+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Código de Ética y Conducta Contratos Relevantes
Portal de Accesso

Gaceta del Senado



Proposiciones

Estado Actual: Pendiente Ficha Técnica

Del Sen. Ricardo Velázquez Meza, del Grupo Parlamentario Morena, con punto de acuerdo que exhorta al titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, así como al titular del Ejecutivo del estado de Baja California Sur, a implementar una campaña de erradicación de las plagas fitófagas que están consumiendo el palmar datilar en la población de San Ignacio, municipio de Mulegé, Baja California Sur.

SE TURNó A LA COMISIóN DE AGRICULTURA, GANADERíA, PESCA Y DESARROLLO RURAL.


PROPOSICIÓN CON PUNTO DE ACUERDO QUE EXHORTA AL TITULAR DE LA SECRETARIA DE AGRICULTURA Y DESARROLLO RURAL, ASÍ COMO AL TITULAR DEL EJECUTIVO DEL ESTADO DE BAJA CALIFORNIA SUR, A IMPLEMENTAR CAMPAÑA DE ERRADICACIÓN DE LAS PLAGAS FITÓFAGAS QUE ESTAN CONSUMIENDO EL PALMAR DATILAR EN LA POBLACIÓN DE SAN IGNACIO, MUNICIPIO DE MULEGÉ, BAJA CALIFORNIA SUR.

El suscrito Senador de la República, integrante de la LXIV Legislatura del Congreso de la Unión, perteneciente al Grupo Parlamentario de MORENA, con fundamento en los artículos, 8 numeral 1, fracción II y 276, numeral 1, del Reglamento del Senado de la República, someto a consideración de esta Honorable Asamblea la siguiente Proposición con Punto de Acuerdo, al tenor de las siguientes:

CONSIDERACIONES

Como antecedente de la presente proposición, resulta necesario identificar a la población de San Ignacio, enclavada en el municipio de Mulegé, del estado de Baja California Sur, localizado al norte de la entidad, a 74 kilómetros al oeste de Santa Rosalía y a 149 kilómetros al sureste de Guerrero Negro.

Originalmente fue un asentamiento de indígenas cochimíes denominada como Kadakaamán, con la llegada de los misioneros jesuitas a la región, se convirtió en un pueblo de visita y en el año de 1728 el padre Juan Bautista Luyando fundó y financió oficialmente la misión con el nombre de Misión de San Ignacio de Kadakaamán, asentada en un fértil oasis en medio desierto formado por el Río San Iganacio en abundan las palmas datileras.

El establecimiento de los misioneros y los indígenas que se asentaron en él hicieron prosperar la agricultura; su iglesia es una de las más destacadas y mejor conservadas entre las antiguas misiones jesuíticas, su construcción fue iniciada en 1733 por el el padre jesuita Fernando Consag, terminada en el año de 1786 cuando la misión estaba a cargo del sacerdote dominico Juan Crisóstomo Gómez.

En dicha misión, fluye el río San Ignacio que desciende desde la Sierra de San Francisco y continúa hacia el sur hasta desembocar en la Laguna San Ignacio, misma que se encuentra en la costa del Océano Pacífico, famosa mundialmente por ser uno de los principales lugares de apareamiento de la Ballena gris en los meses de invierno; San Ignacio es la principal vía de acceso a la laguna, con que la une una carretera secundaria que termina a 58 kilómetros al sur en la pequeña población de Laguna San Ignacio y que forma parte de la Reserva de la Biósfera Desierto de El Vizcaíno.

En la actualidad, se siguen aprovechando las palmas datileras de este poblado, de donde se obtiene y comercializa este fruto entre la población estatal.

Sin embargo, en fechas recientes los pobladores de esta comunidad han notado que las palmas datileras se han ido secando, lo cual los ha alarmado, ya que el palmar del oasis se pone en peligro al detectarse una plaga, pues al hacer un estudio de las palmas que aún sobreviven, en todas encontraron en su parte superior un gran número de larvas (gusanos), que se alimentan de las palmas. En las palmas secas, se encontraron conductos de larvas mucho más grandes, encontrándose hasta de 5 centímetros, que se comen la raíz y se introducen por su tronco, lo que aparentemente provoca la muerte de las palmas.

El Ingeniero Eduardo Antonio Villavicencio Floriani, investigador del Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste S.C. (CIBNOR), asignado al Programa de Agricultura de Zonas Áridas (PAZA), con sede en Guerrero Negro, ha sido el primer investigador en tomar conocimiento de esta plaga que actualmente invade al palmar de San Ignacio, y ha diseñado estrategias para la captura, identificación y evaluación de daños de plagas fitófagas causantes de mortandad generalizada en la palma datilera (Phoenix dactylifera).

Derivado del estudio realizado por el mismo Ingeniero, se advierte que las plagas más importantes que afectan a la palma datilera son, el picudo rojo (Rynchophorus ferrugineus), el cual es un curculiónido (escarabajo) y el barrenador de las palmeras (Paysandisia archon), el cual es un lepidoptero (mariposa). Ambas plagas son el principal azote de las palmas datileras. Las larvas de estos dos insectos barrenan los tejidos blandos de las palmeras y se alimentan de ellos, creándose un microclima en el interior de la palmera en torno a los 20-25 °C, de manera que las condiciones ambientales externas como el frío no les afecta.

