Senado de la República.
LXIII Legislatura, Segundo Año de Ejercicio.
Jueves 17 de agosto de 2017
Gaceta del Senado
    
    

¿Qué es la Gaceta?

La Gaceta es el órgano informativo  oficial del Senado. Depende de la Mesa Directiva y cuenta con un Consejo Directivo formado por los miembros de la propia Mesa y por los secretarios generales de  Servicios Administrativos y de Servicios Parlamentarios; el Presidente de la Mesa lo es del Consejo.

Artículo 306 del Reglamento del Senado de la República.

Leer más
Jueves 6 de Abril de 2017
Gaceta: LXIII/2SPO-116/70291
Jueves 6 de Abril de 2017
Gaceta: LXIII/2SPO-116/70291

Del Sen. David Monreal Ávila, del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo, con punto de acuerdo que exhorta a las autoridades penitenciarias a tomar las medidas conducentes a fin de mejorar el funcionamiento de los centros penitenciarios de todo el país.

SE TURNÓ A LA COMISIÓN DE SEGURIDAD PÚBLICA.

Sen. David
Monreal Ávila

PROPOSICIÓN CON PUNTO DE ACUERDO POR EL QUEEL SENADO DE LA REPÚBLICA EXHORTA RESPETUOSAMENTEALA AUTORIDAD PENITENCIARIA, TANTO A LA DEPENDIENTE DEL PODER EJECUTIVO FEDERAL Y DE LOS 32 PODERES EJECUTIVOS DE LAS ENTIDADES FEDERATIVAS ENCARGADAS DE OPERAR EL SISTEMA PENITENCIARIO, PARA QUE EN COLABORACIÓN CON LAS AUTORIDADES CORRESPONSABLES A QUE SE REFIERE LA LEY NACIONAL DE EJECUCIÓN PENAL, TOMEN LAS MEDIDAS CONDUCENTES A FIN DE MEJORAR EL FUNCIONAMIENTO DE LOS CENTROS PENITENCIARIOS DE TODO EL PAÍS, ASÍ COMO A DAR CABAL CUMPLIMIENTO A LOS OBJETIVOS CONSTITUCIONALES DE LA ORGANIZACIÓN DEL SISTEMA PENITENCIARIO

Senador DAVID MONREAL ÁVILA, integrante del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo en la LXIII Legislatura del Congreso de la Unión, con fundamento en lo dispuesto por el artículo 8, fracción II del Reglamento del Senado de la República, presento ante esta Honorable Soberanía, proposición con Punto de Acuerdo, al tenor de las siguientes:

CONSIDERACIONES

México está ante uno de los más graves escenarios respecto al deplorable funcionamiento del Sistema Penitenciario. Desafortunadamente, no es novedad todo lo que acontece, aún cuando recientemente se han dado a conocer diversos hechos que contravienen totalmente a lo que el marco jurídico en la materia establece. Sin duda alguna, es posible aseverar que la materia penitenciaria durante mucho tiempo ha permanecido en el abandono, las agendas de la autoridad penitenciaria y de aquellas que por ley son corresponsables en la ejecución penal no han contemplado acciones efectivas para dar cabal cumplimiento y seguimiento a las funciones reales de los Centros Penitenciarios.

Es oportuno recordar que la pena privativa de libertad con el paso del tiempo se ha convertido en un medio para alcanzar un fin, en este caso, actualmente se trata de la reinserción social. Aquellas personas sujetas a prisión preventiva y las que se encuentran cumpliendo una sanción penal como consecuencia de haber sido sentenciados, gozan de todos los derechos previstos por la Constitución y los Tratados Internacionales de los que el Estado mexicano sea parte. Por lo anteriormente citado, es más que trascendente dar un seguimiento integral a las condiciones y funcionamiento actual de los Centros Penitenciarios para erradicar todos los vicios que no permiten cumplimentar las finalidades de la reinserción social.

Los objetivos constitucionalmente fijados para la organización del sistema penitenciario en México se encuentran consagrados en el segundo párrafo del artículo 18 del máximo ordenamiento, el cual refiere que se organizará sobre la base del respeto a los derechos humanos, del trabajo, la capacitación para el mismo, la educación, la salud y el deporte como medios para lograr la reinserción del sentenciado a la sociedad y procurar que no vuelva a delinquir, observando los beneficios que para él prevé la ley; en este precepto, que difícilmente puede ser comparado positivamente con la actual realidad, están las bases por las que las autoridades en la materia deberían regir sus actuaciones; sin embargo, gran parte de los funcionarios que participan en las tareas de reinserción social en los respectivos Centros penitenciarios incumple de forma grave con lo mandatado.

