tanto hay una vinculación, una obligación del Estado Parte a cumplir con los preceptos de estos tratados y las responsabilidades que derivan de ellos.

Sin embargo, señora canciller, en el último año la percepción que tenemos es que ha habido un distanciamiento, particularmente con algunos organismos internacionales, en el caso concreto de la  Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, y también con algunos relatores en el ámbito, y grupos de trabajo, en el ámbito de Naciones Unidas.

Aun cuando usted aquí ha mencionado que hay una relación importante con los relatores y con los grupos de trabajo y con estas instancias, estos órganos del ámbito internacional, en el último año se nota mucho, sobre todo a partir de ciertas aseveraciones de funcionarios y de parte del gobierno mexicano, al trabajo que realizan los integrantes de estos órganos internacionales.

Particularmente quiero referirme a las declaraciones que el embajador nuestro ante la OEA, quien en alguna conferencia, sugirió, incluso, que la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos podría estar recibiendo menos fondos, debido a su supuesta parcialidad, y esto además se da en un contexto, en un reclamo a los países en el ámbito americano para que se pudiera lograr, fortalecer a los órganos de la OEA, en vista de una situación de crisis económica que todos conocemos.

Y entonces nosotros aquí signamos un punto de acuerdo, distintas Senadoras y Senadores preocupados hicimos llegar a la Secretaría de Relaciones Exteriores a su cargo, nuestra preocupación respecto de la importancia de que exactamente lo contrario a lo que se viene expresando a nivel internacional, lo que debía hacer México, como siempre, era seguir apoyando y me parece que eso es importante señalarlo.

Además, también aun cuando usted insiste en la buena relación, no podemos dejar de obviar que hay una preocupación en el ámbito de las organizaciones no gubernamentales, de las organizaciones defensoras de derechos humanos, respecto a que México pretende cerrar o tener un control para que quienes están representando los organismos internacionales, tanto de Naciones Unidas, como de la OEA, tengan una especie de entrada acotada a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores, de tal manera que no puedan realizar su trabajo de manera abierta, como es su característica, eso francamente me preocupa mucho y ojalá que en esta intervención suya nos pueda aclarar enfáticamente que eso corresponde a una intención equívoca y que nos aclare si es mentira,

Por lo contrario, es importante que se refrende que México no puede cambiar en ese sentido la dinámica de participación con toda la libertad de los organismos internacionales, insisto, a partir de la vinculación que tenemos con los tratados internacionales.

Y en ese contexto, también es importante que destaquemos, y que usted nos pueda contestar, cuál es la posición del gobierno federal en torno al proceso de fortalecimiento estructural del Sistema Interamericano, particularmente me refiero al de la OEA, y sobre todo cuáles son las propuestas concretas para coadyuvar y fortalecer, consolidar el trabajo de la Comisión y de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Finalmente, habla de visitas programas. Yo creo que está muy bien que vengan a México, pero lo que yo veo mal, si me permite decirlo con todo respeto, es que vengan y vuelvan otra vez a reafirmar lo que nos recomendaron en la última visita que dieron, es decir, México sigue pendiente en atender muchos de los requerimientos que están haciendo los representantes del ámbito internacional.

Y concretamente también quiero que nos conteste por qué México y por qué hay tanta resistencia, y lo vivimos aquí en el Senado de la República, cada vez que intentamos aprobar un punto de acuerdo solicitando respetuosamente al titular del Poder Ejecutivo Federal, a que mande el protocolo facultativo de la Convención Internacional sobre Desaparición Forzada y pareciera que esto crea aquí una crisis y entonces todo mundo se alerta a que eso no pueda pasar.

Por cierto, hoy un mexicano, un mexicano honrosamente está presidiendo esta Comité de Desaparición Forzada. Yo creo que ya es necesario que México reconozca la competencia del comité.

También nos preocupa de manera particular lo que pasa con el Pacto sobre Derechos Económicos, Sociales y Culturales, el protocolo facultativo del Pacto sobre Derechos Económicos Sociales y Culturales. Ese es otro gran prejuicio y nos parece que es de una gran relevancia que México lo apruebe y qué es lo que pasa, porqué México, ¿por qué el Titular del Ejecutivo no manda al Senado este Tratado?

Y lo mismo, lo mismo, Presidente, permítame, permítame. Ya sé que usted es más riguroso que el Presidente que se fue, dejaba que todo el mundo hablara lo que quisiera, pero ya voy a terminar si es tan amable.

Y, segundo, también junto con estos dos tratados que yo acabo  de mencionarle, también respecto al tercer protocolo facultativo de la Convención sobre Derechos de la Niñez, igual, la Convención Interamericana contra el Racismo, la Discriminación Racial y Formas Conexas de Intolerancia, igual la Convención Interamericana contra la forma de Descremación de Intolerancia y, por supuesto el Convenio 189 de la OIT a este convenio que hemos trabajado muchísimo.

Senadoras, Senadores, Diputadas, Diputados, las organizaciones no gubernamentales, nos parece prácticamente que no entendemos por qué no se manda al Senado de la República para su aplicación.

Igual de la OIT el 156 y el 183, entre los tratados que nos parece relevante que México los apruebe.

Por su contestación, Canciller, le agradezco.

PRESIDENCIA DEL SENADOR
CÉSAR OCTAVIO PEDROZA GAITÁN

El Presidente Senador César Octavio Pedroza Gaitán: Muchas gracias, Senadora de la Peña.

Señora Secretaria, por favor, en el uso de la voz.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu: Muchas gracias, Senadora.

Y con el respeto y el reconocimiento de siempre, insistir en que para el gobierno de la República el compromiso con el régimen de protección y promoción de los derechos humanos es indeclinable y es  permanente.

Hemos trabajado de la mano del Congreso de la Unión y de esta soberanía en actualizar nuestro marco jurídico para reflejar distintas recomendaciones que se nos han emitido a lo largo de los años.

Tenemos mecanismos para buscar la solución amistosa de algunos temas, también en el marco de  del Sistema Interamericano.

Hemos buscado renovar  y fortalecer nuestra relación con los distintos relatores y órganos especializados del Sistema  Internacional, del Sistema Interamericano. Recientemente, por ejemplo, en una reunión muy productiva y muy cordial con el Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, tuvimos un intercambio verdaderamente fructífero, coincidiendo en muchos de los planteamientos, aceptando muchas de sus recomendaciones y buscando darles cauce a través, no sólo del diseño e instrumentación de políticas públicas, de homologación o estandarización de nuestras leyes, sino de una actuación diaria que se expresa de muchas maneras en capacitación de  nuestros servidores públicos, en participación en instancias internacionales y así lo vamos a seguir haciendo y queremos seguirlo haciendo de la mano de esta soberanía y del Congreso.

Respecto al Sistema Interamericano de Derechos Humanos, decir que tenemos un apoyo y un compromiso total con el Sistema Interamericano de Derechos Humanos, que particularmente en el contexto actual, donde hay una situación financiera muy comprometida para dos de sus órganos principales, tanto la Corte como la Comisión, México ha buscado ser parte de la solución.

Somos, por un lado, el principal contribuyente de América Latina, el presupuesto regular y voluntario del Sistema Interamericano de Derechos Humanos, somos el tercero a nivel continental, solamente por debajo de Estados Unidos y Canadá, y así lo hemos manifestado en distintas instancias.

Creemos que la crisis financiera, en este caso, que atraviesa  la Comisión responde por un lado a la reducción  de las contribuciones voluntarias de terceros países, principalmente de los países europeos, que han dejado de  contribuir como lo hacían en el pasado a nuestro sistema interamericano y que hoy eso da cuenta en gran medida del déficit en el presupuesto de  nuestro sistema.

Pero por lo que hace a nuestro país, estamos al día cumpliendo con nuestras obligaciones financieras, con el pago de nuestras cuotas a la organización y,  además hemos venido  dando a lo largo de los años, y este año no ha sido la excepción, contribuciones voluntarias para fortalecer tanto a la Corte como a la comisión.

A la comisión le hemos dado una contribución voluntaria este año de 50 mil dólares, a la Corte de 300 mil dólares, pero también estamos convencidos que resolver la crisis financiera del sistema y de estos dos órganos tan importantes es una responsabilidad compartida de todos los países miembros de la OEA, y también, en este caso, de la propia comisión.

Por eso hemos planteado una solución con una visión de largo plazo a través de un proyecto de resolución que actualmente se está discutiendo en el seno de la OEA y que también se está discutiendo con la propia comisión.

En ese sentido, hemos planteado que se duplique el presupuesto del Fondo Regular que la OEA destina a los órganos del Sistema Interamericano de Derechos Humanos. Los países realizamos las contribuciones a la OEA y es la OEA quien destina el presupuesto a partir de esas contribuciones a estos órganos.

Estamos planteando que se establezca que ese presupuesto que destina la OEA se duplique a partir de las cuotas que ya estamos realizando los propios países, pero también hemos planteado que se busque la manera de lograr una distribución más equitativa del apoyo financiero entre ambos órganos, que hay una gran brecha entre la comisión y la Corte.

También el proyecto que planteamos incluye una propuesta de incremento en las contribuciones anuales de los Estados miembros para que haya mayores recursos financieros permanentes y no se dependa tanto de las cuotas o de las contribuciones voluntarias. Que cada uno de los países que somos miembros de la OEA aumentemos nuestra participación ordinaria a la OEA y se defina, de inicio, que se incrementará el presupuesto destinado tanto a la Corte como a la comisión.

Se está discutiendo en el seno de la OEA, se está discutiendo también con la propia comisión, en este caso, pero creemos que es tan justa la situación financiera de nuestro sistema interamericano que requerimos no sólo pensar en soluciones de coyuntura de si podemos algunos países dar más dinero en una contribución voluntaria, sino plantearnos una solución de largo plazo garantizando el financiamiento permanente de estos dos órganos.

Por otro lado, decirle, Senadora, que nosotros valoramos mucho nuestra tradición de cooperación con los organismos y los mecanismos internacionales y regionales de derechos humanos y que queremos seguir teniendo esta relación, fortalecerla, construirla, reconstruirla, revisitarla todo el tiempo para que sean relaciones productivas y consultivas como han sido hasta ahora.

Que el Estado mexicano, insisto, es uno de los Estados más abiertos al escrutinio internacional, que las recomendaciones que hemos recibido de distintas instancias, tanto de nuestros mecanismos regionales como de los internacionales, han sido asimiladas por nuestras políticas, nuestras leyes, nuestros programas y que, sin duda, tenemos camino por andar y muchos retos que requerirán de la comunicación y cooperación fluida entre el Gobierno de la República en los distintos órganos del Estado mexicano y, por supuesto, esta soberanía.

En el caso de los instrumentos que no han sido ratificados y que aquí se ha hecho mención tanto en su intervención, como en la intervención de la Senadora Laura Rojas, decir que hemos estado atentos acompañando en procedimiento, el proceso de consultas entre distintas áreas del Gobierno de la República.

Esta no es una instancia donde la Cancillería pueda por sí misma decir sí en este momento a un instrumento específico, sino que requiere de un proceso amplio de consultas con las otras dependencias del Ejecutivo que tienen incidencia o responsabilidad en el marco de los distintos tratados, es el caso del Protocolo Facultativo de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales al que se hizo referencia, el Convenio 189 de la OIT y algunos otros que están en proceso de consultas, que no los encabeza necesariamente estas consultas la propia Cancillería, sino son otras dependencias, por ejemplo, en el caso del Convenio 189, la Secretaría del Trabajo en coordinación con la Secretaría de Gobernación, la Secretaría de Salud, es decir, hay opiniones de otras instancias.

Y respecto al reconocimiento de la competencia, del Comité contra la Desaparición Forzada, decir que el Gobierno de la República continúa fortaleciendo el marco jurídico de políticas públicas que nos permita hacer frente a los desafíos en materia de desaparición de personas.

