+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Código de Ética y Conducta Contratos Relevantes
Portal de Accesso

Intervención del Senador Germán Martínez Cázares



Sen. Germán
Martínez Cázares


Movimiento Regeneración Nacional
Lista Nacional
Senador Electo por Representación Proporcional Basado en el Capítulo II, Sección I Artículo 56
de la CPEUM
Suplente: Pedro Haces Barba

Av Paseo de la Reforma No. 135, Hemiciclo Piso 3 Oficina 8, Col. Tabacalera, Alcaldía Cuauhtémoc, Cd. de México, C. P. 06030.

Tel: 01 (55) 5345 3000 Ext. 3470, 5867

E-mail: german.martinez@senado.gob.mx

Integración en Comisiones.

Intervencion del día Jueves 29 de noviembre de 2018


Intervención

Comunicaciones de Ciudadanos Senadores

Una, del Senador Germán Martínez Cázares, por la que solicita licencia para separarse de sus funciones legislativas, por tiempo indefinido.

El Senador Germán Martínez Cázares: Con su permiso, Presidente.

Comparezco ante el Pleno de la Cámara de Senadores a solicitar se me otorgue licencia al cargo de Senador de la República que el pueblo me confío en términos de nuestro ordenamientos constitucionales y parlamentarios, la causa de mi solicitud es una invitación del Presidente electo de la República a desempeñarme como Director General del IMSS.

Estimadas compañeras Senadoras;

Estimados compañeros Senadores:

Me atrevo a no limitarme a sólo pedir licencia, les quiero pedir a todas y a todos clara y rotundamente su ayuda a la tarea que voy a emprender, una tarea enorme, desafiante que no la puede realizar una sola persona, la seguridad social, la protección social es una tarea de solidaridad y de justicia.

Déjenme hacer una pequeña reflexión frente a ustedes y frente a mi familia, Margarita, María Fermina, Matías, Lucas y Luis, motores de mi vida.

Soy de un pequeño pueblo michoacano, Quiroga, que como todos los michoacanos sabemos Melchor Ocampo le llamó así por Vasco de Quiroga. Ahí, en aquellas tierras, al norte del Lago de Pátzcuaro, el abogado Quiroga fundó un hospital en Santa Fe de la Laguna, antes había fundado en Santa Fe, aquí en la Ciudad de México, los dos primeros hospitales del continente americano.

Quiroga patrocinó esos dos hospitales, el de aquí de la capital, ahí están sus vestigios en la salida a Toluca, muy cerca de donde actualmente se encuentra uno de los centros de salud privados de élite en México. El otro viejo edificio está en mi municipio natal, muy cerca de una unidad médica rural construida hace 40 años por el IMSS.

En el hospital privado citadino de Santa Fe, se atienden a las personas con más recursos del país. Sus instalaciones son lujosas, cuenta con helipuerto, su equipamiento es moderno, la tecnología de punta, medicamentos de avanzada, personal médico con acreditada experiencia, incluso con cartas académicas internacionales, sobre su inmueble ondean las banderas de México, de Reino Unido y de Estados Unidos.

En el otro Santa Fe, el de la orilla del Lago de Pátzcuaro, la clínica atiende gratuitamente a sus habitantes, la mayoría indígenas purépechas, pescadores, artesanos, pequeños agricultores o comerciantes en cerámico, el equipamiento es escaso, el abasto de medicinas  es irregular, hay una ambulancia y una enfermera, tiene las llaves por si algo pasa los fines de semana, sobre su techo hay  una antena de radio y en sus paredes un logotipo verde  con el águila que protege una madre amorosa amamantando a su hijo.

Nada señalo ni señalaremos, ni mucho menos reprocharemos a quienes se atienden en servicios de salud privados, pero universalizar el derecho de todos los mexicanos a la salud,  nos debe comprometer a todos y a todas, igualar la puerta de acceso a la salud de cada mexicano es un deber  cívico ineludible, una tarea de justicia, una deuda social que quiero contribuir a saldar, y por eso pido ayuda a  todas y a todos en nombre de los mexicanos más desfavorecidos, en nombre del que esperan en las clínicas una atención mínima a la salud.

La salud es parte esencial de la seguridad social, no debe ser un privilegio, ni mercancía, ni fuente de riquezas mal habidas de quienes sin compasión lucran con el dolor de miles de enfermos.

Lo quiero dejar claro, sé perfectamente a dónde voy, sé perfectamente a favor de quién voy y sé también perfectamente contra quienes voy.

