Senado de la República.
LXIII Legislatura, Tercer Año de Ejercicio.
Sabado 23 de septiembre de 2017
Gaceta del Senado
    
    

¿Qué es la Gaceta?

La Gaceta es el órgano informativo  oficial del Senado. Depende de la Mesa Directiva y cuenta con un Consejo Directivo formado por los miembros de la propia Mesa y por los secretarios generales de  Servicios Administrativos y de Servicios Parlamentarios; el Presidente de la Mesa lo es del Consejo.

Artículo 306 del Reglamento del Senado de la República.

Leer más
Miércoles 5 de Julio de 2017
Gaceta: LXIII/2SPR-19/73060
Miércoles 5 de Julio de 2017
Gaceta: LXIII/2SPR-19/73060

Del Dip. Ulises Ramírez Núñez, del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional, con punto de acuerdo que exhorta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México a prohibir el cobro de fotomultas que no son sancionadas por el incumplimiento de los límites de velocidad establecidos en el artículo 9 del Reglamento de Tránsito del Distrito Federal.

SE TURNÓ A LA PRIMERA COMISIÓN.

Con Punto de Acuerdo, por el que se exhorta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México para que se prohíba el cobro de fotomultas que no son sancionadas por el incumplimiento de los límites de velocidad establecidos en el artículo 9 del Reglamento de Tránsito del Distrito (hoy Ciudad de México) y por otra parte, que se transparente la documentación que acredite el correcto funcionamiento de los dispositivos con los que se realizan las fotomultas, se explique cuál es el criterio para determinar el monto de la multa y se transparente el tiempo máximo en el que se puede aplicar dicha sanción. Además, Se exhorta a la CDHDF a informar el resultado de la investigación que anunció en enero de 2016 respecto al Reglamento de Tránsito Local.

Ulises Ramírez Núñez, diputado federal de la LXIII Legislatura del Congreso de la Unión, del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional, con fundamento en lo dispuesto en el artículo 58 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, somete a consideración de esta soberanía, proposición con punto de acuerdo por el que se exhorta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México para que se prohíba el cobro de fotomultas que no son sancionadas por el incumplimiento de los límites de velocidad establecidos en el artículo 9 del Reglamento de Tránsito del Distrito (hoy Ciudad de México) y por otra parte, que se transparente la documentación que acredite el correcto funcionamiento de los dispositivos con los que se realizan las fotomultas, se explique cuál es el criterio para determinar el monto de la multa y se transparente el tiempo máximo en el que se puede aplicar dicha sanción. Además, Se exhorta a la CDHDF a informar el resultado de la investigación que anunció en enero de 2016 respecto al Reglamento de Tránsito Local, al tenor de la siguiente

Exposición de Motivos

Con fecha 15 de diciembre de 2015, entró en vigor el Reglamento de Tránsito del Distrito Federal [*] (Hoy Ciudad de México), con la finalidad de modificar el paradigma de la movilidad y posicionar al peatón y al ciclista como actores principales en las vialidades.

Si bien es cierto, el Partido Acción Nacional aplaude la actualización de las disposiciones regulatorias en materia vial que coadyuven a la disminución de accidentes fatales o incidentes que provoquen lesiones o alguna discapacidad, también es cierto, que nuestro grupo parlamentario insistirá una y otra vez, que los actuales límites de velocidad no favorecen en el desplazamiento óptimo de los vehículos y la regulación vigente fomenta embotellamientos y le exige a la ciudadanía invertir más tiempo en los trayectos.

Por otra parte, Acción Nacional quiere insistir en que la adjudicación que realizó el Gobierno de la Ciudad de México para que la empresa Autotraffic [*], realice el servicio de Subrogación de Servicios para Imponer Multas a través del Sistema Integral de Fotomultas, representa un negocio perverso, en donde existen todo tipo de incentivo para lucrar y aplicar multas injustificadas.

De acuerdo con el artículo 9 del Reglamento la información captada por equipos y sistemas tecnológicos, tiene validez para la imposición de multas cuando los conductores de vehículos motorizados no respeten los límites de velocidad y se especifica en dicho artículo que se les “aplicará la sanción máxima cuando se rebase el límite de velocidad por más de 20 kilómetros por hora”, en razón de lo siguiente:

Artículo 9.- Los conductores de vehículos deberán respetar los límites de velocidad establecidos en la señalización vial. A falta de señalamiento restrictivo específico, los límites de velocidad se establecerán de acuerdo a lo siguiente:

I. En los carriles centrales de las vías de acceso controlado la velocidad máxima será de 80 kilómetros por hora;

II. En vías primarias la velocidad máxima será de 50 kilómetros por hora;

III. En vías secundarias incluyendo las laterales de vías de acceso controlado, la velocidad máxima será de 40 kilómetros por hora;

IV. En zonas de tránsito calmado la velocidad será de 30 kilómetros por hora;

V. En zonas escolares, de hospitales, de asilos, de albergues y casas hogar, la velocidad máxima será de 20 kilómetros por hora; y

VI. En estacionamientos y en vías peatonales en las cuales se permita el acceso a vehículos la velocidad máxima será de 10 kilómetros por hora.