Es por ello que el Presidente de la República remitió a esta soberanía la iniciativa de ley correspondiente que esperamos pueda ser aprobada en este período de sesiones, y en tanto eso sucede también decir que contamos en nuestro país con mecanismos nacionales e internacionales para recibir y atender las peticiones individuales en esta materia, particularmente mediante el Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

Y por lo que hace a la competencia específica del comité. Estamos y vamos a continuar con los procesos de consultas con las distintas autoridades, pero mientras esto ocurre, todas las personas, los individuos que así lo consideren pueden acudir, tanto en nuestros mecanismos nacionales como en los del Sistema Interamericano, y simplemente hacer notar que solamente 19 Estados han reconocido la competencia del comité para conocer de casos individuales.

Ello no obsta para que sigamos con este proceso de consultas y que, sin duda, la opinión de esta soberanía, pues resulta fundamental para que las áreas involucradas puedan tomar en cuenta el punto de vista del Senado de la República y se incorpore en este proceso de consultas.

Muchas gracias, Senadora.

El Presidente Senador César Octavio Pedroza Gaitán: Gracias, señora Secretaria.

Senadora de la Peña.

La Senadora Angélica de la Peña Gómez: Gracias, Presidente.

Señora canciller, creo que la pregunta concreta que yo hice, no fue contestada, me parece que es lo mismo que hemos escuchado, año con año, respecto a que estamos estudiando, estamos haciendo consultas, estamos valorando, pero lo cierto es que hoy estamos frente a una recomendación permanente, respecto de que estos tratados internacionales y solamente mencione algunos, no mencione todos. Solamente algunos.

Los que me parece que en este momento serían relevantes en función del propio trabajo legislativo, pero no solamente eso, sino de la crisis que tenemos en el país, respecto a los derechos humanos.

El tener un Tratado Internacional, pues claro que nos obliga, es un acicate que nos obliga a la definición también corresponsable de los tres órdenes de gobierno, los poderes de la unión, para darle una respuesta precisamente a estos compromisos internacionales que nos vincula.

Y en el caso de la desaparición de personas, por supuesto también, tengo que manifestarle que además de la iniciativa del presidente. También hay otras iniciativas de Senadoras y Senadores que estamos dictaminando que, nos parece verdaderamente absurdo que frente a un fenómeno tan grave, de un delito tan lacerante que tenemos en nuestro país, no todavía tengamos ese recelo respecto al reconocimiento de los tratados internacionales.

Hoy, ya estamos en el cuarto año del gobierno del Presidente Peña.

Le aseguro que ya no le va a impactar en el caso de que, usted mañana nos mandará, el Ejecutivo, por ejemplo, el que México reconozca la competencia, el Comité de Desaparición Forzada.

Por ejemplo, ya no le tocaría este régimen, le tocaría a quien vaya a ser presidente a partir del 18.

Y así puedo hablar por cada uno de estas convenciones, el Protocolo Facultativo del PIDESC, por ejemplo, ya estamos nosotros informando a partir de nuestra vinculación con al CEDAW, prácticamente muchas de las recomendaciones que tenemos que dar como Estado, respecto al PIDESC, lo estamos haciendo ya a través del COCEDAW

Entonces, yo creo que bueno usted forma parte de un equipo, pero creo que falta una voluntad política, respecto a quien conduce este equipo con estos compromisos que ayudaría muchísimo a la resolución de los problemas que hoy nos reclama la sociedad, que hoy reclaman las organizaciones de la sociedad civil especializadas, pero también son recomendaciones de los organismos electorales.

Yo no quiero imaginarme, cuántas de las recomendaciones que, efectivamente, México reconoció del examen Periódico Universal, de las 176 recomendaciones que recibió México hace tres años, qué es lo que vamos a informar el año que entra y qué es lo que nos va a volver a decir el examen, el mecanismo del examen Periódico Universal.

Me parece que esa es la parte que tenemos que atender de manera consecuente, también congruente con nuestro compromiso, pero sobre todo, el compromiso con la sociedad mexicana para poder resolver estos graves problemas que hoy se señalan en nuestro país.

Muchas gracias y buena tarde.

(Aplausos)

El Presidente Senador César Octavio Pedroza Gaitán: Muchas gracias, Senadora Angélica de la Peña.

Corresponde el uso de la tribuna a la Senadora María del Rocío Pineda Gochi, para formular su pregunta.

La Senadora María del Rocío Pineda Gochi: Señora canciller, Claudia Ruiz Massieu.

Muy buenas tardes y siempre bienvenida al Senado de la República.

La saludo con un reconocimiento amplio al trabajo que ha venido desarrollando.

En un mundo tan globalizado e interconectado por las nuevas tecnologías de la información y los diversos medios de transporte y comunicación, ningún país es lejano.

Sin embargo, a pesar de estos grandes avances y de una amplia red de vinculación comercial, América Latina representa para México, más allá de una región  geográfica ideales libertarios independentistas comunes, una afinidad cultural, una identidad y una hermandad que trasciende las esferas económicas e intereses geopolíticos.

Es por ello, señora Secretaria que nos llena de optimismo constatar que hoy por hoy la diplomacia mexicana ha logrado consolidar la estrategia de política exterior que se planteó al inicio de esta administración. Y afortunadamente México se ha vuelto a posicionar en esta importante región retomando su liderazgo y prestigio y aprovechando las oportunidades y las coyunturas para estrechar los lazos de amistad y de cooperación entre los países latinoamericanos y caribeños.

En el grupo parlamentario del PRI, y en lo personal como Secretaria de la Comisión de Relaciones Exteriores, América Latina y el Caribe, percibimos que la política exterior enfocada hacia Latinoamérica existe un gran avance y una profundización de los procesos que avanzan a una mayor integración, a un mayor diálogo y a una cooperación más estrecha.

Sin embargo, señora Secretaria estos cambios políticos y la efervescencia que se vive en algunos países de Latinoamérica como la decisión del Senado brasileño de apartar de forma definitiva a Dilma Rousseff de la presidencia; la alternancia política en Perú; la crisis por la que atraviesa Venezuela; los acuerdos de paz en Colombia; el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y los Estados Unidos de América; la emigración de los haitianos y la crisis humanitaria, los problemas de migración, seguridad y narcotráfico con los países vecinos de Centroamérica, por mencionar algunos.

Quisiera conocer, ¿cuáles han sido la estrategia de la Cancillería a su cargo ante esta coyuntura?

¿Y qué se está  haciendo para aprovechar este realineamiento político?

Finalmente, me gustaría conocer los avances más importantes que recientemente ha tenido la Alianza del Pacífico, porque es preciso ponderar que este acuerdo de integración profunda ha demostrado que cuando la política exterior se realiza con convicción y pragmatismo los resultados son tangibles y benéficos para nuestros pueblos.

Por sus respuestas, muchas gracias.

El Presidente Senador César Octavio Pedroza Gaitán: Muchas gracias, Senadora Pineda Gochi.

Señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senadora.

Sin duda para nuestro país el fortalecer nuestros vínculos políticos, pero de cooperación también y encontrar nuevas áreas de oportunidades comerciales y en  materia de inversión con América Latina y el Caribe es uno de nuestros grandes ejes de prioridad.

América Latina y el Caribe es una región que se caracteriza por su pluralidad, y en ese sentido a pesar de la heterogeneidad que con frecuencia caracterizan a la región, México ha sabido mantener un papel preponderante y de enorme liderazgo en esta región.

Hemos fortalecido la Alianza del Pacífico, como usted sabe, Senadora, transformándola en un espacio de integración y reconocida de vanguardia a nivel global, pero también un espacio que se constituye en un enorme motor para toda la región; es un motor de crecimiento para América Latina, un espacio que en conjunto representa la octava economía mundial, la cuarta económica más dinámica, el quinto mercado más grande, y el 33% del Producto Interno Bruto de la región.

Además de los enormes logros que ya ha tenido la alianza, liberalizando, por ejemplo el 92% de los productos comerciales, de haber constituido el mercado bursátil más grande de la región y eliminado el requisito de visado para fomentar una mayor movilidad tanto de turistas como de  viajeros de negocios, hemos también incrementado la movilidad académica entre los países de la región a través de un fondo de becas de la Alianza del Pacífico.

Hemos fortalecido a partir de este esfuerzo también nuestra relación bilateral con cada uno de los países miembros de la alianza.

La Alianza se ha planteado, y así se lo plantearon los líderes en la reciente cumbre de Puerto Varas, en Chile, un acercamiento con los países del Mercosur, países clave en el Cono Sur que ven a México como modelo a seguir por nuestra combinación de apertura comercial con un enfoque social sustentado en políticas públicas sociales muy sólidas, han planteado que podemos encontrar ahora puntos de coincidencia a partir de la Alianza del Pacífico.

Hemos trazado una hoja de ruta a partir de coincidencias que tenemos con el Mercosur, por ejemplo, buscando facilitación en comercio, cooperación aduanera, promoción comercial o el fortalecimiento de las pequeñas y medianas empresas. Y vamos a estar trabajando en este acercamiento hacia el Mercosur en el siguiente año.

Con países individuales, también del Cono Sur, como ya he referido, como Argentina o Brasil, que han atravesado por procesos de cambio en sus liderazgos políticos, hemos encontrado un área de oportunidad. En ambos casos, la convicción compartida del gobierno de México y de los gobiernos de esos países, de revisitar nuestra relación, nuestro marco de la relación comercial, buscando profundizar y actualizar nuestros acuerdos de complementación económica y buscando de manera decidida acercarnos como región la Alianza del Pacífico con esos dos países.

También los líderes nos han instruido a las Cancillerías y a las Secretarías de Economía o de Comercio de los cuatro países miembro, a definir una hoja de ruta de cómo gestionar las expectativas que ha generado la alianza a partir del enorme número de países observadores que tenemos.

En la Alianza del Pacífico, hoy tenemos 49 estados observadores de distintas regiones del mundo, y que necesitamos definir un método para aprovechar las potencialidades y oportunidades que nos plantea cada uno de estos Estados en lo individual, y también tomar definición respecto de nuevas membresías al mecanismo de la Alianza del Pacífico.

Esta es la agenda en la que vamos a estar trabajando durante el año, y poniendo un particular énfasis en cómo fortalecer el encadenamiento de las pequeñas y medianas empresas en los flujos de comercio y de producción de la Alianza del Pacífico.

Pero nuestra presencia y liderazgo en la región de Latinoamérica y del Caribe, se expresa en nuestra participación de muy distintas formas en los principales procesos que ha vivido la región en este año, en estos meses.

Con Centroamérica tenemos un marco de cooperación sólida y crecientemente productivo y cercano, para enfrentar juntos distintos retos, que sabemos requieren de una aproximación compartida, retos como los flujos migratorios, que buscamos que sean más seguros, más ordenados y más regulares, con un enfoque de derechos humanos, pero de responsabilidad compartida.

Hemos buscado, por ejemplo, pues revitalizar la Conferencia Regional de Migración.

Hemos también buscado que se vigoricen los grupos de trabajo, tanto, por ejemplo, de atención a menores migrantes, como de trabajo respecto de migración de terceros países de nuestro continente.

Hemos venido trabajando en conjunto con los países de la región, particularmente con los países del triángulo norte, para poder enfrentar de mejor manera los retos que hay en la región en materia de migración, en materia de construcción, de capacidades para atender fenómenos como la delincuencia organizada o como el cambio climático.

Y hemos direccionado importantes recursos a través del fondo de Yucatán, del proyecto Mesoamérica sin Hambre, del proyecto que ya referí en alguna intervención anterior con la agencia alemana de cooperación Save the Children para atender y prevenir la migración infantil en nuestra región.

Con Cuba, sin duda, hemos reconstruido todo el andamiaje jurídico de nuestra relación, actualizados todos nuestros instrumentos que rigen nuestra relación bilateral.

Hemos brindado, por ejemplo, cooperación en materias tan novedosas en razón del proceso que atraviesa ese país, cooperación en materia de política monetaria, por ejemplo, de apertura comercial para que puedan ellos abrevar de nuestra experiencia y de nuestras prácticas en este importante momento de transición, logrando también que nuestras empresas puedan participar de este proceso de apertura gradual, económica que se vive en la isla.