De igual manera, se advierte que otra plaga que ataca a la palmera datilera, es el parásito conocido como Cochinilla roja de la palmera (Phoenicococcus marlatti), la que se localiza en la base de hojas jóvenes y adultas, siempre en zonas profundas al resguardo de la luz, localizable también en zonas húmedas del tronco.

Así mismo, se detectó la aparición del Picudo de la palmera (Diocalandra frumentil), un coleóptero, cuyas larvas excava galerías en las raíces, hojas, frutos e inflorescencias, lo que deriva en el amarilleamiento y desecación de la palmera. Además, estos insectos pueden causar daños indirectos al ser vectores de enfermedades fúngicas.

En este contexto, tomando en consideración que el CIBNOR, tiene como misión: “Contribuir con responsabilidad social para llevar a México a su máximo potencial mediante la generación y divulgación de conocimiento de frontera, la innovación y la formación de científicos y expertos en el campo de las ciencias biológicas y en el uso, manejo y preservación de los recursos naturales”, además de establecer como objetivos estratégicos, entre otros, los siguientes:

  • Impulsar la vinculación y la transferencia de conocimientos y servicios en el uso, manejo y preservación de los recursos naturales. 
  • Desarrollar soluciones y aplicaciones tecnológicas en las ciencias biológicas y en el uso, manejo y preservación de los recursos naturales.  
  • Fomentar en la sociedad la apropiación del conocimiento científico en el uso, manejo y preservación de los recursos naturales. 

En este sentido, y tomando en consideración las investigaciones realizadas, estas han permitido identificar las plagas que están desecando el palmar de San Ignacio, y que deben de tomarse en cuenta para el diseño de estrategias que permitan eliminar las plagas que están ocasionando este mal en la citada comunidad.

Por otra parte, tenemos que, en la Ley Federal de Sanidad Vegetal, en su artículo 2, primer párrafo, establece lo siguiente:

“Artículo 2 o.- La sanidad vegetal tiene como finalidad promover y vigilar la observancia de las disposiciones legales aplicables; diagnosticar y prevenir la diseminación e introducción de plagas de los vegetales, sus productos o subproductos que representen un riesgo fitosanitario; así como establecer medidas fitosanitarias y regular la efectividad de los insumos fitosanitarios y de los métodos de control integrado”.

Por otra parte, en el artículo 6 de la citada legislación, se establece que compete a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER), la aplicación de la citada ley, estableciéndose en las fracciones I, II, XXXII y XXXIII, del numeral 7 de la citada norma, las facultades conferidas a la Secretaría en mención, ya que dispone lo siguiente:

“Artículo 7 o.- Son atribuciones de la Secretaría en materia de sanidad vegetal:

  • Promover, coordinar y vigilar, en su caso, las actividades y servicios fitosanitarios en los que participen las diversas dependencias y entidades de la administración pública federal, gobiernos estatales y municipales, organismos auxiliares y particulares vinculados con la materia; 
  • Promover y orientar la investigación en materia de sanidad vegetal, el desarrollo de variedades resistentes contra plagas y la multiplicación y conservación de agentes de control biológico o métodos alternativos para el control de plagas;… 

…XXXII. Evaluar los niveles de riesgo fitosanitario de una plaga de interés cuarentenario, con el propósito de determinar si debe ser reglamentada, así como las medidas fitosanitarias que deban adoptarse;

XXXIII. Determinar las características y especificaciones que debe reunir el diagnostico fitosanitario de plagas y el procedimiento para su obtención por parte de los particulares;”

A su vez, el dispositivo 33 de la Ley Federal de Sanidad Vegetal, referente a las campañas y cuarentenas, determina que la SADER, [*] tiene a su cargo la organización y coordinación de las acciones fitosanitarias para lo cual promoverá la celebración de acuerdos y convenios con los gobiernos de los estados y municipios, organismos auxiliares o particulares interesados, quienes participarán en el desarrollo de medidas tales como:

  • Localización de la infestación o infección y formulación del análisis de costo-beneficio de los daños potenciales que pueda ocasionar.  
  • Delimitación de las áreas infestadas a fin de que la Secretaría esté en posibilidad de proceder  
  • Elaboración de programas de trabajo en el que se describan las acciones coordinadas y concertadas que realizarán para desarrollar la campaña que se haya establecido. 
  • Aplicación inmediata de los métodos de combate existentes, preferentemente a través de su uso integrado. 
  • Evaluación detallada de los resultados y beneficios obtenidos. 

Por otra parte, en el artículo 3 del Reglamento Interior del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA), corresponde proponer al Secretario, entre otras, la política nacional en materia de sanidad vegetal, a fin de reducir los riesgos en la producción agropecuaria y en la salud pública, fortalecer la productividad agropecuaria y facilitar la comercialización nacional e internacional de las mercancías reguladas y coadyuvar con las instancias de seguridad nacional, en términos de la legislación aplicable.

