+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Código de Ética y Conducta Contratos Relevantes
Portal de Accesso

Intervención del Senador Clemente Castañeda Hoeflich

Intervencion del día Lunes 29 de abril de 2019


Intervención

Dictámenes a Discusión y Votación

De las Comisiones Unidas de Trabajo y Previsión Social; y de Estudios Legislativos, Segunda, con proyecto de decreto por el que se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo, de la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación, de la Ley Federal de Defensoría Pública, de la Ley del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores y de la Ley del Seguro Social.

 

El Senador José Clemente Castañeda Hoeflich: Con el permiso de la Presidencia.

Compañeras y compañeros Senadores:

Emprender este proceso de reforma a la legislación laboral ha sido una exigencia y una necesidad, que tiene una larga historia en nuestro país.

Modernizar el sistema de justicia laboral y ampliar los derechos de los trabajadores en materia de libertad sindical y negociación colectiva, son asignaturas que México ha tenido pendientes durante mucho tiempo.

Reconocer esta realidad también nos obliga a reconocer que se trata de una reforma de gran calado, que demanda la máxima apertura, pero también la máxima publicidad, la máxima disposición al diálogo y la negociación de todos los sectores involucrados.

Solo para dimensionar el calado de esta reforma, como ya se ha dicho aquí, estamos hablando de la modificación de más de 650 disposiciones legales de cinco leyes diferentes, estamos hablando de la transformación integral del sistema de justicia laboral, de la creación de nuevas instituciones y de ajustes sustantivos a la relación entre trabajadores y sus empleadores.

Por supuesto que Movimiento Ciudadano va a votar a favor de esta reforma.

Sin embargo, también debo decir que hay una serie de observaciones que no están contenidas en lo que estamos votando el día de hoy. Sirvan estas observaciones como una ruta de vuelo, para que emprendamos lo antes posible ejercicios posteriores de reflexión, de consenso, de diálogo público, para poder tener un sistema de impartición de justicia laboral lo más sano y moderno posible.

Permítanme compartir con ustedes un par de observaciones que ya se han planteado en esta tribuna.

La primera ya se ha dicho aquí, tiene que ver con el tema de la carga de la prueba. Distintas voces han señalado cuáles son los problemas que tendría, en términos de impartición de justicia laboral, la reforma tal cual se está planteando en el presente dictamen.

Quizá valdría la pena preguntarnos si no vale la pena reabrir esta discusión, donde por supuesto participen los trabajadores, pero también los empleadores, para tratar de afinar esto en los mejores términos y no obstaculizar, por supuesto, la productividad de las empresas.

En segundo lugar, ¿qué sucederá con los derechos de los trabajadores que decidan no participar en un sindicato? Ya se ha referido aquí también este tema, esta reforma dice que los patrones están obligados a preferir a los trabajadores sindicalizados respecto de quienes no lo están, lo que afecta, desde nuestra perspectiva, derechos fundamentales de los trabajadores y podría representar una práctica discriminatoria.

En esos mismos términos vale la pena que este Senado tenga una discusión al respecto.

Y el tercer ejemplo es cómo se garantizará la democracia sindical en los emplazamientos y terminaciones de huelgas.

Esta reforma no contempla escenarios en los que la mayoría de un sindicato, mediante el voto libre, pueda declarar terminada una huelga, lo que resulta en un contrasentido respecto del espíritu de la propia reforma.

A estos ejemplos que están contenidos en lo que estamos discutiendo el día de hoy se suman muchas otras omisiones faltantes, que también se han discutido aquí, por ejemplo, temas como la revisión del modelo de outsourcings o la ampliación de diversos derechos de los trabajadores.

Si el Poder Legislativo está decidiendo realizar una reforma de gran calado a la legislación laboral, ¿por qué dejamos fuera temas cruciales que son tan importantes y que son, pareciera, intocables?

Finalmente¸ es importante destacar una preocupación central, particularmente de varios sectores productivos del país, que es la incertidumbre ante el papel que jugará el gobierno federal, particularmente la Secretaría del Trabajo y Previsión Social en la implementación de la reforma.

La incertidumbre, debo decirlo con absoluto respeto, no es gratuita, es producto de la desconfianza y de las dudas que se generan en la toma de decisiones del actual gobierno.

Por ello, me parece que es fundamental que la Secretaría del Trabajo emprenda un proceso de diálogo y entendimiento con los sectores vinculados al ámbito laboral, para despejar cualquier interrogante, para dar garantías que se van a respetar los tiempos de la reforma, que se procurará la estabilidad laboral y, sobre todo, para dar garantías que se va a continuar con la revisión y el perfeccionamiento del marco jurídico laboral.

Por estas y otras razones es que muchos Senadores de diversos partidos políticos hemos solicitado que el Senado de la República se dé un tiempo para poder revisar esta reforma, que se dé un tiempo para profundizarla, para mejorarla y, sobre todo, para escuchar a todas las partes, a las mexicanas, a los mexicanos que demandan ser tomados en cuenta.

Me alienta mucho lo que he escuchado en esta tribuna de parte del Presidente de la Comisión de Trabajo, el Senador Napoleón Gómez Urrutia, de parte de la Senadora Presidenta de Estudios Legislativos, Ana Lilia Rivera, en el sentido que hay disposición para poder seguir dialogando con los distintos sectores, en el ánimo de construir.

Me alienta mucho también saber que la mayoría de las fuerzas políticas estamos comprometidos con sacar adelante esta reforma, pero que también queremos que sea bajo tiempos y condiciones de apertura de nuestro Parlamento, atendiendo, por supuesto, a la exigencia que demandan los nuevos tiempos, que demandan nuestros convenios internacionales y la urgencia de modernizar todo nuestro sistema de carácter laboral.

Termino diciendo, que como legislador de Movimiento Ciudadano y también como representante de millones de trabajadores jaliscienses, confío en que se honrarán los compromisos que se han expresado públicamente, concretamente de la Junta de Coordinación Política para emprender una profunda revisión de la legislación laboral y para atender, eventualmente, modificaciones y omisiones que quedan pendientes.

Desde Movimiento Ciudadano nunca seremos un obstáculo cuando se trate de la ampliación de derechos y de la modernización de nuestra legislación, pero al mismo tiempo nunca renunciaremos a la exigencia de construir verdaderos ejercicios de Parlamento Abierto, de diálogo y de inclusión de todas las voces.

Enhorabuena por la libertad sindical y por la justicia laboral.

Muchas gracias.

(Aplausos)

El Presidente Senador Martí Batres Guadarrama: Gracias, Senador.