En Colombia, pues, tenemos una enorme relación muy estrecha, de gran cooperación. Hemos acompañado su proceso de negociación de la paz.

Somos parte de la misión especial de la ONU, de observación política de la ONU.

Hemos ya enviado a 11 efectivos a esta misión política especial que busca acompañar el proceso de desarme y desmovilización, incluida, por cierto, la primera mujer mexicana que participa en una de estas misiones.

Y hemos comprometido también  importantes recursos a la Iniciativa Global para el desminado en Colombia, además de haber acompañado política, y con la voluntad política el proceso de firma de paz.

Igual hemos estado presentes en el proceso que atraviesa Venezuela haciendo un llamado a las partes a que encuentren una solución constitucional en el marco de su propio régimen constitucional.

Saludamos recientemente, por supuesto, la incorporación del Vaticano, los esfuerzos de negociación entre las distintas partes, y con el Caribe, en lo particular, también  hemos desplegado una muy intensa campaña de acercamiento y de cooperación a partir de reconocer que tenemos fortalezas y también vulnerabilidades compartidas, tanto en materia de cambio climático, por ejemplo, hablando de vulnerabilidades que compartimos, y por eso hemos buscado fortalecer sus sistemas de atención a los fenómenos climatológicos y de prevención y atención a desastres, como fortalezas.

Por ejemplo, el ser una zona de enorme atractivo turístico hemos buscado constituir iniciativas en conjunto que fortalezcan las complementariedades, pero también hemos, por ejemplo, establecido una zona de turismo sustentable del Caribe.

Hemos destinado importantes recursos para fortalecer la conectividad también entre los propios países del Caribe.

Y uno de los proyectos que tenemos este año será establecer un observatorio de la región del Caribe para el empoderamiento económico de las mujeres, identificando también áreas de oportunidad compartidas.

Y decir que nuestro liderazgo regional también nos ha permitido ser sede de importantes eventos regionales que son de enorme relevancia, este año fuimos sede del Trigésimo Sexto Período de Sesiones de la CEPAL, y en 2007 vamos a ser sede de la Cuadragésimo Séptimo Período de Sesiones de la OEA.

Todo ello no sólo será una oportunidad para seguir reforzando nuestro liderazgo, nuestra influencia en la región, nuestra solidaridad con la región y nuestra pertenencia regional a América Latina y el Caribe, sino también será una importante oportunidad para seguir avanzando en la agenda que tiene México en torno a temas que nos atañen a todos como la migración, como la seguridad, como el detonar desarrollo incluyente.

Y donde, desde  luego, esperamos contar con el acompañamiento del Senado de la República, y estamos deseosos de encontrar oportunidades con las distintas comisiones para que acompañen este proceso y puedan desdoblar actividades que le den realce a la condición de sede de México, pero sobre todo a la agenda que compartimos con Latinoamérica y el Caribe.

Muchas gracias, Senadora.

El Presidente Senador César Octavio Pedroza Gaitán: Muchas gracias, Secretaria.

Para formular un comentario, el Senador Humberto Mayans Canabal.

El Senador Humberto Mayans Canabal: Gracias, señor Presidente.

Señora Secretaria, es un honor participar en su comparecencia en esta Honorable Cámara, aunque sea por unos fugaces instantes.

Como usted lo ha descrito aquí ampliamente, y la felicito, en el capítulo referente a la política exterior del Plan Nacional de Desarrollo quedaron plasmados, entre otros dos objetivos fundamentales para nuestro país.

Uno, fortalecer la cooperación con Centroamérica y el Caribe.

Y dos, recuperar la interlocución con América del Sur.

Después de cuatro años de cuatro años de intenso trabajo, y como usted lo acaba de describir, dichas metas y objetivos se están cumpliendo a cabalidad.

El Presidente Enrique Peña Nieto y la Cancillería le han dado una gran relevancia a la región recuperando la presencia y el liderazgo histórico que habíamos perdido durante los doce años de gobierno de Acción Nacional.

El Presidente ha realizado, para ello, más de 20 viajes al Continente, seis de ellos a Centroamérica; y 14 a Sudamérica y el Caribe.

Asimismo, se han firmado y entrado en vigor 17 acuerdos marco con diversos países, destacando Chile, Colombia, Paraguay, Guatemala, Perú, Brasil, Argentina, Costa Rica, Belice y Cuba, entre otros.

Ningún otro Presidente de México ha tenido en tan sólo cuatro años una presencia tan intensa y fructífera en la región como Enrique Peña Nieto.

Felicidades por ello, señora canciller.

Y si usted me lo permite, deseo expresar una preocupación que crece día a día por un país hermano de la región que ha luchado históricamente por construir un sistema democrático de libertades y por elevar los niveles de vida de su población, una de las más pobres de América Latina y con quien México siempre históricamente, desde la presencia de Sandino en México, ha sido solidario, ese país es Nicaragua, señora canciller.

Como recordamos todos, la Revolución Sandinista que triunfó en 1979 como resultado de una alianza nacional e internacional, liderada por el Frente Sandinista, desalojó a la dictadura Somocista del poder y se propuso grandes metas de democratización y justicia social, logrando importantes avances en los primeros años, como bien señala el periodista Carlos Chamorro.

Sin embargo hoy, y como también apunta el poeta Ernesto Cardenal, quien fue Ministro de Cultura del primer gobierno sandinista, cito: “Lo que existe hoy es una dictadura familiar de Daniel Ortega”. Y lamenta Cardenal, la traición del Presidente Ortega, quien presidió el primer gobierno de la Revolución de 1979 a 1990.

Habrá, como usted sabe, señora canciller, elecciones el próximo 6 de noviembre en Nicaragua, dos días antes que las elecciones de Estados Unidos. Y el Presidente Ortega espera reelegirse por tercera ocasión consecutiva, la novedad es que su esposa, Rosario Murillo, quien ha ostentado un gran poder a lado del Presidente Ortega, se ha postulado como candidata a la Vicepresidencia, confirmando lo señalado por Ernesto Cardenal.

Desde el pasado mes de mayo, un grupo de 27 intelectuales, académicos, periodistas y líderes de oposición, presentaron un manifiesto exigiendo elecciones limpias, libres y transparentes.

En agosto, nuestro representante ante la Organización de Estados Americanos, OEA, Luis Alfonso de Alba, criticó la destitución de 28 diputados opositores en el Congreso nicaragüense, un hecho sin antecedentes, pues señaló: “Medidas como éstas debilitan y neutralizan a la oposición de cara a la próxima elección presidencial”.

En septiembre, hace apenas unos pocos días, la Cámara de Representantes de Estados Unidos, aprobó sanciones en contra del gobierno de Daniel Ortega, por la violación a los derechos humanos y la manipulación del proceso electoral para su propia ganancia.

El pasado 26 de octubre, hace apenas unos días, un grupo de intelectuales, donde está, entre otras, Gioconda Belli, economistas y abogados opuestos al gobierno, pidieron a la Organización de  Estados Americanos, cito: “Apoyar la celebración de nuevas y auténticas e incluyentes elecciones, por considerar que los comicios próximos del 6 de noviembre serán una farsa”.

Sergio Ramírez, novelista y periodista destacado, quien fuera Vicepresidente de Nicaragua, durante el primer gobierno de la Revolución, escribió, cito: “Nicaragua ha avanzado no pocos pasos para adentrarse en ese oscuro territorio de la ausencia de democracia, los gobiernos familiares siempre han terminado en grandes desastres políticos”.

Es una verdadera tragedia, señora canciller, que en el año del  Centenario del fallecimiento de Rubén  Darío, celebrado y homenajeado en todo el mundo de habla hispana, Nicaragua, su país natal, vuelva a sumirse, a vivir en una dictadura.

Ante esta delicada situación, qué postura, qué medidas tomará el gobierno de México, porque la elección presidencial, como ya señalé, en Estados Unidos, se dará dos días después de la de Nicaragua, y nadie prestará atención a lo que sucede en Nicaragua.

Por eso, necesitamos nosotros, como gobierno, tomar una postura con nuestro país hermano de Nicaragua.

Señor Presidente, le solicito atentamente se inserte en la Gaceta del Senado, la versión íntegra, que la entregaré, de mi intervención, hoy ante el Pleno.

Ésta fue una simple síntesis.

(Aplausos)

PRESIDENCIA DEL SENADOR
PABLO ESCUDERO MORALES

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales.: Con gusto, Senador Mayans.

Intégrese al Diario de los Debates.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Gabriela Cuevas Barron.

La Senadora Gabriela Cuevas Barron: Señora Secretaria, bienvenida a este Senado de la República.

Presidente, compañeras y compañeros:

El próximo martes  8 de noviembre se jugará una de las elecciones más importantes que podemos tener en los últimos años en todo el mundo. Es una elección en la que se definirá no sólo un proyecto para los Estados Unidos, sino también un proyecto que tendrá enorme influencia en México y en el mundo.

Además de la elección presidencial habrá algunas otras elecciones, y algunas consultas hacia la ciudadanía muy interesantes.

Entre ellas, señora Secretaria, usted bien sabe que se habrá de votar en 5 estados de la Unión Americana, entre ellos California, que ha sido denominado como el eje de la legalización hemisférica de la marihuana. Se va a votar de manera recreativa la legalización de la marihuana.

Y en otros tres estados, en Florida, Missouri y Arkansas, se va a votar el uso medicinal, de darse el voto favorable  por parte de la gente, especialmente en California, estaríamos hablando de que una de las economías más importantes del mundo, no solamente Estados Unidos, sino subrayo, del mundo, estará legalizando la marihuana, un estado que es poderoso económicamente, pero que además es  probablemente a nivel de Estado, nuestro vecino más importante.

¿Qué está pensando el gobierno de la República, Secretaria, en esta materia?

¿Qué va a pasar si California se vuelve un productor importantísimo de marihuana?

Cómo pensamos que esto pueda repercutir en nuestro país y probablemente en temas de seguridad hemisférica, que si a ello le aunamos también el uso medicinal que se tiene ya en Canadá, parece que nuestro país se está quedando un tanto rezagado. Tenemos miedo a entrar a los debates, pero lo más importante, nos vamos a quedar  solitos con los problemas.

También me parece importante resaltar, Secretaria, el tema más importante, la elección entre Hillary Clinton y Donald Trump, y me parece que hay un aspecto que no se ha resaltado, porque las noticias en general han sido pésimas, y es que por primera vez no se ha podido obviar a México en los debates, México ha estado presente en los debates, en las precampañas, lo ha estado ahora en la contienda presidencial, ha estado en cada uno de los debates.

Me parece, Secretaria, que aquí hay distintos temas que nosotros debemos abordar y que probablemente pues no sé si no se han abordado de la forma correcta o falte diálogo con el Senado, pero yo sí quisiera conocer qué va a hacer el gobierno de la República pase lo que pase el martes con la inercia de odio que nos deja Donald Trump.

Si bien, hay quienes dicen que esas resistencias en contra de México ya existían, la realidad es que se acentuaron, y estuvieron en el eje del debate, se tiene que hacer algo contra esta campaña de odio de manera permanente, y quisiera preguntarle, Secretaria, ¿qué se va a hacer?

Y segundo, que también me parece muy importante es que ya estando México en el centro del debate y sabiendo que no se puede obviar, qué plan tiene el gobierno de la República en caso de que gane cualquiera de los dos candidatos, porque si bien, es mucho más favorable, podría ser mucho más favorable el triunfo de Hillary Clinton, también hay una realidad y es que la candidata Clinton se ha pronunciado por renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

Y bueno, en el caso de Donald Trump, creo que todos tenemos aquí muy claro que sería terrible para nuestro país, pero aún más para nuestros connacionales, que viven en los Estados Unidos.

