Senado de la República.
LXIII Legislatura, Tercer Año de Ejercicio.
Sabado 18 de noviembre de 2017
Gaceta del Senado
    
    

¿Qué es la Gaceta?

La Gaceta es el órgano informativo  oficial del Senado. Depende de la Mesa Directiva y cuenta con un Consejo Directivo formado por los miembros de la propia Mesa y por los secretarios generales de  Servicios Administrativos y de Servicios Parlamentarios; el Presidente de la Mesa lo es del Consejo.

Artículo 306 del Reglamento del Senado de la República.

Leer más
Miércoles 30 de Noviembre de 2016
Gaceta: LXIII/2PPO-60/67637
Miércoles 30 de Noviembre de 2016
Gaceta: LXIII/2PPO-60/67637

De los Senadores Mario Delgado Carrillo, Héctor Larios Córdova, Rabindranath Salazar Solorio y David Monreal Ávila, con punto de acuerdo por el que se solicita la comparecencia del Comisionado Presidente de la Comisión Reguladora de Energía para exponer el plan de liberalización del mercado de la gasolina y el diésel.

SE TURNÓ A LA COMISIÓN DE ENERGÍA.

Sen. Mario
Delgado Carrillo
Sen. Héctor
Larios Córdova
Sen. Rabindranath
Salazar Solorio
Sen. David
Monreal Ávila

PROPOSICIÓN CON PUNTO DE ACUERDO QUE SOLICITA LA COMPARECENCIA DEL COMISIONADO PRESIDENTE DE LA COMISIÓN REGULADORA DE ENERGIA PARA EXPONER EL PLAN DE LIBERALIZACIÓN DEL MERCADO DE LA GASOLINA Y EL DIÉSEL

Los suscritos Senadores Mario Delgado Carrillo, Héctor Larios Córdova, Rabindranath Salazar SolorioyDavid Monreal Ávilacon fundamento en lo dispuesto por los artículos 8 numeral 1 fracción II y 276 numeral 1 del Reglamento del Senado de la República, se somete a la consideración del Pleno la siguiente PROPOSICIÓN CON PUNTO DE ACUERDO, en razón de los siguientes antecedentes y:

CONSIDERACIONES

El 15 de noviembre de 2016, se publicó en el Diario Oficial de la Federación el Decreto de la Ley de Ingresos para 2017. Por medio de ésta, se hicieron modificaciones a la Ley de Hidrocarburos para adelantar a 2017 la liberalización del mercado de la gasolina y diésel. Las leyes secundarias de la reforma energética establecían que la liberalización no se daría sino hasta el 2018.

Esta Ley de ingresos, establece que durante el 2017 y 2018 la Comisión Reguladora de Energía (CRE), con opinión de la Comisión Federal de Competencia Económica (COFECE), establecerá el cronograma para que se liberalicen el mercado de estos combustibles, de modo que los precios se determinen de manera libre por las gasolineras.

Las nuevas disposiciones terminan con el mecanismo de control de precios máximos establecido para el 2016. En 2017, no habrá banda de fluctuación de precios máximos, sino regiones de precios libres y regiones de precios controlados, por un mecanismo, que según la ley de ingresos, determinará la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Esta liberalización traerá un incremento significativo en los precios de la gasolina y el diésel, inclusive en las regiones de precios controlados. De acuerdo con un pronóstico del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria, A.C. (CIEP), con la liberalización mercado el precio de la gasolina Magna podría llegar a los $15.33 pesos y la Premium a $16.65 pesos. Esto debe ser evitado a toda costa, porque afectaría la competitividad del país, y directamente a las familias y empresas mexicanas.

Actualmente, en nuestro país no hay condiciones efectivas de competencia en la refinación, importación, transporte, almacenamiento, distribución y venta al público de la gasolina y diésel. Lo que hace previsible grandes problemas para la liberalización de los mercados.

La infraestructura del Sistema Nacional de Logística de Petrolíferos se compone por 6 refinerías, 73 terminales de almacenamiento y reparto (TAR), 15 terminales y residencias de operación marítima y portuaria (TOMP), 5,213 kilómetros de oleoductos, 8,946 kilómetros de poliductos y 11, 431 estaciones de servicio. Todo el sistema fue desarrollado desde el sector público y está bajo el control de Petróleos Mexicanos (PEMEX), con excepción de algunas estaciones de servicio que, a partir de este año, dejaron de ser franquicias de la empresa productiva del Estado.

Previo a la liberalización del mercado, el Estado debió procurar la existencia de condiciones de competencia de manera paulatina. Si es que efectivamente se quería un mercado verdaderamente competitivo en favor de los consumidores, no solo entre regiones de nuestro país sino al exterior, con nuestros competidores y socios comerciales.

La libre competencia en la gasolina y el diésel es una ficción. Mientras se liberalizan los precios, con el argumento de crear mercados competitivos, el gobierno intervendrá en el precio final de los combustibles por medio de una fuerte carga fiscal, que hoy representa alrededor del 40% del precio al público.

La fuerte carga impositiva de la gasolina y el diésel, que se compone de una cuota del Impuesto Especial a la Producción y Servicios (IEPS), impuesto a los combustibles fósiles, cuota estatal e Impuesto al Valor Agregado (IVA), significan una intervención del gobierno para extraer recursos de las familias y empresas, que lejos de incentivar un mercado competitivo en favor de los ciudadanos, se reduce a una intervención recaudadora.

Por su lado, la Comisión Reguladora de Energía será la encargada de implementar el modelo de liberalización de los mercados. Adicionalmente a la facultad de establecer el cronograma de liberalización, la CREtambién operará el sistema de información de precios de gasolina, diésel turbosina, gasavión, gas licuado de petróleo y propano; en las actividades de expendio al público de gasolinas y diésel, la CRE podrá establecer la regulación de precios cuando la COFECE determine que no existen condiciones de competencia efectiva; y, en su caso,tendrá la facultad de informar a la SHCP del incremento desproporcionado de los precios de los combustibles para que se establezcan precios máximos.

Es evidente lo complejo del proceso de liberalización de los precios de la gasolina y el diésel que iniciará a partir del 1 de enero de 2017, y la vulnerabilidad de los consumidores ante la inexistencia de condiciones efectivas de competencia en estos mercados; por ello, es fundamental que la CRE explique ante esta soberanía y de cara a los ciudadanos, las medidas que adoptará para la liberalización de la gasolina y el diésel, así como los mecanismos para evitar que esta liberalización afecte todavía más a las familias y empresas mexicanas.

Por lo anteriormente expuesto, se somete a consideración de esta Soberanía el siguiente punto resolutivo.

PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO. El Senado de la República solicita la comparecencia ante esta Soberanía del Comisionado Presidente de la Comisión Reguladora de Energía para que explique los mecanismos y la ruta para la liberalización de los precios de la gasolina y el diésel durante los años de 2017 y 2018, asícomo las medidas para garantizar que la liberalización no afecte a las familias y empresas mexicanas con un aumento en el precio de los combustibles.

En la Ciudad de México, a los veintitrés días del mes de noviembre de 2016.


[1] Implicaciones del paquete económico 2017. CIEP, 2016. Pág. 8.

http://www.senado.gob.mx:80/index.php?ver=sp&mn=2&sm=2&id=67637