Para fundar, construir, acondicionar, equipar y realizar una labor hospitalaria digna y eficiente, el primer obispo de Michoacán se peleó con dos grandes terratenientes aristócratas de su época, para levantar el hospital michoacano, litigó contra un español llamado Juan Infante y para edificar el de aquí de Santa Fe Capitalino, “Tata Vasco” combatió a Martín Cortés, hijo del mismísimo conquistador Hernán Cortés.

La lección quiroguiana es clarísima, dar protección social a los mexicanos  implica valentía y compromiso, habrá sacrificios, incomprensiones, litigios, protestas, sinsabores, pero el IMSS no es una ONG para prestar servicios de salud al margen de la ley, ni es fábrica de ricos donde se amañan funcionarios y políticos para vender medicinas  y equipamiento, ni es un consorcio  que pueda operar al margen del respeto a los derechos humanos, ni es  la caja chica para patrocinar campañas de ningún partido político.

(Aplausos)

El IMSS es la suma de un esfuerzo obrero, una aportación  empresarial y un imperativo estatal, es cuidar el fruto del trabajo con las pensiones o la ayuda a las mujeres y hombres con guarderías o el auxilio en riesgos y accidentes de trabajo.

Para eso, y por eso les pido ayuda, para recuperar y mantener el espíritu tripartita  y solidario que lo fundó y le da vida y para revitalizar el sentido comunitario que anima al IMSS, que atiende en casi 4 mil unidades médicas a los mexicanos y mexicanas más pobres.

Un IMSS que es de todos los mexicanos y que está construido por todos.

A su fundación, en la Presidencia  de Ávila Camacho, contribuyó Manuel Gómez Morín,  a su expansión, el gran Jesús Reyes Heroles, y en el programa Coplamar cuando se creó el IMSS, para las personas que padecían olvido y marginación, Andrés Manuel López Obrador caminó con los Chontales de Tabasco.

El IMSS es un patrimonio y orgullo mexicano, a  nadie, en lo personal le pertenece, es de todas y de todos.

Para­,  “Tata Vasco”  un hospital no era un simple edificio  para acoger enfermos o menesterosos, un hospital era una actitud, una actitud de hospitalidad, es decir, una posibilidad que tenemos los seres humanos libres de anidar a la justicia como eje de nuestra convivencia, una justicia que construye el bienestar donde es inseparable el vínculo del bien vivir personal con el bien común de nuestra nación, ese  bienestar que compromete al Estado y a la sociedad, en palabras de John Rawls, “a procurar el máximo beneficio de los miembros menos aventajados de la sociedad”.

Compañeras y compañeros, termino, igualar, emparejar el acceso universal al derecho humano a la salud y a la protección social, será el reto del Instituto Mexicano del Seguro Social.

Las diferencias entre los mexicanos que se tratan en Santa Fe de Cuajimalpa y el Santa Fe Michoacano son una herida abierta en la convivencia entre mexicanos, una herida que sangra, que quizás tiene que supurar, pero que al final debemos suturar para cicatrizarla, pido ayuda para cicatrizar  y curar la herida de desigualdad en la protección social y en el acceso a la salud que tenemos en México.

El esfuerzo descentralizador del Presidente electo, decidió que el IMSS tenga una sede en Michoacán,  en el Michoacán de Vasco de Quiroga, la Dirección General despachará en su sede oficial de la principal calle de la Ciudad de México, pero estaremos también a sus órdenes en la principal calle de Morelia, Michoacán, desde los primeros días de diciembre también, estará habilitada ya una oficina en la calle Madero Oriente 369, en el centro de la capital michoacana.

Ahí   estaremos atentos a sus quejas  y a sus apoyos.

Sólo me resta agradecer, sin distingo a todas las Senadoras, pero quiero subrayar mi gratitud con ellas,  con las Senadoras de todos los partidos, con los Senadores, y quiero también subrayar desde aquí y decir gracias desde el corazón a cada uno de los miembros de mi grupo parlamentario de Morena, al Presidente Martí, y al coordinador Monreal.

Consciente de mis  limitaciones, he pedido ayuda, y les pido aprueben mi licencia, y como hace un artista  en su debut, con humildad les brindo mi nueva faena, la brindo con ustedes, a los 127, va con ustedes y con ustedes por los mexicanos que representan, que a los que tienen Dios, el Dios de cada quien los bendiga, y a los que no tienen Dios y son igualmente respetables, los bendiga el mío, que conmigo ha sido muy generoso.

Gracias.