Se ha dicho que hay ya una estrategia, por supuesto, no pretendería que nos dejara aquí toda la estrategia, porque pues si  es una buena estrategia, asumiría que no debe ser pública, pero sí quisiera pedirle que nos comente cuáles son los ejes más importantes que se ha trazado el gobierno de la República y, en particular la Secretaría de Relaciones Exteriores.

En segundo lugar, quisiera comentar un tema, porque ha sido un debate importante en el Senado de la República, porque hemos impulsado una reforma constitucional en esa materia, y tiene que ver con refugiados, y tiene que ver también, Secretaria, con los migrantes.

En primer lugar, quiero resaltar, lo comento con usted, sabiendo que es un tema también de la Secretaría de Gobernación, porque sí quiero decirlo públicamente, fue un gran impulso contar con la ayuda de la Secretaría de Relaciones Exteriores para llegar a un dictamen favorable a esta reforma al 11 constitucional.

Pero en segundo lugar también quisiera destacarlo, porque pues me tocó ser testigo de ello, el liderazgo de México en la última Asamblea General de las Naciones Unidas, donde México tomó la batuta y tomó  el liderazgo en temas de refugiados y en temas de migrantes.

Yo le quiero decir, Secretaria, que me siento muy contenta con los compromisos que asumió nuestro país en voz del Presidente de la República, y quisiera pedirle, ¿cómo es que se van a llevar a cabo y con qué plazos se está estimando que se puedan concretar?

Hay temas muy importantes para la niñez migrantes, para todos aquellos solicitantes de asilo que hoy se verían terriblemente amenazados si es que fueran devueltos a sus países de origen, y por ello es que quisiera reiterarle el interés que tenemos  varios Senadores, pero, por supuesto a título personal de, ¿cómo se le va a dar seguimiento a los compromisos que asumió el Presidente de la República en Nueva York?

Y, por último, pues creo que todos sabemos que existe una crisis de migrantes en Baja California, pero también de cómo ha cambiado el perfil migratorio que llega a nuestro país y que hoy tiene una migración, incluso, transcontinental.

México carece de las embajadas suficientes en África, como para tener una interlocución frecuente que permitiera dar una gestión  mucho más ordenada y mucho más certera a esta migración que proviene, sobre todo de África y Medio Oriente.

¿Pero qué podemos hacer para apoyar al gobierno de Baja California? Que hoy, si bien tiene toda la disposición para apoyar a estos migrantes y solicitantes de asilo, no cuentan, ni con los recursos, ni tampoco con las herramientas diplomáticas, que están mucho más al alcance  del gobierno de la República, de la Secretaría de Gobernación y en concreto, de la Secretaría de Relaciones Exteriores.

Es cuanto.

Muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Cuevas.

Señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu: Muchas gracias, Senadora.

Empiezo por la parte final de su intervención, primero que nada reconociendo tanto su compromiso y liderazgo  personal, como el compromiso de toda esta soberanía para poder haber hecho realidad la reforma constitucional para definir la figura del refugiado de acuerdo a los estándares internacionales, y subrayar que hay una gran coincidencia de visión entre este Senado y la Cancillería y el Gobierno de México respecto de los retos que se plantean a la comunidad internacional, y en particular a nuestro país tanto en materia de refugiados como en materia de migración en la actualidad y en los próximos meses.

Para México, sin duda, el actualizar nuestro marco constitucional y jurídico, normativo también, pero sobre todo nuestras capacidades institucionales para hacer frente a los retos de la movilidad de personas asociadas al refugio y a la migración, es una de las prioridades más inminentes.

Por ello, México fue coanfitrión de la Cumbre de Refugio el pasado 20 de septiembre en la ONU, en la que ya  ha hecho referencia la Senadora, y donde se buscó que tanto el tema de refugio como el tema de migración se pongan en el centro del debate global y se pueda construir con un enfoque de corresponsabilidad, soluciones y propuestas para que las distintas regiones del mundo podamos enfrentar estos retos, que si bien hay diferencias entre los retos que enfrenta la región europea, por ejemplo, o Medio Oriente con los retos que enfrentamos en la América, y particularmente nosotros como un país de origen tránsito, destino y retorno de migrantes, pero también un país que ve aumentar las solicitudes de refugio.

Es importante que México se situase al centro de este debate construyendo un liderazgo y en esta Cumbre de las Naciones Unidas quedó claro que México tiene una visión de lo que se debe de hacer.

El Presidente de la República presentó en esa ocasión siete acciones para fortalecer nuestra política de refugio: primero, fortalecer nuestro diálogo con las autoridades de Centroamérica, también de Estados Unidos y Canadá para actuar de manera corresponsable.

Estamos convencidos que ni en materia de refugio, pero tampoco en materia de migración podemos enfrentar este reto con una política que obvie un contexto más amplio regional y que en todo momento privilegiar una visión y soluciones compartidas y corresponsables nos permitirá ser más eficaces y más eficientes.

Promover la inclusión socioeconómica de quienes son reconocidos como refugiados, fortalecer los procedimientos de legibilidad con base en estándares internacionales y, de manera muy importante, reforzar las capacidades de la Comar para que se puedan gestionar con mayor rapidez, con mayor eficiencia estas solicitudes de refugio.

También impulsar alternativas para evitar la detención administrativa de quienes solicitan refugio, en particular de niñas y niños, y queremos lograr que ningún menor de 11 años se encuentre alojado en una estación migratoria y para ello, pues el compromiso de fortalecer las capacidades no sólo de la Comar, sino también del Sistema DIF, Nacional DIF, y la cooperación con organizaciones de la sociedad civil que ha resultado fundamental para poder atender mejor estos enormes retos.

Realizar campañas informativas para difundir el derecho a solicitar refugio con el apoyo del ACNUR y con organizaciones de la sociedad civil, por supuesto, y aplicar protocolos que nos permitan identificar de mejor manera las necesidades de protección internacional para las niñas, los niños, los adolescentes no acompañados o separados.

Independientemente de ello, hay que decir que estos compromisos que se expresaron en el seno de Naciones Unidas son parte de una visión del Gobierno de la República que estaremos instrumentando en los siguientes meses y que, desde luego, el acompañamiento de estas soberanía resultará fundamental para poder cumplir con esos compromisos y hacerlo de la manera más expedita, más eficiente y conforme a los estándares internacionales a los que nos hemos comprometido.

En este sentido, Senadora, decirle que nos preocupa enormemente, sin duda, la condición en la que se encuentran los casi cinco mil ciudadanos haitianos y extracontinentales que están actualmente en Baja California.

La semana pasada acompañé al Secretario de Gobernación y al Secretario de Desarrollo Social a Mexicali, visitamos algunos albergues, establecimos algunos compromisos para mejorar la cooperación y la coordinación y poder ayudar al estado a hacer frente a estos flujos extraordinarios de ciudadanos haitianos que no habíamos visto anteriormente y que, además, sabemos son parte de flujos que se encuentran en otros puntos de nuestro continente y que es previsible que busquen llegar a México, con lo cual esta es una situación que se va a seguir presentando en los siguientes meses, que no tiene una solución inmediata, pero que requiere de la suma de esfuerzos y de capacidades de todos. Por lo que toca a la Cancillería.

Por un lado, estamos buscando, por ejemplo, con la Organización Internacional de las Migraciones, que nos puedan auxiliar con personal suyo que tiene una enorme experiencia y que además tienen los recursos para hacerlo, en poder identificar a los distintos nacionales y sus distintas necesidades para poder con mayor eficiencia canalizarlos a las instancias que les puedan dar atención.

Cabe señalar que en muchos de las personas que están en Baja California, pues no son ciudadanos o nos sabemos si son ciudadanos haitianos, algunos de ellos son ciudadanos de otros países, particularmente de África, donde al no contar con representaciones de esos países, en nuestro país, se dificulta mucho el poder identificar.

¿Cuál será el mejor procedimiento para su eventual repatriación? Toda vez que se requiere que el Estado del cual son nacionales, reconozca al ciudadano para poder iniciar el proceso de repatriación.

Entonces, tenemos situaciones donde las capacidades del Estado, desde la propia Cancillería, no contar con representaciones de esos países, se dificultan y relentizan mucho el proceso.

La Organización Internacional de las Migraciones, nos ha hecho saber que tienen la disposición y los medios para ayudarnos y vamos a estar trabajando en ello.

De manera muy importante, hemos reactivado en el seno de la Conferencia Regional de Migración, con los países de Centroamérica, particularmente un grupo ad hoc de trabajo para, de manera conjunta, identificar cómo podemos enfrentar mejor estos flujos en el seno de la conferencia, sobre todo de los flujos extracontinentales.

Tenemos conocimiento de que la mayoría de los ciudadanos haitianos que se encuentran en el Continente, provienen de Brasil, donde se les abrió un espacio de trabajo en el marco primero, después del terremoto que sufrieron hace algunos años, y luego en el marco de los de la construcción de infraestructura para las olimpiadas y el Mundial de Futbol, que son miles de ciudadanos haitianos que hoy se encuentran en el Continente desplazándose por los distintos países, buscando encontrar mejores condiciones de vida.

Toda vez que Haití, pues se encuentra en una situación agravada después del huracán Matthew de hace algunas semanas.

Entonces, trabajando en el seno de la Conferencia Regional para poder juntos identificar las mejores formas de gestionar estos flujos entre todos los países de la región.

Y, por supuesto, trabajando con Haití, en este caso, buscando que nuestros proyectos de cooperación, los podamos dirigir a la reconstrucción de infraestructura básica que Haití, en este momento, requipe de este apoyo de cooperación para poder generar condiciones que eviten o disuadan que los ciudadanos haitianos busquen llegar a otro país y no regresar al suyo propio.

Además, con Estados Unidos, buscando que se abra, se aumente el número de solicitudes para ciudadanos haitianos que puedan ingresar a ese país, y estamos seguros que hemos logrado ya aumentar el número de solicitudes que aceptan Estados Unidos de haitianos, a prácticamente el doble y estamos seguros que en las próximas semanas podremos aumentar este número.

Finalmente, respecto a Estados Unidos.

Es cierto, Senadora que había ya una visión estereotipada, negativa, en muchos de los casos xenófoba, respecto de México y de los mexicanos, y que el proceso electoral exacerbó esos sentimientos y esa visión.

Por eso la importancia de más allá de esta coyuntura que, sin duda, es importante y, sin duda, es relevante, más allá de esta coyuntura podamos seguir desplegando y esa es la visión y el compromiso del gobierno de la República, pero, insisto, todos los órganos del Estado y desplegando una labor de información permanente de lo que es México, de información permanente de la relación estratégica para ambos países y de lo mucho que beneficia a Estados Unidos su relación comercial, cultural con nuestro país.

De reivindicación de las aportaciones de nuestra comunidad que, cabe señalar, esos 12 millones de mexicanos nacidos en México que viven en Estados Unidos, en más del 90% tienen un empleo y contribuyen a la economía y al desarrollo de ese país, pagan impuestos independientemente de si son indocumentados o no, y pagan mucho más impuestos de lo que reciben en servicios.

Y hay que seguir insistiendo en ello, seguir fortaleciendo nuestra relación y diálogo político a todos los niveles, fortaleciendo nuestro diálogo con la comunidad empresarial y cultural y, sin duda, con la composición del nuevo Congreso será fundamental. Todo el esfuerzo de diplomacia parlamentaria, que ustedes mismos puedan realizar.

Tenemos también pendiente la celebración de la  Interparlamentaria México-Estados Unidos, que sin duda en la nueva composición del Congreso pues se volverá cada vez más importante el mantener estos  vínculos cotidianos y que no sean las coyunturas las que nos activan en esta presencia, en esta insistencia y en este esfuerzo pedagógico hacia Estados Unidos en un diálogo que, si bien, tiene un componente importantísimo entre gobiernos los trasciende y debe ser más un diálogo entre países y entre sociedades y que nos debe sumar a todos.

