+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Código de Ética y Conducta Contratos Relevantes
Portal de Accesso

Gaceta del Senado



Iniciativas

Estado Actual: Atendido Ficha Técnica

De la Sen. Lorena Cuéllar Cisneros, del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, con proyecto de decreto por el que se reforma el artículo 4 de la Ley de Asistencia Social.

SE TURNÓ A LAS COMISIONES UNIDAS PARA LA IGUALDAD DE GÉNERO Y DE ESTUDIOS LEGISLATIVOS, PRIMERA.


Propone incluir a las mujeres víctimas de violencia emocional, psicológica, económica, física, sexual, maltrato o abandono como sujetos de asistencia social dentro de la Ley de Asistencia Social.

La suscrita, Lorena Cuéllar Cisneros, Senadora de la República en la LXIII Legislatura del Congreso de la Unión e integrante del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, con fundamento en lo dispuesto por la fracción II del artículo 71 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y la fracción I del artículo 8 del Reglamento del Senado de la República, someto a la consideración de esta Soberanía, la siguienteINICIATIVA DE LA SENADORA LORENA CUELLAR CISNEROS, CON PROYECTO DE DECRETO POR EL QUE SE REFORMA EL ARTÍCULO 4 DE LA LEY DE ASISTENCIA SOCIAL, al tenor de la siguiente:

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

La reforma constitucional de 2011 en materia de derechos humanos ha planteado nuevos retos para la gestión pública y concientización ciudadana en nuestro país. Los alcances, limitaciones, medios para garantizar y los mecanismos de defensa para acceder a tales derechos representan un desafío tanto en la discusión teórica como en el terreno de lo práctico.

Los movimientos que se llevaron a cabo en la segunda mitad del siglo XX fueron un escenario de diversas luchas y movimientos sociales que pusieron de manifiesto que la visión tradicional de los derechos humanos era limitada y construida sobre un sinnúmero de exclusiones tales como edad, religión, sexo, etnia, clase social, etc. De ahí el género es un planteamiento radical porque infiere en todas las formas de discriminación bajo una forma específica.

Ese es el origen de todos los movimiento internacionales de derechos humanos de las mujeres, sin menoscabo de las movilizaciones anteriores, es a partir de los años 70´s cuando el feminismo militante se diversifica y consolida importantes espacios en la academia, políticas públicas y en la agenda de organizaciones de la sociedad civil.

En el caso de nuestro país, fue en la década de los 70´s que hizo su aparición el primer grupo de lo que sería el movimiento feminista mexicano, conocido como Mujeres en Acción Solidaria; mismas que se unían en torno a sus reivindicaciones e inconformidades girando alrededor de una organización con un propósito de acción colectiva y metas comunes.

Bajo este contexto, fueron centradas las causas en contra de la violencia contra las mujeres, mismas que si bien hoy cuentan con mayor educación y acceso a mejores niveles de vida, la agresión se encuentra muy presente en varios puntos del orbe mundial.           

En opinión de la Organización de las Naciones Unidas, la violencia contra las mujeres adquiere muchas formas: física, sexual, psicológica y económica. Estas formas de violencia se interrelacionan y afectan a las mujeres desde el nacimiento hasta la edad mayor y a algunos tipos de violencia, como el tráfico de mujeres.

Desafortunadamente, el 70% de las mujeres experimenta violencia en el transcurso de su vida y esto en parte se debe a que la discriminación persistente contra las mujeres es un fenómeno asociado a una figura patriarcal, en donde la violencia es normalizada y aceptada.

La forma más común de esta violencia es la violencia física infligida por una pareja íntima, razón por la cual la Organización Mundial de la Salud determinó que el porcentaje de mujeres que han sido sujetas a violencia sexual por una pareja varían del 6 al 59%, tomando como referencia 11 países.

En el caso de México, 2 de cada 3 mujeres han sufrido violencia de género y el principal agresor ha sido la pareja, ya que según INEGI el 41.7% de los mexicanos percibe a los hombres como los principales responsables de la violencia de género.

La práctica social de la violencia contra las mujeres está ampliamente extendida y es un problema social que nos involucra a todas y todos y lo más grave es que es tolerada y, en ocasiones, perpetrada por el Estado.