Los conductores de vehículos no motorizados que no cumplan con las obligaciones estipuladas en el presente artículo, serán amonestados verbalmente por los agentes y orientados a conducirse de conformidad con lo establecido por las disposiciones aplicables.

El incumplimiento de las obligaciones dispuestas en este artículo por parte de conductores de vehículos motorizados se sancionará con base en la siguiente tabla, aplicando la sanción máxima cuando se rebase el límite de velocidad por más de 20 kilómetros por hora, de acuerdo a la información captada por equipos y sistemas tecnológicos.

Fracción

Sanción con multa equivalente en veces la Unidad de Cuenta de la Ciudad de México vigente

Puntos de penalización en licencia para conducir

I, II, III

10 a 20 veces

3 puntos

IV, V, VI

10 a 20 veces

6 puntos

II, III, para conductores de vehículos de transporte público de pasajeros y de carga.

10 a 20 veces

3 puntos

IV, V, VI, para conductores de vehículos de transporte público de pasajeros y de carga.

20 a 30 veces

6 puntos

Por otra parte, el artículo 59 de dicho Reglamento estipula que cuando algún conductor de vehículo motorizado cometa una infracción, el Agente [*], señalará al conductor la infracción que cometió y le mostrará el artículo del Reglamento que lo fundamenta, así como la sanción que proceda por la infracción. De igual forma, este artículo expresa tácitamente que: “para el caso de infracciones detectadas a través de la información obtenida con equipos y sistemas tecnológicos de Seguridad Pública, se sujetará a lo dispuesto en el artículo 61 del presente Reglamento.

Artículo 61.- Las infracciones a este Reglamento que sean detectadas a través de equipos y sistemas tecnológicos, serán impuestas por el agente que se encuentre asignado para ello, lo cual se hará constar en boletas seriadas autorizadas por Seguridad Pública.

Adicionalmente a lo indicado en el artículo 60, las boletas señalarán:

I. Tecnología utilizada para captar la comisión de la infracción y el lugar en que se encontraba el equipo tecnológico al momento de ser detectada la infracción cometida; y

II. Formato expedido por el propio instrumento tecnológico que captó la infracción o copia de la imagen y/o sonidos y su trascripción en su caso, con la confirmación de que los elementos corresponden en forma auténtica y sin alteración de ningún tipo a lo captado por el instrumento tecnológico utilizado.

La información obtenida con equipos y sistemas tecnológicos, con base en la cual se determine la imposición de la sanción, hará prueba plena en términos de lo que dispone el artículo 34 de la Ley que Regula el Uso de Tecnología para la Seguridad Pública del Distrito Federal.

A partir de lo anterior, se le pregunta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, por qué se estableció en el Contrato de “Subrogación de Servicios para Imponer Multas a través del Sistema Integral de Fotomultas” [*] (página 9), que “el prestador del servicio”, podrá procesar la evidencia fotográfica para determinar las siguientes infracciones: invasión de carril contrario o confinado; identificación del uso de distractores durante la conducción de un vehículo; circular en sentido contrario; realizar vueltas prohibidas, no respetar indicaciones de semáforos y transportar a menores de 10 años de edad en cualquiera de los asientos delanteros, así como procesar la evidencia fotográfica para determinar infracciones por circulación prohibida de vehículos por carriles centrales de la red vial primaria de acceso controlado; así como todas aquellas infracciones que se puedan procesar a través de una imagen.

Para el Partido Acción Nacional, el cobró de fotomultas por los conceptos enlistados en el párrafo anterior, no tienen ningún sustento jurídico, tomando en cuenta que sólo el artículo 9 del Reglamento establece que para sancionar el incumplimiento de los límites de velocidad serán válidos los equipos y sistemas tecnológicos, pero en ningún artículo posterior se especifica que las fotomultas serán válidas en la aplicación de sanciones por otros conceptos y esto se corrobora con la lectura del artículo 59, en donde se describe el procedimiento que deberá acreditar el Agente para sancionar.

No obstante lo anterior, la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México, describe en la siguiente página electrónica el proceso de fotomulta, en el que se incluye la “invasión del paso peatonal y la vuelta prohibida”, como acciones que podrán ser sancionadas por las cámaras.

http://www.ssp.df.gob.mx/reglamentodetransito/proceso_fotomulta.html

En consecuencia, para Acción Nacional la aplicación de fotomultas que no estén vinculadas exclusivamente al incumplimiento de los límites de velocidad resulta escandaloso, porque significa que el gobierno de la Ciudad de México participa directamente en un agravio a la economía familiar, al permitir la ejecución de sanciones que no están contempladas en el Reglamento, pero que aun así se cobran. Y que quede claro, Acción Nacional en ningún momento defiende o solapa las conductas que deriven en infracciones al Reglamento, pero no concordamos con la laxitud con la que el Gobierno de la Ciudad de México interpreta su propio reglamento y sanciona en forma arbitrariedad.

En consecuencia, solicitamos al Gobierno de la Ciudad de México que cumpla con el Reglamento y se prohíba inmediatamente el cobro de fotomultas que no estén relacionadas exclusivamente con el incumplimiento del artículo 9.