Según datos del Cuaderno Mensual de Información Estadística Penitenciaria Nacional correspondiente al mes de julio de 2016, el total de la población privada de la libertad asciende a 233 mil 469 personas en los 379 Centros Penitenciarios de todo el país. Asimismo, se reportó situación de sobrepoblación en 157de estos Centros, el excedente que se informa es de 24 mil 221 personas. Por lo anterior, es importante señalar que la sobrepoblación es uno de los principales factores comúnmente asociado a otros problemas que finalmente derivan en incidencias dentro de los centros penitenciarios, malas condiciones de vida, pérdida de control sobre la población de los Centros, entre otros.

Como muestra de las deficiencias que prevalecen en algunos de los Centros Penitenciarios del país, y que gracias a diversos medios de comunicación no han pasado inadvertidas, es posible hacer una breve referencia enunciativa, más no limitativa, de algunas que se han dado a conocer recientemente:

  • A principios del año en curso, una controvertida y cruda investigación presentada por Grupo Imagen, dio a conocerde forma contundente lo que ya hace años sucedía en las cárceles de México, se hizo a través de la transmisión de una serie de videos grabados desde el interior del Reclusorio Norte, ubicado en la Ciudad de México, los cuales formaron parte de un reportaje especial denominado "Las graduaciones del infierno". En este, a todas luces pueden verse problemas como la corrupción, venta de drogas, pago de cuotas ilegales, tortura por parte del personal penitenciario hacia los internos, entre muchas otras conductas que evidentemente contravienen a lo dispuesto por las leyes y reglamentos en la materia.
  • Otro caso fue el de los videos presuntamente tomados al interior del Penal del Topo Chico, de Nuevo León, “una de las secuencias, tomada con un teléfono móvil,exhibe a un grupo de internos, semidesnudos, con prendas íntimas femeninas, mientras friegan pisos en presencia de otros internos que los humillan y golpean.Entre las víctimas del acto degradante está un presunto capo, quien tiene amputada una pierna.Otro de los videos muestra a otro reo siendo objeto de abuso sexual”.
  • A finales del mes de marzo, “autoridades de seguridad de Tamaulipas informaron sobre la fuga de 29 reos de la prisión de Ciudad Victoria, a través de un túnel de cinco metros de profundidad por 40 de largo que cavaron durante más de un año.” Posterior a estos hechos se fueron dando a conocer algunas recapturas; sin embargo, prevalece la incertidumbre respecto a la participación, mediante acción u omisión, de personal penitenciario, pues es inconcebible que la apertura de ese túnel pasara inadvertida.

En algunos de los casos expuestos con antelación se han tomado medidas, algunas de estas podrían carecer de efectividad puesto que no basta solo con sancionar a aquellos que jerárquicamente tenían la función de vigilar el buen funcionamiento de los Centros Penitenciarios, sino que además, es indispensable hacer una evaluación y restructuración integral de todo el personal. Con esto, no es posible asumir que se trata de casos aislados, pues resulta viable inferir que situaciones como estas, de igual o más gravedad, se presentan en la mayoría de los Centros Penitenciarios del país.

Por otro lado, es indignante que en la actualidad se susciten constantemente violaciones a derechos humanos en el interior de los Centros Penitenciarios, toda vez que esta clase de conductas atentan directamente contra la finalidad primordial de la pena privativa de libertad y la funcionalidad del sistema penitenciario mexicano. A manera de ejemplo esta lo descrito en el Manual de bolsillo de normas internacionales de derechos humanos para funcionarios de instituciones penitenciarias, el cual acertadamente apunta que“toda persona sometida a cualquier forma de detención o prisión será tratada humanamente y con el respeto debido a la dignidad inherente al ser humano”; asimismo, respecto a la importancia de tener un personal penitenciario adecuado refiere que “todos los funcionarios encargados de la aplicación de la ley deberán recibir educación e información completas sobrela prohibición de la tortura y los malos tratos”.

Ante las evidentes circunstancias en el tema, la Comisión Nacional de Derechos Humanos, derivado de un análisis en el rubro, se ha pronunciado diciendo que “el Sistema Penitenciario Mexicano enfrenta una grave crisis derivada de la falta de una adecuada política nacional que atienda los rubros que constitucionalmente debe observar y cumplir. Resulta preocupante para este Organismo Nacional que no se haya atendido adecuadamente este tema. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos no se pronuncia por buscar condiciones de privilegio a las personas que se encuentran en reclusión penitenciaria, pero sí puntualiza la exigencia de que cesen las condiciones que representen situaciones de violación a derechos humanos en los centros penitenciarios del país”.