El martes que se celebre la jornada, previsiblemente hacia la noche sabremos quién resultó ganador, y en ese sentido el gobierno de México pues buscará el contacto con él, tanto el candidato ganador o candidata ganadora como con su equipo y su eventual equipo de transición para seguir avanzando en la promoción de  nuestros intereses, en fijar nuestras prioridades en la relación bilateral e insistir en nuestra visión de América del Norte como la región que debe consolidarse como la más competitiva y dinámica del mundo en las próximas décadas, e insistir también en nuestra convicción de que no hay reto que tenga México, que tenga Estados Unidos sea crimen transnacional, sea atender los fenómenos migratorios o el cambio climático que no se pueda enfrentar mejor sin una colaboración y una cooperación entre países.

Esa es la visión que hemos sostenido, y es lo que vamos a seguir haciendo, trabajando para buscar áreas de oportunidad y potenciar no sólo a nuestra comunidad en Estados Unidos, sino potenciar nuestras oportunidades aquí en México, y las enormes potencialidades que tenemos también, dado nuestra vecindad, dado nuestro esquema de integración a partir de América del Norte y dado el renovado también acercamiento con Canadá en el marco de una visión regional trilateral que nos obliga a seguir insistiendo en una agenda de competitividad, de integración y de movilidad en la que somos partícipes los tres países.

Respecto del tema que también se va a valorar en algunos estados de la Unión Americana que tiene que ver con legalización del consumo de marihuana o el uso medicinal, sin duda, me parece que es una oportunidad para que en México revisemos este tema.

Parte de la motivación de México de participar en la sesión especial para las drogas en la ONU que tuvo que ver con plantear la necesidad de un enfoque integral que también privilegie un enfoque de salud, no solamente un enfoque punitivo, tenía que ver, y así lo mencionó el Presidente y se expresó en la iniciativa que se ha estado valorando y discutiendo en el Congreso con la necesidad práctica de, por un lado utilizar o explorar los enormes beneficios que el uso medicinal de la marihuana tiene para el tratamiento de distintas enfermedades, pero también de actualizar nuestro marco legal respecto del uso de la marihuana para que se homologue a los estándares internacionales, tenemos uno de los regímenes más restrictivos con un gramaje muy pequeño, muy por debajo de la media internacional, y pues se hace pertinente ante esta realidad de legalización periódica y paulatina en distintos estados, el principal consumidor del mundo que México revisite este diálogo y en su caso, si así lo considera esta soberanía, se reforme nuestro marco regulatorio de la marihuana de su uso medicinal, sobre todo, y podamos también destinar enormes recursos a otro tipo de problemas y de retos que tenemos asociados al problema mundial de las drogas.

Muchas gracias, Senadora.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Secretaria.

Senadora  Gabriela Cuevas, después de esta amplia explicación.

La Senadora Gabriela Cuevas Barron: Muchas gracias por su respuesta, Secretaria.

De antemano abusaré del tiempo como se ha hecho con anterioridad, pero si hay algunas reflexiones que quisiera hacer.

Sobre el tema de los refugiados me parece  muy importante trabajarlo de la mano de la Secretaría de Relaciones Exteriores.

Hay temas que están atorados todavía en este Senado de la República, reformas muy importantes en materia de migración, y que México no puede llegar con un marco como el que hoy tenemos en esta materia a las cumbres de las que el mismo México está impulsando a nivel internacional.

No podemos seguir disociados de un discurso a nivel internacional, de una legislación nacional y todavía peor de algunas prácticas en la frontera sur.

Confío en la Secretaría de Relaciones Exteriores por la experiencia que ya tuvimos en la reforma al artículo 11 constitucional, pero el tema de la movilidad humana no puede separarse como han intentado hacerlo algunos países europeos que han apostado como son: a la construcción de muros, de rejas, de persecuciones.

México no puede tener un discurso hacia el norte y otro hacia el sur.

Espero, de verdad, Secretaria, que podamos contar con su apoyo para realmente contar con un marco en materia de migración acorde a nuestro discurso y a nuestros compromisos internacionales, ya no digamos a la experiencia que tenemos, uno de cada tres mexicanos que contamos con familiares o amigos en la Unión Americana.

También quiero tomarle la palabra, Secretaria. Usted hablaba de la actualización del marco normativo, y quisiera tomar la palabra para extenderlo también a otros temas.

El próximo año se cumplen 100 años de nuestra Constitución, y me parece que sería un gran momento para que podamos reflexionar sobre nuestro marco constitucional en materia de política exterior, nos hace falta.

¿México ha cambiado en 100 años?

¿El mundo ha cambiado en 100 años?

¿Los retos que tenemos han cambiado en 100 años?

Nuestro lugar en el mundo es muy distinto al que teníamos hace 100 años.

Somos hoy la décimo quinta economía del mundo. No podemos seguir como, insisto, hace 100 años.

Ojalá podamos contar con su apoyo para realizar una revisión integral a nuestro marco normativo, y que esto abarcará temas que aún han estado pendientes como transparencia, rendición de cuentas, las operaciones de mantenimiento de la paz, que debo decirlo, y que sé y lo subrayo, que no es responsabilidad de la Secretaría de Relaciones Exteriores, pero que no deja de sorprenderme la negativa del gobierno para acompañarse del Senado de la República en esta materia.

El artículo 76 de nuestra Constitución es muy claro. Hay algunas personas que no lo quieren entender, pero es muy claro.

La participación de México en las operaciones de mantenimiento de la paz, como usted lo dijo en su exposición, es una decisión estratégica de política exterior, y es probablemente la más importante que se ha tomado en los últimos años; es una decisión que en Acción Nacional aplaudimos y respaldamos.

Pero lo que no aplaudimos ni respaldamos es la sistemática violación a la Constitución, que hoy se está haciendo por parte de Sedena, al no pedir autorización a este Senado de la República.

Por último, me parece importante destacar, que hay otras de las moralejas que nos deja esta campaña y el discurso de Donald Trump, y tiene que ver con que México no puede seguir teniendo el 80% de los huevos en una sola canasta.

México necesita diversificar su comercio, necesitamos llegar a otras puertas. En ese sentido se entienden estrategias como Alianza del Pacífico, como el TPP, pero no son aún suficientes; 80% de nuestro comercio en un solo país jamás nos va a ayudar a que podamos tener, digamos, una relación mucho más equitativa con los Estados Unidos.

No queremos que nos vuelvan a amenazar, ni a usar de piñata electoral en esas campañas.

Me parece importante, Secretaria, y por eso lo digo que, si bien tenemos un momento de austeridad en nuestro país, pedirle que se haga un esfuerzo importante en la Secretaría de Relaciones Exteriores para tener una mayor red de embajadas y de consulados.

No es suficiente tener ocho embajadas en toda África.

No es suficiente la presencia que tenemos en el Caribe.

No es suficiente lo que tenemos en Asia-Pacífico.

Una economía, como es la mexicana, no puede darse el lujo de estar subrepresentada.

Por último, nada más subrayar. Se ha mencionado aquí ya por mis compañeros la campaña “Diles que Voten”, una campaña ciudadana, apartidista, que no tiene que ver con la militancia, ni preferencias que tengamos ninguno de los aquí legisladores presentes y lo han mencionado, pero sí tiene que ver con un planteamiento que me parece debe hacerse desde nuestros consulados, ahora, pero también a mediano y largo plazo.

Y es que la única forma en la que realmente los candidatos en los Estados Unidos empiecen a respetar al electorado mexicano, es cuando sepan hablar inglés, cuando sepan que pueden votar y se registren y voten, pero también cuando sepan que puedan ser votados.

Si bien se han hecho esfuerzos muy importantes para credencializar a nuestros connacionales, no basta con que tengan la credencial del INE, eso nunca le va a importar a un bullying como Donald Trump.

Lo que realmente va a importar es cuando los mexicanos decidan ir a votar, y para eso tenemos nosotros que empoderarlo.

Muchas gracias, por sus respuestas, Secretaria.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, Senadora Gabriela Cuevas Barron.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Angélica Araujo Lara.

La Senadora Angélica del Rosario Araujo Lara: Muchas gracias.

Buenas tardes, canciller Claudia Ruiz Massieu.

Muchas gracias.

Bienvenida a esta su casa, siempre el Senado de la República, este importante ejercicio que es el análisis del informe, porque, pues usted comparece a nombre de nuestro Presidente de la República, el licenciado Enrique Peña Nieto.

Voy a ser muy directa, muy puntual. Lleva usted cinco horas, casi, sentada y ha sido de verdad muy explícita, muy clara en los señalamientos y, pues, apuntando, hemos hecho un repaso de los temas más relevantes y más importantes de la política exterior mexicana.

De ahí que yo, mi pregunta, la estemos posicionando hacia el otro extremo de nuestro país, hacia nuestra colindancia con Centroamérica.

Haciendo un repaso muy rápido, no solamente nos unen vínculos históricos, sino hoy tenemos muchos problemas que compartimos de manera muy puntual, entre otros, sin duda los temas migratorios, los temas de violencia, los temas sociales, en fin.

De ahí que, en ese marco, permítame sólo referirme al tema de cooperación internacional para el  desarrollo.

Y de acuerdo con la ley en esta materia, nuestra prioridad también debe ser, por supuesto, Centroamérica y el Caribe, como usted ha señalado.

A la luz de este contexto, señora canciller, me gustaría que pudiera ahondar y compartir con nosotros tal vez un poquito más sobre lo que estamos haciendo para apoyar a esta región que es prioritaria para nuestro país.

¿Qué estamos haciendo para apoyar a Centroamérica que enfrenta importantes retos en materia de seguridad, en materia de desarrollo, que van desde la violencia generada por grupos como los Maras, hasta problemas como el agravamiento de la situación alimentaria por las sequías?

Por su respuesta, muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Angélica Araujo.

Señora Secretaria.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias, Senadora.

Es sin duda igual de relevante nuestra relación con nuestros vecinos del norte que nuestra relación política, comercial, estratégica con nuestros vecinos del sur.

Compartirle que mantenemos un diálogo permanente, constructivo con los países de Centroamérica, con todos ellos, y particularmente por la especial coyuntura que atraviesan con los países del Triángulo Norte.

La semana pasada, por citar  sólo un ejemplo, en el marco de la Cumbre Iberoamericana, que se celebró en Cartagena, el Presidente de la República sostuvo una reunión con el Presidente de Guatemala, Jimmy Morales.

Este año recibimos la visita oficial del Presidente Juan Orlando Hernández, de Honduras.

Y el mes pasado presidí aquí en México la VIII Reunión de la Comisión Binacional México-El Salvador.

Estamos convencidos que la prosperidad y la seguridad de Centroamérica son también la prosperidad y la seguridad de México, y de todo el Hemisferio, y por ello nos hemos empeñado en tener una interlocución cercana, basada en el respeto mutuo, en la solidaridad que tenemos con los países de la región como países hermanos, pero sobre todo en una visión compartida donde la suma de fortalezas y de capacidades nos permitirá enfrentar de mejor manera los retos, ayudar a la región a que pueda potenciar su desarrollo regional, y a que también podamos construir esquemas que nos permitan atender el reto migratorio, el reto del cambio climático, el reto de la seguridad regional de una manera muchísimo más eficiente, con una visión de futuro compartido.

Uno de los medios para lograr esta prosperidad compartida es, sin duda, la construcción de infraestructura común, y México en la actualidad realiza enormes inversiones de recursos para construir infraestructura justamente con los países de Centroamérica, no solamente infraestructura fronteriza que nos permita tener flujos más ordenados, más eficientes, más seguros, sino también infraestructura que permita a esos países potenciar su conectividad, potenciar sus oportunidades de desarrollo.

Estamos invirtiendo literalmente a través de los distintos fondos que tenemos en hacer carreteras, en hacer puentes, en fortalecer capacidades educativas.

Estamos impulsando el sistema de interconexión eléctrica para que toda la región Centroamericana pueda estar conectada a una misma red y pueda tener electricidad más barata, más accesible para las personas y familias, pero también para las industrias, y de esta manera ser una región más competitiva.

