Senado de la República.
LXIII Legislatura, Segundo Año de Ejercicio.
Jueves 17 de agosto de 2017
Gaceta del Senado
    
    

¿Qué es la Gaceta?

La Gaceta es el órgano informativo  oficial del Senado. Depende de la Mesa Directiva y cuenta con un Consejo Directivo formado por los miembros de la propia Mesa y por los secretarios generales de  Servicios Administrativos y de Servicios Parlamentarios; el Presidente de la Mesa lo es del Consejo.

Artículo 306 del Reglamento del Senado de la República.

Leer más
Jueves 9 de Febrero de 2017
Gaceta: LXIII/2SPO-77/68853
Jueves 9 de Febrero de 2017
Gaceta: LXIII/2SPO-77/68853

De los Senadores del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, con punto en relación a las medidas para mitigar los incrementos en los precios de las gasolinas y el diésel.

SE TURNÓ A LA COMISIÓN DE HACIENDA Y CRÉDITO PÚBLICO.

Los Senadores que suscriben integrantes del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista de México en la Cámara de Senadores, con fundamento en los artículos 8, fracción II y 276 del Reglamento del Senado de la República, sometemos a consideración del Pleno de esta Honorable Asamblea, la siguiente PROPOSICIÓN CON PUNTO EN RELACIÓN CON MEDIDAS PARA MITIGAR LOS INCREMENTOS EN LOS PRECIOS DE LAS GASOLINAS Y EL DIÉSEL, con base en las siguientes:

CONSIDERACIONES

El mercado de las gasolinas y el diésel constituye un sector estratégico de la economía. En primer término, se trata de productos de consumo indispensables para cualquier sociedad, pues literalmente representan el motor del transporte de personas y mercancías, pero también generan impactos ambientales significativos, principalmente en materia de emisiones causantes del cambio climático.

Derivado de ello, el gobierno debe ser cuidadoso en el diseño de un régimen fiscal adecuado que, por un lado, garantice ingresos para la hacienda pública, y por otro lado materialice el principio “el que contamina paga”, repercutiendo a los consumidores intensivos de combustibles el costo social y ambiental derivado de ello. Pero al mismo tiempo se debe encontrar un equilibrio o establecer mecanismos de apoyo para que los costos reales de las gasolinas y el diésel no afecten a sectores estratégicos de la economía nacional, como el transporte de alimentos, o sectores sociales vulnerables, como las regiones agropecuarias o con menor índice de ingresos.

Asimismo, la industria de los combustibles presenta características particulares, al estar sujeta a variables internacionales como la productividad petrolera, los precios de referencia internacionales y el tipo de cambio, además de los costos inherentes al sector, los cuales son significativamente altos. Aunado a ello, debemos reconocer que cada vez es más difícil extraer y procesar petróleo, pues se trata de un recurso limitado y de alta especialización técnica.

Ante este escenario complejo, el Constituyente Permanente se dio a la tarea de consolidar la reforma más importante del México contemporáneo, al modificar el modelo del sector energético nacional. De esta manera, la reforma constitucional de 2013 [*] permitió, entre otras cosas, abrir el mercado del petróleo y sus derivados, además de promover el uso de combustibles limpios.

En la regulación secundaria del mandato constitucional de referencia, el Congreso de la Unión expidió, entre otros ordenamientos, la Ley de Hidrocarburos [*] , la cual contempló la liberalización del precio de las gasolinas y el diésel a partir de 2018. Sin embargo, como parte del análisis y discusión del paquete económico para el ejercicio fiscal 2017, el Gobierno Federal propuso adelantar la liberalización del precio de las gasolinas y el diésel, lo cual fue avalado por el Poder Legislativo Federal en la Ley de Ingresos para este año.

Para ello, la Comisión Reguladora de Energía, en su calidad de Órgano Regulador Coordinado en Materia Energética, emitió un Cronograma [*] por regiones para la flexibilización de los precios de las gasolinas y el diésel en todo el país durante el año 2017, para que a partir de 2018 los precios al público se determinen bajo condiciones de mercado. En complemento de lo anterior, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público emitió una Metodología [*] para la determinación de los precios máximos al público, así como su diferenciación en 90 regiones a nivel nacional; dicha Metodología toma en consideración los siguientes criterios para la determinación de los precios:

  1. El precio de referencia internacional de los combustibles y, en su caso, las diferencias en la calidad de los mismos, y 
  2. Las diferencias relativas por los costos de logística, incluyendo: 
    1. Los costos de transporte entre regiones; 
    2. Los costos de distribución y comercialización en los centros de consumo, y 
    3. Las diversas modalidades de distribución y expendio al público. 