Ante ese panorama, es nuestro deber implementar legislaciones, acciones y políticas públicas para prevenir y afrontar las consecuencias de la violencia de género.

Recordemos que la violencia de género puede ser emocional, psicológica, económica, física o sexual y cada una de ellas tiene distintas facetas y reviste implicaciones de distinta naturaleza, sin embargo, todas las formas de violencia tienen en común el hecho de que no son explicables por disposiciones biológicas, adicciones, condiciones de pobreza, cuestiones de tipo individual o alteraciones de la personalidad. 

La violencia de género – de acuerdo con los principales modelos teóricos- es una situación de relaciones de poder entre sexos manejado desde una perspectiva de sometimiento, y como tal, las normas, costumbres, valores y asignación de jerarquías a los roles de género, se refuerzan en todos los espacios sociales y se reproducen en la familia.

Además la violencia, que en la mayor parte de los casos se da dentro de la familia, constituye un fenómeno difícil de abordar, ya que en muchos casos pasan años antes de que las mujeres comiencen a cuestionar el problema que trastoca sus vidas y traten de buscar ayuda.

La ignorancia, la carencia de información sobre sus derechos y la falta de acceso a un ingreso digno, son algunos de los obstáculos que a menudo llevan a las mujeres a situaciones de aislamiento.

Según la Encuesta Nacional sobre la dinámica de las Relaciones en los Hogares 2011, elaborada por el INEGI, en México sólo 9.5% de las mujeres que sufrían violencia dentro de sus hogares solicitaron asistencia o denunciaron los hechos ante la autoridad, lo cual pone en evidencia la necesidad de poner a disposición de las mujeres las herramientas para denunciar la violencia.

Es por esta razón que resulta de primordial relevancia incluir a las mujeres víctimas de violencia como sujetos de asistencia social dentro de la Ley de Asistencia Social que es la disposición que regula el conjunto de acciones tendientes a modificar y mejorar las circunstancias de carácter social que impidan el desarrollo integral del individuo, así como la protección física, mental y social de personas en estado de necesidad, indefensión, desventaja física y mental, hasta lograr su incorporación a una vida plena y productiva.

En este sentido, es fundamental reconocer que la violencia contra las mujeres es una muestra de discriminación y falta de oportunidades. De acuerdo con la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, la calidad de vida en las mujeres es mayor, sin embargo, suelen padecer episodios constantes de discriminación tanto en los espacios familiares como públicos.

Al respecto, la atención médica es una muestra del reflejo de este trato discriminatorio hacia el género femenino, ya que existe evidencia de la deficiente atención médica que reciben por parte de los servicios públicos de salud, hay casos documentados donde se les niega la atención en partos y tienen que dar a luz en espacios insalubres y bajo condiciones precarias. Se calcula que cada año mueren alrededor de mil mujeres porque no reciben una atención médica adecuada a causa de un sistema de salud deficiente.

Como mujer y como Senadora, no tengo duda de que es momento de apoyar a las mujeres fortaleciendo la legislación, por ello en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, que se celebra el 25 de noviembre, presento esta iniciativa que busca mejorar las condiciones de vida de las mujeres que están en necesidad de asistencia social y que han sido víctimas de la violencia de género para que se incorporen a la sociedad en condiciones de igualdad.

Considerando lo anteriormente expuesto, someto a la consideración de esta Soberanía, el siguiente:

PROYECTO DE DECRETO

Único. Se REFORMAel artículo 4, de la Ley de Asistencia Social, para quedar como sigue:

Artículo 4. Tienen derecho a la asistencia social las personas y familias que por sus condiciones físicas, mentales, jurídicas, o sociales, requieran de servicios especializados para su protección y su plena integración al bienestar.

Con base en lo anterior, son sujetos de la asistencia social, preferentemente:

I … 

II. Las mujeres:

b) En situación de violencia emocional, psicológica, económica, física, sexual, maltrato o abandono, y

TRANSITORIOS

ÚNICO. El presente Decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

Dado en el salón de sesiones de la Cámara de Senadores del H. Congreso de la Unión, a los 10 días del mes de Noviembre de 2015.

SUSCRIBE

SENADORA LORENA CUÉLLAR CISNEROS