A su vez, en el artículo 15 del referido Reglamento Interior del SENASICA, establece las facultades del Director General de Sanidad Vegetal, contando con las facultades siguientes:

  • Dirigir el diagnóstico y prevención de la introducción y diseminación de plagas de los vegetales, sus productos o subproductos que representen un riesgo fitosanitario, determinando las características y especificaciones que deba reunir.  
  • Establecer y dirigir la organización, desarrollo, coordinación, evaluación y supervisión de los programas y campañas fitosanitarias para la prevención, control y combate de plagas en materia de sanidad vegetal, en términos de las disposiciones legales aplicables.  
  • Establecer la promoción y orientación de la investigación en materia de sanidad vegetal. 
  • Determinar la realización del análisis de riesgo de plagas. 
  • Determinar cuáles son las plagas que, para su control, se requiere de una normatividad específica, así como las medidas fitosanitarias que deben prever. 

Por otra parte, si tomamos en consideración que la Ley Orgánica de la Administración Pública del Gobierno del Estado de Baja California Sur, en su artículo 28, fracción II, establece la obligación de la Secretaría de Pesca, Acuacultura y Desarrollo Agropecuario de instrumentar las políticas que en materia de desarrollo pesquero acuícola, ganadero, agrícola y forestal establezca el Gobernador del Estado.

A su vez, el artículo 6, fracciones I, III, IV, V, VI y VIII, de la Ley de Sanidad Animal, Vegetal, Pesquera y Acuícola del Estado de Baja California Sur, establece que compete a la Secretaría de Pesca, Acuacultura y Desarrollo Agropecuario del Gobierno Estatal [*] , entre otras las siguientes funciones:

  • Coordinación la formulación y ejecución de los programas de sanidad animal, forestal, pesquera y acuícola. 
  • Fomentar, apoyar y fortalecer en materia de sanidad a las organizaciones que se dediquen a actividades agropecuarias, forestales y acuícolas. 
  • Fomentar la instalación y operación de estaciones cuarentenarias y casetas de control y desinfección. 
  • Promover y disponer del uso de información acerca de las plagas y enfermedades infecciosas o infestaciones que afectan a estas actividades productivas.  
  • Apoyar la realización de estudios y programas que conlleven al control, tratamiento y erradicación de estas plagas y enfermedades infecciosas o infestaciones. 
  • Fomentar el uso de prácticas en estas actividades agropecuarias, forestales y acuícolas, para mantener al Estado libre de plagas y enfermedades infecciosas o infestaciones relacionadas con estas actividades.  

En este sentido, necesariamente se requiere la intervención del Poder Ejecutivo de Baja California Sur, por conducto de la Secretaría de Pesca, Acuacultura y Desarrollo Agropecuario, para que apoye las estrategias de las dependencias federales encargadas de analizar y erradicar las plagas vegetales en nuestro Estado.

En las relatadas condiciones y analizando la problemática que se presenta en el municipio de Mulegé y consciente de lo que significa la producción de dátil para el Estado de Baja California Sur, con la finalidad de pedirles su apoyo, considerando que se tome en cuenta la situación que se vive actualmente en la población de San Ignacio, en la que los productores rurales requieran la asistencia de la SADER, SENASICA y de las autoridades locales, para establecer las estrategias necesarias para erradicar la plaga que aqueja al palmar de la región.

Por lo anteriormente expuesto y fundado, el suscrito Senador del Grupo Parlamentario de MORENA, somete a la consideración de esta Honorable Asamblea, la aprobación del siguiente:

PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO. El Senado de la República del Honorable Congreso de la Unión exhorta al Titular de la Secretaria de Agricultura y Desarrollo Rural, así como al Titular del Poder Ejecutivo del Estado de Baja California Sur, para que en Coordinación con el Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste S.C., con sede en Guerrero Negro, municipio de Mulegé, Baja California Sur, en el ámbito de sus atribuciones y responsabilidades, establezcan las medidas y campañas fitosanitarias necesarias para identificar y atacar la proliferación de las plagas fitófagas causantes de mortandad generalizada en palma datilera (Phoenix dactylifera), que se presenta en la población de San Ignacio, municipio de Mulegé, Baja California Sur.

Salón de Sesiones del Senado de la República, Cuidad de México, a los XXX días del mes de abril del año dos mil diecinueve.

ATENTAMENTE.


SENADOR RICARDO VELAZQUEZ MEZA.

Grupo Parlamentario del Partido MORENA.


[*] Denominación correcta de la Secretaría por disposición del transitorio Décimo Tercero de la reforma a la Ley de la Administración Pública Federal, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 30 de noviembre de 2018.

[*] Denominación correcta de la Secretaría por disposición del transitorio Sexto de la reforma a la Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado de Baja California Sur, publicada en el Boletín Oficial del Gobierno del Estado, el 9 de septiembre de 2015.