En algunas decisiones también de política que hemos tomado al interior de nuestro país tendrán, sin duda, la oportunidad de representar un área de crecimiento para la región de Centroamérica, como es el establecimiento de zonas económicas especiales que, sin duda, en el caso de Chiapas representará una oportunidad de encadenamiento productivo y de incremento de trabajo y de inversión en la región.

Tenemos concluido el Tratado de Libre Comercio México-Centroamérica, participamos con la iniciativa Mesoamérica Sin Hambre, para que fortalezcamos los marcos institucionales locales, nacionales y regionales también para lograr la seguridad alimentaria de la región.

Trabajamos en el seno de la Conferencia Regional de Migración para enfrentar mejor nuestros flujos migratorios, los flujos que compartimos para darle un mayor orden y seguridad a los migrantes provenientes de Centroamérica, para tener mecanismos de repatriación más ordenados también y más eficientes, y para desincentivar la migración, particularmente de niños y niñas no acompañados de la región a través de proyectos de cooperación triangular que ya he referido.

Centroamérica, sin duda, es una región estratégica para nosotros, nuestra pertenencia a esta región es también estratégica y le damos el mismo sentido de prioridad que le damos a nuestra relación con nuestros vecinos del norte que integran la región de Norteamérica.

Además hemos echado a andar distintos programas en esta administración, como es el Programa de Visitantes Regionales Temporales, y el de Visitantes Trabajadores Temporales, que permite que tengamos, brindemos oportunidades, tanto de turismo como de trabajo a nacionales de los países del Triángulo Norte y de Nicaragua en uno de los casos para poder conocer y visitar nuestro país, y compartirle Senadora, que está también concluido un memorándum de entendimiento en materia laboral con los tres países del Triángulo Norte para incentivar el empleo de nacionales de esos países en nuestro país.

En fin, es una agenda amplia que se expresa en relaciones políticas y vínculos políticos sólidos, en explorar oportunidades de incremento de comercio, de inversión, de oportunidades compartidas en una visión de corresponsabilidad para enfrentar nuestros retos y en un alto sentido de prioridad y de cercanía que se fundamenta, no sólo en una historia compartida, sino en una visión de futuro que también compartimos con base en el respeto mutuo.

Muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Secretaria.

Senadora Angélica Araujo.

La Senadora Angélica del Rosario Araujo Lara: Gracias, Presidente.

Quiero resaltar solamente que la próxima semana, hablando un poquito sobre el proyecto de Frente por el Hambre, los grupos del Frente Parlamentario de América Latina contra el Hambre estarán en nuestro país, y creo que también es importante y significativo reconocer el apoyo que ha tenido por parte de la Cancillería, cada uno de mis compañeros para poder llevar a cabo durante la próxima semana.

Solamente reiterarle, señora canciller, nuestro respeto, nuestro respaldo, nuestro decidido esfuerzo para trabajar conjuntamente en esta arquitectura del Estado mexicano, las relaciones exteriores, la política exterior es un trabajo que hacemos de manera coordinada entre el Senado y por supuesto la Cancillería.

Y señalar también mi agradecimiento. Hace unos días tuve la oportunidad de estar en la Conferencia Mundial por el Hábitat, también un tema importantísimo en el cual nuestro país, sin duda fue referente también  mundial, al poner en práctica el derecho a la ciudad, el derecho a la sustentabilidad, el lograr el objetivo, 11 de los objetivos 2030. 

Y también por supuesto resaltar y agradecer todo el respaldo que estamos teniendo en la Comisión de Protección Civil para que el próximo año podamos llevar a cabo la Plataforma en Materia de Prevención de Desastres por parte de  la Cancillería.

Nuevamente reiterarnos, porque en este ejercicio de retroalimentación también sale a relucir la agenda hacia el próximo año, y como podremos ver con usted, tenemos nosotros que hacer trabajo legislativo, pero siempre en coordinación con la Cancillería.

Muchísimas gracias, y ésta es su casa.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Angélica Araujo Lara.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Sylvia Leticia Martínez Elizondo.

La Senadora Sylvia Leticia Martínez Elizondo: Con su venia, señor Presidente.

Buenas tardes, señora Secretaria.

Le reitero la bienvenida, ya que muchos de mis compañeros Senadores le han manifestado en sus intervenciones a esta su casa, y la casa de todos los mexicanos, probablemente ha de estar un poco cansada.

Quiero aprovechar este espacio otorgado al grupo parlamentario de Acción Nacional, y dado mi carácter de Secretaria de la Comisión de Asuntos Migratorios, para hacerle dos preguntas puntuales en torno al caso de los niños mexicanos detenidos en la frontera sur de Estados Unidos, y respecto a los trabajadores migrantes mexicanos y sus familias.

En octubre del año pasado, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos presentó el Informe Situación de Derechos Humanos de Familias, Niños, Niñas y Adolescentes no Acompañados, Refugiados y Migrantes en los Estados Unidos de América.

Este informe es revelador, por cuanto hace a las omisiones del gobierno a cargo del Presidente Peña Nieto, en especial en el caso de las niñas, niños y adolescentes no acompañados.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos expone la dificultad que enfrenta este grupo al llegar a Estados Unidos, al no poder acceder a mecanismos de protección internacional, misma que deberían encontrar en el apoyo consular.

Además se observó que se aplica incorrectamente la Ley de Estados Unidos por parte de los agentes fronterizos.

Me queda claro que el comportamiento de los agentes del país vecino del norte no está en las facultades de la Secretaría de la cual usted es titular. Pero el informe continúa precisando que las prácticas de devolución se hacen, abro comillas, “en colaboración con las autoridades mexicanas, en relación con el retorno de los nacionales mexicanos”, cierro comillas.

Por cifras de la propia Comisión Interamericana, sabemos que en esa frontera sur hay alrededor de 16 mil niños mexicanos detenidos.

La pregunta, señor Secretaria, ¿cuál es la instrucción que usted le ha dado a los consulados para actuar bajo un enfoque de derechos humanos en la debida atención de la niñez mexicana frente a la deportación? Que por cierto, en muchas ocasiones es contraria a la que dispone la propia ley estadounidense.

Las representaciones mexicanas en ese territorio están al tanto de la situación y si así es, ¿qué medidas consulares y de diplomacia se están tomando para resolver el problema de la detención de niñas, niños y adolescentes mexicanos?

Ahora, por el otro lado,  me gustaría aprovechar la ocasión para mencionar que en el inciso b) de la fracción I del artículo 73 de la Convención Internacional sobre la Protección de los Derechos de todos los trabajadores migratorios y de sus familiares que firmó México en 1990 y ratificó en 1999, se ordena que los países parte presentan “un informe sobre las medidas legislativas, judiciales, administrativas y de otra índole que hayan adoptado para dar efecto a las disposiciones de la presente  Convención”, la cual debe acontecer cada cinco años.

El último informe data del año 2010.

Cabe señalar que en la página web de la Secretaría de Relaciones Exteriores aparecen ligas para acceder a los informes pasados, 2005-2010, sin embargo no funciona, y en el mismo artículo mencionado de la Convención en su fracción IV dice a la letra:

“Los Estados parte darán una amplia difusión  pública a sus informes en sus propios países, asunto que no está pasando en México”.

Entiendo que el Comité de esta Convención ya envió a México las preguntas del seguimiento sobre el informe 2015.

¿Ya existe el informe? De no ser así, ¿cuándo podemos consultarlo?

Agradeceré mucho sus respuestas.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, Senadora Sylvia Leticia Martínez.

Tiene el uso de la palabra, señora canciller.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu: Muchas gracias, Senadora.

Sin duda la migración de niñas, niños y adolescentes no acompañados es una de las manifestaciones más dramáticas y más complejas del fenómeno migratorio al cual  nos enfrentamos en nuestra región y sin duda nuestro país compartiendo esta pues doble calidad de ser un país de no sólo tránsito en este caso, destino, y también origen de migración, pues ha debido poner un especial énfasis en la construcción de políticas y protocolos que nos permitan enfrentar de mejor manera este reto.

Aquí hemos ya compartido algunos de los compromisos expresados por el Presidente Peña Nieto en la Cumbre sobre Refugiados en septiembre, pero también hemos buscado  actualizar nuestro marco jurídico, por ejemplo, buscando arreglas específicos, locales, de repatriación entre nuestras autoridades y Estados Unidos, fijando procedimientos específicos para la repatriación de niñas, niños o adolescentes migrantes no acompañados, para buscar que esta repatriación sea pues más  coordinada, en horas apropiadas, que les tenga en centros especiales.

Yo misma he visitado algunos en el estado de Nueva York, por ejemplo es uno de los más grandes que tiene Estados Unidos y donde  he podido constatar la condición en la que están y el acompañamiento permanente de nuestro personal consular.

También hemos suscrito un protocolo para la atención consular de niñas, niños y adolescentes migrantes no acompañados, que desarrollamos en colaboración con UNICEF y con un grupo de consultores especialistas, y de la misma manera hemos actualizado y construido mecanismos de este tipo con los países del Triángulo Norte, por ejemplo, para asegurar que lo mismo que pedimos para nuestros niños que están en Estados Unidos, podamos nosotros cumplir y darle el mismo estándar de cuidado de calidad  y de protección a los niños migrantes de otros países que se encuentran en nuestro territorio.

Hemos buscado que este sea un tema presente en nuestro diálogo bilateral con Estados Unidos, desde luego como lo es  en nuestro diálogo bilateral, pero también regional  con los países de Centroamérica.

Y hemos buscado fortalecer alianzas estratégicas con organismos de la sociedad civil y con organismos internacionales que nos ayuden en esta difícil tarea y tan compleja de atender a esta población migrante que es vulnerable entre la vulnerable, como son los niños  y niñas migrantes, y en ese sentido, pues hemos buscado también fortalecer nuestras capacidades a través de talleres para nuestro personal y también brindando talleres, incluso en muchos casos atención a nacionales de otros países, que a través de nuestro personal consular también brindamos servicios y protección, no sólo compartiendo nuestras mejores prácticas, sino insisto, fortaleciendo las capacidades institucionales de los países  del Triángulo Norte en Estados Unidos a través de nuestras propias representaciones.

Sin duda, creo que este es un tema que a todos nos preocupa mucho, porque es, insisto, una población extremadamente vulnerable por eso es central en nuestro diálogo con Estados Unidos, por eso nuestro personal consular tiene un mandato muy claro de atender de manera prioritaria los casos donde identificamos que hay menores mexicanos, de verificar que los centros en donde están resguardados sean centros para menores y se les da una prioridad en la atención judicial de sus casos individuales para determinar de la manera más eficiente y más rápida cuál es la calidad, digamos, particular, legal a la que se pueden acoger, ya sea para reunificación familiar en Estados Unidos o para una repatriación rápida, segura y ordenada.

Tenemos, en ese sentido, también distintos memoranda de retorno asistido con distintos países, nosotros con Estados Unidos, pero también con los países del Triángulo Norte, insisto, para que el trato que damos a los migrantes de otros países, particularmente los menores, sea igual al que exigimos para nuestros migrantes niños, niñas y adolescentes en Estados Unidos.

Respecto al tema de los derechos laborales, Senadora, decirle que estamos totalmente comprometidos en este gobierno y en esta Cancillería con la defensa de los derechos de nuestros nacionales, no importando cuál sea su status migratorio.

Tal sólo este año, en agosto de este año, la Red Consular de México en Estados Unidos llevó a cabo la Octava Semana de Derechos Laborales, esta iniciativa busca informar a los trabajadores mexicanos en Estados Unidos sobre sus derechos, sobre las instancias a las que pueden acudir para reivindicar o hacer valer, hacer cumplir sus derechos, donde además se aprovecha para reivindicar la aportación y la importancia de nuestros migrantes en la fuerza laboral y en la economía de Estados Unidos.