Aunado a lo anterior, aplicarán los impuestos correspondientes (Impuesto al Valor Agregado e Impuesto Especial Sobre Producción y Servicios), además de la repercusión del margen comercial de las estaciones de servicio.

Derivado de este nuevo esquema, los precios de las gasolinas y el diésel iniciaron el año 2017 con incrementos que van del 14 al 20%, generando reacciones diversas en la población, el sector industrial y la clase política, al manifestar su rechazo y solicitando un replanteamiento de los precios a la baja.

Sin embargo, el Gobierno Federal ha cumplido puntualmente con sus responsabilidades, determinando los precios máximos de las gasolinas y el diésel conforme al mandato legal del Congreso de la Unión. Al respecto, no se debe perder de vista la volatilidad que ha registrado el mercado internacional de los hidrocarburos, así como el tipo de cambio del peso frente al dólar americano, los cuales repercuten directamente en los precios de los combustibles en México, toda vez que de ello dependen su costo, además de que poco más del 50% de las gasolinas que se consumen en nuestro país son importadas.

Si bien el Partido Verde apoya el nuevo esquema de precios de las gasolinas y el diésel, pues coincidimos plenamente en que deben reflejar su costo real y abandonar el modelo de subsidios que únicamente beneficiaba a los consumidores intensivos de combustibles, en perjuicio de la hacienda pública y del resto de los mexicanos, también reconocemos que existen sectores económicos y sociales específicos a los que les impacta significativamente la volatilidad en los precios de las gasolinas.

Sensible a esta situación, mediante decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el pasado 3 de febrero [*] , el Gobierno de la Repúblicadecidió que los precios con los que iniciaron el año las gasolinas y el diésel continúen vigentes hasta el 11 de febrero. Sin embargo, no se debe perder de vista que esta medida será temporal, de tal suerte que los riesgos inherentes a la volatilidad de los mercados seguirán latentes.

Congruente con su ideología de compromiso con los sectores vulnerables de la población, el Grupo Parlamentario del Partido Verde busca ir más allá y adoptar medidas apropiadas para que, por un lado, la determinación del precio de las gasolinas y el diésel contemple las variables que más favorezcan a los consumidores finales, tales como opciones optimizadas de logística; y por otro lado, encontremos mecanismos complementarios destinados únicamente a sectores específicos de la economía y de la población, como el diseño de programas de apoyos o compensaciones focalizados hacia grupos vulnerables a la volatilidad de los precios de los combustibles.

De esta forma, estimamos económica y legalmente apropiado mantener el modelo vigente para la determinación de los precios de las gasolinas y el diésel, a fin de reflejar sus costos reales rumbo a su liberalización el próximo año, pero también consideramos necesario atender a criterios de justicia y equidad, a fin de que sectores sociales y productivos particulares no se vean afectados por incrementos significativos en los precios de dichos productos de consumo fundamentales.

En atención a lo anteriormente expuesto, los Senadores que suscriben someten a consideración de esta Honorable Asamblea el presente:

PUNTO DE ACUERDO

PRIMERO.El Senado de la República exhorta respetuosamente a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a que, en la aplicación de la metodología para el cálculo del precio de las gasolinas y el diésel, se tomen en consideración las variables que permitan una determinación al precio más bajo, en beneficio de los consumidores finales.

SEGUNDO. El Senado de la República exhorta respetuosamente al Gobierno Federal a que realice un estudio para la creación de apoyos focalizados hacia sectores estratégicos de la economía nacional, a fin de mitigar el impacto la volatilidad en los precios de las gasolinas y el diésel.

Dado en el recinto del Senado de la República, a los nueve días del mes de febrero del año dos mil diecisiete.

LOS QUE SUSCRIBEN


[*] Publicada en el Diario Oficial de la Federación el 20 de diciembre de 2013.

[*] Publicada en el Diario Oficial de la Federación el 11 de agosto de 2014.

[*] Publicado en el Diario Oficial de la Federación el 26 de diciembre de 2016.

[*] Publicada en el Diario Oficial de la Federación el 27 de diciembre de 2016.

[*] Decreto por el que se reforma el diverso por el que se establecen estímulos fiscales en materia del impuesto especial sobre producción y servicios aplicables a los combustibles que se indican, publicado el 27 de diciembre de 2016.

http://www.senado.gob.mx:80/index.php?ver=sp&mn=2&sm=2&id=68853