Por otra parte, en medios de comunicación y en redes sociales se ha denunciado y cuestionado el correcto funcionamiento de los dispositivos con los que se toman las fotomultas [*], ya que hay evidencia sobrada que algunas cámaras capturan las placas de todos los vehículo que circulan frente a dichas cámaras, pese a que se respetan los límites de velocidad. Por tal motivo, solicitamos al titular del Gobierno de la Ciudad de México, que haga público, en forma pormenorizada, la documentación que acredite el correcto funcionamiento de dichos dispositivos, respecto a la correcta medición de la velocidad y que se explique cuál es el criterio para determinar el monto de la multa, ya que resulta extraño que todas las personas que han manifestado su inconformidad y que se nos han acercado, muestran el cobro máximo que establece el Reglamento, por lo que este tipo de acciones invitan a la ciudadanía a cuestionar enérgicamente la ética y el profesionalismo con el que se están aplicando dichas sanciones.

Adicionalmente, queremos ser muy enfáticos al criticar el procedimiento para el cobro de la foto multa. Las notificaciones no están llegando al domicilio y cuando el ciudadano quiere verificar su automóvil, el sistema restringe dicho trámite hasta que se paguen los adeudos pendientes y esto provoca además de malestar para la sociedad, la pérdida de tiempo para acudir a las Oficinas de Atención Ciudadana, en donde exclusivamente se limitan a entregar el formato para pagar la multa, sin que se explique o se demuestre la infracción cometida. Asimismo, existen casos en los que se aplican fotomultas con más de 5 meses de la supuesta infracción y el Reglamento, por supuesto que no establece fecha máxima en la que se deberán realizar este tipo de notificaciones, por lo que se exhorta al Gobierno de la Ciudad de México a cubrir estas lagunas de información y especificar el tiempo máximo en el que se notifican las sanciones.

En relación a lo anterior, la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) informó en enero de 2016, que había iniciado una investigación sobre diversos hechos vinculados con la aplicación de este ordenamiento vial, toda vez que se considera que hay aspectos que no están suficientemente claros y en los que la ciudadanía que vive y transita no ha recibido la información suficiente, tales como:

  • Criterios técnicos considerados para establecer los límites de velocidad. 
  • Las bases sobre las cuales se fijó el porcentaje de recaudación de las multas, que será otorgado a la empresa que proporciona los servicios tecnológicos. 
  • La discrecionalidad con la que las y los servidores públicos definen el monto de la multa dentro de los rangos establecidos en el Reglamento. 
  • Los elementos que se tomaron en cuenta para decidir la ubicación de los radares. 
  • La falta de un procedimiento claro que permita dar certeza del tiempo e que se recibirá una multa, una vez que se identifique que se ha cometido una infracción. 

Por último, no omito mencionar que el Poder Judicial ha manifestado que el Reglamento de Tránsito aplicado en la Ciudad de México contraviene lo establecido en el artículo 14 de nuestra Constitucional, debido a que no se le garantiza al ciudadano el derecho de audiencia y defensa.

Finalmente, quiero concluir esta intervención haciendo mucho énfasis en una resolución del Pleno del Instituto de Información Pública (InfoDF), al determinar inválido el argumento de la SSP local al pretender reservara por seis años la información concerniente a los radares y la ubicación de los aparatos de fotomultas por considerarlo de seguridad nacional. La autoridad rechazó este argumento y los obligó a transparentar la información. Esto, evidencia con claridad la perversidad con la que se diseñó este negocio.

En razón de lo anterior se propone el siguiente:

Punto de Acuerdo

Primero. - La Comisión Permanente del Congreso de la Unión, exhorta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México a que instruya a la Secretaría de Seguridad Pública Local que cumpla con el Reglamento de Tránsito del Distrito Federal (hoy Ciudad de México) y se prohíba inmediatamente el cobro de fotomultas que no estén relacionadas con el incumplimiento de los límites de velocidad establecidos en el artículo 9 de dicha disposición regulatoria.

Segundo. - La Comisión Permanente del Congreso de la Unión, exhorta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, que se haga pública en forma pormenorizada, la documentación que acredite el correcto funcionamiento de los dispositivos con los que se realizan las fotomultas, especificando la correcta medición de la velocidad. Asimismo, que se explique cuál es el criterio para determinar el monto de la multa y que se transparente el tiempo máximo en el que se puede aplicar dicha sanción.

Tercero.- La Comisión Permanente del Congreso de la Unión, exhorta al titular de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), informe a esta Soberanía el resultado de la investigación que anunció en enero de 2016, respecto al Reglamento de Tránsito Local.


[*] http://www.ssp.df.gob.mx/reglamentodetransito/documentos/nuevo_reglamento_transito.pdf

[*] Sociedad Mercantil denominada “Autotraffic, S.A. de C.V.”

[*] El artículo 4 del Reglamento de Tránsito del Distrito Federal, define al Agente como el elemento de la Policía del Distrito Federal con funciones para el control de tránsito.

http://www.senado.gob.mx:80/index.php?ver=sp&mn=2&sm=2&id=73060