Y para hacer un comparativo, hace ocho años que se hizo, que hizo la Cancillería la Primera Semana de Derechos Laborales en Estados Unidos en el año 2009, participaron 15 consulados, se realizaron 169 eventos y se atendió a 18 mil personas. Este año hemos progresivamente ido ampliando el alcance y la participación de esta semana, y este año, en 2016, participaron los 50 consulados, se realizaron casi mil eventos informativos y se atendió a casi 60 mil personas.

Informar, acompañar y proveer acceso a las instancias de protección de los derechos laborales y decir que también en este esfuerzo hemos construido una muy buena relación con las distintas dependencias de Estados Unidos que tienen responsabilidad en el tema. Nos acompaña el Departamento del Trabajo, por ejemplo, la Junta Nacional de Derechos Laborales, la Comisión de Igualdad de Oportunidades en el Empleo y distintas organizaciones también de la sociedad civil que están involucradas en el respeto de los derechos laborales de los migrantes en Estados Unidos.

Y además, no sobra compartir con esta soberanía que invitamos también a representantes de otros países para que nuestras instalaciones puedan ser parte de este esfuerzo de información de acompañamiento y de facilitación de acceso a la justicia.

Este año, por ejemplo, tuvimos representantes de Argentina, de Belice, de Bolivia, de Chile, de Costa Rica, de Honduras, Nicaragua, Panamá, Haití, Paraguay, entre otros países, reflejando este compromiso que tenemos, de sumar capacidades y proveer fortaleza a nuestros países hermanos para hacer frente a los retos que compartimos.

Tenemos otras iniciativas en materia de protección de derechos laborales, particularmente de trabajadores agrícolas en Estados Unidos. Estamos construyendo nuevos pilotos con el Gobierno de Estados Unidos para tener una mayor seguridad y control para las condiciones de trabajo de nuestros trabajadores migrantes, agrícolas migrantes en Estados Unidos, y vamos a seguir insistiendo en este tema, por supuesto con la actual administración en los tres meses o cuatro que les quedan en el gobierno, pero con el nuevo gobierno como un tema central en nuestra agenda bilateral, la protección y reivindicación de los derechos laborales de nuestros migrantes en Estados Unidos.

Muchas gracias, Senadora.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, canciller.

Senadora.

La Senadora Sylvia Leticia Martínez Elizondo: Muchas gracias por su información,

Pero quisiera nada más reiterarle los datos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, a que me referí con antelación, fueron reportados en 2015, sin embargo, tenemos un fuerte problema para saber con certeza cuál es la situación de las niñas y niños mexicanos migrantes.

No sabemos cuántos han sido repatriados, acogidos o detenidos. Ante la opacidad del gobierno federal no tenemos cifras precisas, porque aunque el Registro Nacional de Población e Identificación Personal, Renapo, está trabajando en un censo que informe la situación migratoria el gobierno ha dejado esta labor como no prioritaria ya desde 2011.

La Fundación Applessed ya recomendaba que se hiciera un sistema de información compartida porque los datos están separados y sin coordinación entre el DIF, el Instituto Nacional de Migración y la Secretaría de Relaciones  Exteriores.

Esto genera una gran cantidad de lagunas que violan el principio del interés superior de la niñez.

A la Secretaría a su cargo le correspondía tener un registro completamente claro de todos los mexicanos fuera de México, y del cual es su situación migratoria.

La información es la herramienta más valiosa para decidir adecuadamente las políticas que deben implementarse en materia de derechos humanos, en este sentido.

De lo contrario estamos desamparando a las niñas, niños y adolescentes y mexicanos, en general en el plano internacional.

Cada vez que se dificulta el acceso a la información o cualquier marco normativo, sólo se logra la redundancia en el trabajo, o incluso, peor, irresponsabilidad.

Y cada vez que observamos recomendaciones de organismos internacionales o cifras escandalosas sobre infantes detenidos en el extranjero, sabemos que algo está mal.

No es necesario que san 16 mil, la deportación de un solo niño, es suficiente para repensar si el trabajo de los consulados y su perspectiva de derechos humanos es correcta.

Que tenga buena tarde, Secretaria.

Gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora, Sylvia Leticia Martínez Elizondo.

Tiene el uso de la palabra la Senadora Lucero Saldaña Pérez.

La Senadora Lucero Saldaña Pérez: Señora canciller.

Valoramos mucho y reconocemos, no solamente el tiempo, la extensión de todos los temas que ha tratado en materia de política exterior.

Déjeme hacerle una pregunta que tiene que ver con temas de derechos humanos que ya ha abordado, pero que nuestro país se ha distinguido en apoyar, de ser incluyente, de ser transparente, en el Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

Y es que al haber estado abierto, bueno pues hace algunos meses, se dio un intento de tensión de la relación entre el Estado mexicano y la propia Comisión Interamericana de Derechos Humanos que, a través de diversos medios, se expresó sobre una grave crisis de financiera que atravesaba dicho organismos y se debía al incumplimiento del pago de cuotas de nuestro gobierno.

Se insistió en que México cuestionaba el atraso procesal de la comisión y que, incluso, se ponía en cuestionamiento el papel de dicho organismo.

Sabemos que en materia de financiamiento, la OEA, adoptó una resolución en el período extraordinario del 2013, en la que se establece que el financiamiento de la Corte y de la comisión provienen, tanto de contribuciones contractuales de los 35 Estados miembros, así como de contribuciones voluntarias provenientes de los Estados miembros, como de Estados observadores, Estados no miembros de otras instituciones y organizaciones.

México es el cuarto contribuyente al presupuesto de la OEA, con un 6.8%, sólo después de Estados Unidos, Canadá y Brasil, sabemos que ya se ha pagado nuestra cuota anual, lo cual significa que hemos contribuido con 370 mil dólares a la Comisión Interamericana.

De igual forma, tenemos entendido que por concepto de aportaciones voluntarias, hemos contribuido, el año pasado, con más de 250 mil dólares y que, en este año, este monto se ha cuadruplicado, es decir, un millón de dólares.

La propia comisión y sus comunicados de prensa, ha señalado que la crisis que enfrentaba, respondía a un grave y crónico problema y a una situación estructural.

Señalando que existe una profunda discrepancia entre el mandato del que los Estados miembros de la OEA le han asignado a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, y los recursos financieros que le otorgan y haciendo ver que mientras el Consejo de Europa destina un 41.5% de su presupuesto a la promoción y protección de los derechos humanos.

En la Organización de Estados Americanos se destina el 6% del presupuesto a la Comisión Interamericana.

No obstante, lo anterior, pues algunos miembros han seguido cuestionando sobre la contribución de los Estados miembros.

Sobre estos señalamientos, señora canciller, le pido y le solicito muy atentamente, nos pueda aclarar si existió fundamento para responsabilizar a nuestro país de esta crisis.

¿Cuál es el compromiso de  nuestro país para contribuir al financiamiento de este organismo?

¿Qué acuerdos se han mantenido al respecto recientemente sobre el financiamiento?

Por todo ello, muchas gracias, canciller.

Con la certeza de que este Senado Mexicano, junto con el gobierno de la República, dará cumplimiento a nuestros compromisos internacionales en materia de derechos humanos y  también del financiamiento y fortalecimiento del sistema interamericano.

Por su respuesta, muchas gracias.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, Senadora Lucero Saldaña Pérez.

La Secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruiz Massieu Salinas: Muchas gracias Senadora.

Reiterar ante esta distinguida soberanía el compromiso irrestricto e indeclinable del gobierno de México con la promoción y protección de  los derechos humanos, y en ese sentido decir que es en interés del Estado mexicano, desde luego del gobierno de México  que tengamos un Sistema Interamericano de Derechos Humanos fortalecido, eficiente y que nos  permita a los países de la región seguir avanzando en superar los retos que tenemos en la materia.

Es por eso que México ha sido consistentemente uno de los principales contribuyentes al Sistema Interamericano y que, además, de cubrir puntualmente con nuestras cuotas hemos contribuido consistentemente también con contribuciones voluntarias para fortalecer tanto al sistema, tanto a la comisión como a la Corte.

Ahora bien, es cierto que el sistema y estos dos órganos atraviesan por una crisis financiera importante, hemos hecho ya referencia a la situación, a la realidad de que varios países europeos que contribuyen y que han contribuido a lo largo de los años al financiamiento del sistema, hoy han direccionado sus esfuerzos de cooperación a otras regiones del mundo, particularmente a África, y ello ha supuesto pues un debilitamiento de las finanzas del propio sistema.

Es por eso que México ha propuesto a la membresía que podamos revisar el funcionamiento, revisar áreas de oportunidad, identificar áreas de oportunidad para ser más eficientes también plantearnos un nuevo esquema de financiamiento, que nos permita, de manera sostenida tener órganos robustos en sus finanzas,  y que no dependan de las contribuciones voluntarias de los distintos estados.

En ese sentido hemos propuesto que se aumente la cuota de todos los Estados miembro, y se asigne ese duplique, el presupuesto que normalmente año con año se asigna tanto a la comisión como a la Corte.

México está por supuesto, no sólo en la disposición de construir un consenso en este sentido, sino de honrar ese compromiso de incrementar tanto su cuota como establecer y pedir que se destine el doble de lo que normalmente se destina al financiamiento tanto de la Corte como de la comisión.

Y repasando un poquito los números, sí decir que México ha realizado un importante esfuerzo para financiar de manera extraordinaria tanto a la Corte como a la comisión,  el año pasado, por ejemplo, dimos 1 millón y medio de dólares, en 2014, perdón, 1 millón para el grupo internacional de expertos independientes; 200 mil para la realización del período de sesiones de la comisión que se celebró en México, en verano de ese año, y 300 mil de libre asignación para el sistema.

En 2015 hemos dado 250 mil dólares también para la comisión; en 2016, 750 mil dólares, para la comisión; y también 50 mil extraordinarios para la propia comisión, y a la Corte 300 mil.

Además, destacar que tanto el propio presidente de la República ha recibido aquí en México y se ha reunido con los integrantes de la Corte Interamericana de Derechos Humanos como  lo he hecho yo misma, también me he reunido con los comisionados de la comisión, reiterando esta voluntad y este compromiso del Estado mexicano de fortalecer al sistema, de buscar un esquema de financiamiento sostenible y que le dé certidumbre y seguridad a la propia Corte y a la propia comisión, y de ser un país que pueda consolidar un liderazgo para construir un consenso en la región en este sentido, de tal manera, Senadora, que queda acreditado el compromiso del gobierno de México, y también nuestra voluntad de seguir fortaleciendo a nuestro Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

Muchas gracias.

El Presidente Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, canciller.

Tiene el uso de la palabra el Senador Óscar Román Rosas González.

El Senador Óscar Román Rosas González: Canciller.

Quiero iniciar agradeciéndole la puntual respuesta a cada uno de los cuestionamientos que se le han hecho por parte de las Senadoras y de los Senadores, que por cierto han sido respuestas muy amplias, muy claras, el cual se le reconoce por ese conocimiento del tema en relación a relaciones exteriores de nuestro país.

Al inicio de esta administración el Presidente de la República planteó como uno de sus objetivos principales  devolverle a la política exterior mexicana el papel que lamentablemente se perdió en la primera década de este siglo.

Es de reconocer que a  cuatro años, la política exterior mexicana ha recobrado esa fuerza y vigor que necesita nuestro país para insertarse como actor importante, serio y responsable en el mundo globalizado.

No cabe duda que en este período se han realizado esfuerzos diplomáticos sin precedentes para que México profundice el diálogo político, la cooperación y el intercambio económico con el mundo.

Con Estados Unidos y Canadá, principales socios comerciales, se dinamizaron nuestras relaciones propiciando acercamientos más estrechos como la Cumbre de Líderes de América del Norte, para resolver problemas conjuntos como seguridad, competitividad, sustentabilidad, migración, entre otros.

Las relaciones con nuestros hermanos latinoamericanos han mejorado.

Con Guatemala y Belice, hemos llegado a acuerdos para modernizar los cruces fronterizos.

Con Cuba hemos suscrito diversos instrumentos en educación, migración, turismo, pesca y medio ambiente.