Cabe precisar que a nivel internacional en México se incumple gran parte del contenido de las Reglas Mínimas para el Tratamiento de los Reclusos, adoptadas por el Primer Congreso de las Naciones Unidas sobre Prevención del Delito y Tratamiento del Delincuente, celebrado en Ginebra en 1955; resulta relevante puesto que el documento fija elementos esenciales para la buena organización penitenciaria, los cuales el país penosamente no ha alcanzado. La inobservancia se da en rubros importantes como: las condiciones de los locales destinados a los reclusos, higiene personal, alimentación, disciplina y sanciones, medios de coerción, características del personal penitenciario, entre otros.

Asimismo, a nivel nacional no se da cumplimiento a los principios de organización del Sistema Penitenciario contemplados en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos referidos en líneas anteriores, ni a los principios rectores contemplados en el artículo 4° de la Nueva Ley Nacional de Ejecución Penal:dignidad, igualdad, legalidad, debido proceso, transparencia, confidencialidad, publicidad, proporcionalidad y reinserción social.

Por todo lo anterior, está justificado exhortar a la Autoridad Penitencia encargada de operar el Sistema Penitenciario, tanto a la dependiente del Poder Ejecutivo Federal como a sus homólogas en las entidades federativas, a fin de que a través del trabajo en conjunto con las Autoridades Corresponsables a que se refiere la fracción II del artículo 3° de la Nueva Ley de Ejecución Penal, tomen las medidas conducentes a fin de mejorar el funcionamiento de los Centros Penitenciarios de todo el país, toda vez que no puede seguirse desarrollando bajo las condiciones en las que actualmente opera.

Asimismo, se exhorta a que se dé cabal cumplimiento a los objetivos constitucionales de la organización del Sistema Penitenciario, en razón de que son la base para alcanzar la reinserción social.

Derivado de lo anterior, someto a consideración de esta honorable Soberanía el siguiente:

PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO.- El Senado de la República exhorta respetuosamente a la Autoridad Penitenciaria, tanto a la dependiente del Poder Ejecutivo Federal y de los 32 poderes ejecutivos de las entidades federativas encargadas de operar el sistema penitenciario, para que en colaboración con las autoridades corresponsables a que se refiere la Ley Nacional de Ejecución Penal, tomen las medidas conducentes a fin de mejorar el funcionamiento de los Centros Penitenciarios de todo el país, así como a dar cabal cumplimiento a los objetivos constitucionales de la organización del Sistema Penitenciario.

Dado en el salón de sesiones del Senado de la República a los06días del mes de abril de 2017.


1Véase el artículo 9 de la Ley Nacional de Ejecución Penal. Disponible en: http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/LNEP.pdf

2Véase el artículo 18 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Disponible en: http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/1_240217.pdf

3Secretaría de Gobernación (SEGOB) y Comisión Nacional de Seguridad (CNS), Cuaderno Mensual de Información Estadística Penitenciaria Nacional, julio de 2016. Documento disponible en: http://www.cns.gob.mx/portalWebApp/ShowBinary?nodeId=/BEA%20Repository/1418422//archivo

4Redacción, Videos exhiben abusos a reclusos del penal del Topo Chico [en línea], Proceso, 15 de marzo de 2017. Disponible en: http://www.proceso.com.mx/478106/videos-exhiben-abusos-a-reclusos-del-penal-del-topo-chico

5Cedillo, Juan A., Se fugan 29 reos por un túnel cavado en penal de Ciudad Victoria; recapturan a 10 [en línea], Proceso, 23 de marzo de 2017. Disponible en: http://www.proceso.com.mx/479193/se-fugan-29-reos-tunel-cavado-en-penal-ciudad-victoria-recapturan-a-10

6 Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los DerechosHumanos, Los derechos Humanos y las Prisiones: Manual de bolsillo de normas internacionales de derechos humanos para funcionarios de instituciones penitenciarias, Naciones Unidad, Nueva York y Ginebra, 2005. Documento disponible en: http://www.ohchr.org/Documents/Publications/training11Add3sp.pdf

7Ídem

8Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), Clasificación Penitenciaria, Pronunciamiento, México, 2016. Disponible en: http://www.cndh.org.mx/sites/all/doc/Informes/Especiales/Pronunciamiento_20160207.pdf

9Véase en las Reglas Mínimas para el Tratamiento de los Reclusos, adoptadas por el Primer Congreso de las Naciones Unidas sobre Prevención del Delito y Tratamiento del Delincuente, celebrado en Ginebra en 1955, y aprobadas por el Consejo Económico y Social en sus resoluciones 663C (XXIV) de 31 de julio de 1957 y 2076 (LXII) de 13 de mayo de 1977. Documento disponible en: http://www.ohchr.org/SP/ProfessionalInterest/Pages/TreatmentOfPrisoners.aspx

10Véase el artículo 4° de la Ley Nacional de Ejecución Penal. Disponible en: http://www.diputados.gob.mx/LeyesBiblio/pdf/LNEP.pdf

http://www.senado.gob.mx:80/index.php?ver=sp&mn=2&sm=2&id=70291