Se renovaron las relaciones con la República de Argentina a través de diversos acuerdos en materia pesquera, vinícola y tecnológica.

Y con Brasil se acordó ampliar el Acuerdo de Complementación Económica.

En Europa se han intensificado las reuniones de renegociación del Tratado de Libre Comercio, y se han fortalecido las relaciones con Reino Unido, Alemania, Francia, y se ha iniciado la negociación de un Tratado de Libre Comercio con Turquía.

Las relaciones con la República Popular de China se intensifican cada vez más. Se ha logrado una apertura de mayores productos agroalimentarios mexicanos y se ha puesto de manifiesto el interés de inversiones chinas en sectores mineros y zonas económicas especiales.

Esta gran tarea se ha extendido a países que generalmente no estaban dentro de la agenda exterior mexicana.

Como se ha mencionado, los acercamientos con Dinamarca y países del Medio Oriente como Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Qatar, generaron fructíferos que benefician a nuestro país en materia de salud e inversiones en el sector energético.

Es de suma importancia, estimada canciller, que este tipo de acuerdos con nuevas regiones y países del mundo no se queden en el tintero diplomático.

Se deben promover estrategias de entre el ámbito de su Secretaría para que dichos acuerdos se traduzcan en inversiones, en turismo, intercambio cultural y mayores flujos de intercambio con nuestro país.

Los acercamientos diplomáticos con naciones que hasta hace poco se tenían contactos limitados, deben pasar de la firma del protocolo a la ejecución de los acuerdos signados, pues sólo así se detonarán los beneficios que se esperan para la nación y para todos los mexicanos.

Finalmente, sólo quisiera decirle, estimada canciller, que en política exterior como en diversos sectores del gobierno las cosas se han hecho bien, pero estoy seguro que su capacidad, su profesionalismo y su compromiso institucional al frente de la Secretaría de Relaciones Exteriores, las cosas se pueden hacer mejor.

Por su atención, muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Muchas gracias, Senador Óscar Román Rosas González.

Y ahora escucharemos con atención el mensaje final de la canciller.

Tiene el uso de la palabra.

La Secretaria de Relaciones Exteriores,  Claudia Ruiz Massieu Salinas: Distinguidas Senadoras y Senadores de la República.

Desde que México nació como país independiente, la política exterior ha sido un instrumento invaluable para proyectar nuestra soberanía y defenderla, para proteger a nuestros ciudadanos en el extranjero, para promover nuestros intereses y valores, y cada vez más para sumar nuestra voz a las grandes causas de la humanidad.

Como cualquier otra política pública, la exterior sólo es útil si contribuye al desarrollo interno del país como un instrumento eficiente para incidir, transformar, mejorar y hacer una diferencia benéfica en la vida de los mexicanos.

Esta es la convicción, la visión y la brújula que guía y seguirá orientando la política exterior cercana, activa y con sentido social que encabeza el Presidente Enrique Peña Nieto.

Si bien nuestro país cuenta con fortalezas innegables para proyectarse con éxito en el plano internacional, la política exterior no ocurre en el vacío, sino en contextos históricos y geopolíticos concretos.

Vemos que en el mundo se avecina un período de reconfiguraciones y definiciones que exigirá imaginación, inteligencia, liderazgo para convertir los retos en oportunidades mediante una política exterior con auténtica visión de Estado.

Frente a este panorama, nuestro país requiere unidad, que no es sinónimo de uniformidad en los diagnósticos o en los métodos, sino de acuerdo en los objetivos y en la voluntad política para transformar las ideas en realidades que les sirvan a las personas.

En ese propósito México cuenta y reconoce a sus Senadores y Senadoras, a quienes agradezco nuevamente su compromiso, su patriotismo y su trabajo coordinador con la Cancillería.

El diálogo franco, abierto y directo que acabamos de sostener es muestra elocuente de la solidez de nuestras instituciones, del sano pluralismo de nuestra sociedad y de la madurez de nuestra democracia.

La diversidad de opiniones, visiones e ideologías siempre será una fortaleza, un río del cual podemos y debemos abrevar para poner en marcha soluciones creativas e innovadoras, pero debemos recordar también que desde afuera el mundo nos observa e interactúa con nosotros como un solo país.

Por ello, sin menoscabo de nuestra pluralidad interna, por encima de diferencias de opinión siempre legítimas y más allá de agendas particulares, nos conviene proyectarnos como una sola voz, una sola fuerza, como un país que trabaja unido por sus principios e intereses.

Esta reflexión resulta particularmente pertinente de cara a Estados Unidos, y a la luz del inédito estridente, y hay que decirlo, impredecible momento político que vive nuestro vecino, principal aliado y socio comercial.

En este punto quiero reiterar que nuestra relación, una de las más sólidas y estables del mundo está por encima de coyunturas, los hechos muestran avances claros y contundentes en la diversificación, la profundización y la institucionalización de nuestra agenda bilateral y también de la regional.

Nuestros intercambios económicos, el diálogo político entre nuestros gobiernos y las interacciones cotidianas entre nuestras sociedades, transcurren con la normalidad propia de una amistad multifacética, madura y fructífera para ambos países.

La estrategia integral que hemos desplegado el último año es un esfuerzo continuo y con amplios horizontes que no se agota en episodios de relumbrón y que trasciende coyunturas.

Por todo ello, desde esta alta tribuna, hago un llamado a que cerremos filas con responsabilidad de Estado, en torno a nuestro país y a nuestros ciudadanos, sin menoscabo del siempre necesario, conveniente y bienvenido contraste de ideas.

Además de estas acciones concretas, quiero también aprovechar este espacio para hacer un llamado a que fortalezcamos la diplomacia parlamentaria de México. Se trata de un valioso instrumento para avanzar nuestro interés nacional, particularmente frente a nuestros socios estratégicos, como pueden ser Estados Unidos o Canadá, Alemania, Francia, India o Corea, sin dejar de lado foros como el Parlamento Latinoamericano o la Confederación Parlamentaria de Las Américas.

En este tema, señoras y señores Senadores, sepan que siempre contarán con el apoyo y el acompañamiento de la Cancillería.

Señoras y señores:

Aprovecho para decirles que si bien nuestro marco constitucional establece que corresponde a la o el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores comparecer ante esta soberanía en el marco de la Glosa del Informe, les reitero mi disposición de sostener cuantas reuniones de trabajo y encuentros sean necesarios para avanzar en la agenda que compartimos, y asimismo compartirles que instruiré a nuestros embajadores y cónsules a que presenten un informe de fin de comisión en el que presenten los resultados de sus gestiones cuando concluyan la representación de México en el exterior a esta soberanía.

Y que este Informe de fin de gestión debe, desde luego, estar guiado por el pliego de instrucciones que el Presidente de la República gira a cada uno de nuestros representantes al inicio de sus comisiones.

Por otro lado, también les comparto que en próximos días estaremos enviando para su consideración a esta soberanía un paquete de nombramientos de representantes en el exterior para que puedan valorarlo, analizarlo y, en su caso, citar a comparecer a las propuestas que buscamos puedan representar a nuestro país en importantes representación en el exterior.

Señoras Senadoras, Señores Senadores:

Les agradezco este diálogo republicano y les reitero mi disposición para continuar construyendo sinergias y puentes de entendimiento en beneficio de México y de nuestra gente.

Muchas gracias.

Y muy buenas tardes.

(Aplausos)

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias, canciller.

Después de prácticamente seis horas de comparecencia, de más de 50 intervenciones, concluimos la sesión de análisis de la política exterior.

Agradecemos la presencia de la canciller, de la maestra Claudia Ruiz Massieu.

Y en cumplimiento al artículo 7 de la Ley Orgánica del Congreso, y al punto cuarto del acuerdo aprobado, la versión estenográfica de esta comparecencia se remitirá al ciudadano Presidente de los Estados Unidos Mexicanos.

Solicito a la comisión designada acompañe a la canciller Claudia Ruiz Massieu Salinas, cuando desee retirarse del salón.

(La comisión cumple)

Y les pido que no abandonen el salón para procesar unos acuerdos que están llegando.

Informo a la Asamblea que la Junta de Coordinación Política entregó a la Mesa Directiva un acuerdo que integra las preguntas parlamentarias que se formulan al Presidente de la República en el contexto del IV Informe de Gobierno.

El documento está disponible en el monitor de sus escaños.

En consecuencia se encuentra a discusión.

Consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo.

Quienes estén por la afirmativa, favor de manifestarlo.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque se rechace, favor de manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobado el acuerdo, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Aprobado el acuerdo que integra las preguntas  parlamentarias que se formulan al Presidente de la República en el contexto del IV Informe de Gobierno.

Comuníquese al Titular del Poder Ejecutivo Federal.

Compañeros Senadores:

Recibimos de la Mesa Directiva un acuerdo que suscriben los integrantes de la Junta de Coordinación Política, por el que se modifican las comisiones del Senado.

El documento está disponible en el monitor de sus escaños, por lo que solicito a la Secretaría, dé cuenta de sus resolutivos.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Doy lectura, señor Presidente.

Acuerdo.

Primero.- El Senador Rabindranath Salazar Solorio, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se integra a la Comisión de Juventud y Deporte.

Segundo.- El Senador Fernando Enrique Mayans Canabal, del grupo parlamentario del Parido de la Revolución Democrática, se integra a la Comisión del Medio Ambiente y Recursos Naturales.

Tercero.- El Senador Ángel Benjamín Robles Montoya, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se integra a la Comisión de Radio, Televisión y Cinematografía.

Cuarto.- La Senadora Lorena Cuéllar Cisneros, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se integra a la Comisión de Igualdad de Género.

Quinto.- El Senador Isidro Pedraza Chávez, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se integra a la  Comisión de Relaciones Exteriores.

Sexto.- El Senador Raúl Morón Orozco, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se integra como Secretario de la Comisión de Relaciones Exteriores, Organismos no Gubernamentales.

Séptimo.- El Senador Mario Delgado Carrillo, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se integra a la Comisión de Seguridad Pública.
Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Gracias Secretario.

Se encuentra a discusión.

Consulte la Secretaría a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el presente acuerdo.

El Secretario Senador Luis Humberto Fernández Fuentes: Consulto a la Asamblea, en votación económica, si es de aprobarse el acuerdo en comento.

Quienes estén porque se apruebe, favor de manifestarlo.

(La Asamblea asiente)

Quienes estén porque se rechace, favor de manifestarlo.

(La Asamblea no asiente)

Aprobado el acuerdo, señor Presidente.

El Presidente Senador Pablo Escudero Morales: Aprobado el acuerdo por el que se modifica la integración de Comisiones.

Comuníquese.

Compañeros Senadores:

Les informo que en la reunión de la Mesa Directiva de esta mañana se autorizó la ampliación de plazo a la Comisión de Puntos Constitucionales, para la dictaminación de los siguientes asuntos.

Uno, sobre las diversas iniciativas en materia de revocación de mandato.

Y otra, en torno a las iniciativas en materia de segunda vuelta electoral. Esto a partir de la última iniciativa sobre el tema que le fuera turnada.

La lista de estas iniciativas se publicará en la Gaceta.

Hago ahora de su conocimiento que  los asuntos referidos a solicitudes de recurso dentro del Presupuesto de Egresos de la Federación de 2017 se turnarán directamente a la Cámara de los Diputados para, en su caso, permitir su atención oportuna.

La lista de estos asuntos se publicará en la Gaceta.

Las iniciativas y proposiciones que cumplieron segunda inscripción se turnarán a las comisiones que acordó la Mesa Directiva.

Los turnos de los asuntos se publicarán en la Gaceta.

Los textos de las intervenciones del rubro de efemérides de nuestra agenda se integrarán al Diario de los Debates.

Se cita a la siguiente sesión ordinaria el día de mañana, viernes 4 de noviembre, a las 10:00 horas.

Y se levanta la sesión.

Se levantó la sesión a las 17:58 horas.

http://www.senado.gob.mx:80/index.php?watch=15&id=1751