+  -   
Transparencia Parlamentaria Transparencia Parlamentaria
Iniciativas, Minutas, Instrumentos internacionales y proposiciones
Asistencias / Votaciones
Senadores
Comisiones
Gaceta del Senado Gaceta del Senado
Gaceta de la comisión Permanente Gaceta de la Comisión Permanente
Gaceta del Senado Orden del Día
Versión Estenográfica Versión Estenográfica
Diario de los Debates Diario de los Debates
Comisión Permanente Comisión Permanente
Documentos de Apoyo Parlamentario Documentos de Apoyo Parlamentario
Marco Jurídico Marco Jurídico
Consultoría Jurídica Legislativa Consultoría Jurídica Legislativa
Consultoría Jurídica Legislativa Seguimiento a Reformas Constitucionales
Sinopsis Legislativa Sinopsis Legislativa
Sesión al minuto Sesión al minuto
Tratados Internacionales aprobados Tratados Internacionales aprobadas
Legislación aprobada Legislación aprobada
Respuestas a Proposiciones aprobados Respuestas a Proposiciones aprobados
Portal de Accesso
Organización Organización
Recursos Humanos Recursos Humanos
Recursos Materiales Recursos Materiales
Recursos Financieros Recursos Financieros
Información Relevante Información Relevante
Estado de Situación Financiera Estado de Situación Financiera
Código de Ética y Conducta Código de Ética y Conducta
Transmisión en vivo Transmisión en vivo
Licitaciones Públicas Licitaciones Públicas
Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual Transparencia y Rendición de Cuentas Sede Actual
Código de Ética y Conducta Contratos Relevantes
Portal de Accesso

Gaceta del Senado



Proposiciones

Estado Actual: Aprobada Ficha Técnica

De la Sen. Sonia Mendoza Díaz, del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional, la que contiene punto de acuerdo que exhorta a los titulares de las Secretarías de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación y de Economía a implementar acciones inmediatas que estabilicen los precios del azúcar en el mercado nacional.

FUE CONSIDERADO DE URGENTE RESOLUCIÓN Y PUESTO A DISCUSIÓN.
INTERVINIERON LOS SENADORES:
FIDEL DEMÉDICIS HIDALGO DEL PRD, QUIEN PRESENTÓ PROPUESTA DE ADICIÓN.
MANUEL COTA JIMÉNEZ DEL PRI A FAVOR.
LA PROPUESTA DEL SENADOR DEMÉDICIS FUE ACEPTADA.
EL ACUERDO ADICIONADO FUE APROBADO.


ARCHIVOS PARA DESCARGAR:
Descargar Documento (Resolutivos_aprobados_Sen_Sonia.M.pdf)

Sen. Ernesto Cordero Arroyo
Presidente de la Mesa Directiva del
Senado de la República,
PRESENTE.

La suscrita, SONIA MENDOZA DÍAZ, Senadora de la República por el Estado de San Luis Potosí e integrante del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional en esta LXII Legislatura, con fundamento en lo dispuesto por los artículos 8, numeral 1, fracción II; 103, numeral 2, fracción III; 108, 109 y 110; y 276 numerales 1 y 2 del Reglamento del Senado de la República; someto a la consideración de esta Honorable Asamblea, la presente proposición con Punto de Acuerdo de Urgente Resolución por el que el Senado de la República exhorta a los Titulares de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, y la de Economía del Gobierno Federal, a implementar acciones inmediatas que estabilicen los precios del azúcar en el mercado nacional; revisar y proponer ajustes en los procesos de importación de alta fructuosa; y canalizar apoyos inmediatos y extraordinarios para los campesinos cañeros con la finalidad de que la producción no se colapse estructuralmente. Lo anterior, con arreglo a las siguientes:

CONSIDERACIONES

Señoras y señores senadores de la República:

Hago uso de esta alta tribuna para llamar su urgente atención sobre uno de los conflictos sociales más sensibles, más lesivos para la economía de las regiones, y paradójicamente, más amargo de los últimos años. Me refiero por supuesto a la injusta problemática que afecta a los productores azucareros de nuestro país, y cuya grave situación conozco bien, a partir del caso que voy a ponerles en conocimiento: el de nuestra hermosa huasteca potosina, hoy asolada por los aciagos tiempos de castigo al precio, a la salida, y a la comercialización del azúcar mexicana.

Como ustedes saben, la drástica caía en los precios del azúcar desde el mes de octubre del año pasado y hasta estos días, ha llegado a casi el 40% de depreciación provocando una afectación irreversible, pero que podría ser aún más funesta para la economía de los productores de caña en 15 entidades federativas de nuestro país.

La caña de azúcar se cultiva en 857 mil hectáreas, y para la zafra del 2012 al 2013 se estima una producción de casi 50 millones de toneladas de caña, cantidad que equivaldría a una producción estimada de 5.7 millones de toneladas de azúcar, lo que representa un 11% más producción con respecto al ciclo del año anterior.

Si tomamos en cuenta que el consumo del mercado nacional es de 4.1 millones de toneladas de azúcar, la producción tiene un excedente de 1.6 millones de toneladas, mismas que deberán exportarse a la brevedad porque de mantenerse en el mercado nacional, se continuará agudizando un fenómeno que ya estamos observando con absoluta claridad: la quiebra total del sector cañero, ni más, ni menos.

Para decirlo con mayor contundencia, la depreciación del azúcar en casi 40% de su valor, representa para el sector una pérdida de 8.5 mil millones de pesos, es decir, este importante detonante de la economía nacional ha dejado de percibir ingresos del orden de los 11 mil pesos por cada hectárea cosechada, lamentablemente, si no se toman acciones estratégicas, coordinadas, e inmediatas por parte de las instituciones y actores sociales involucrados está pérdida puede ser mucho mayor, y yo preguntaría a esta Honorable Asamblea, ¿Qué empresa puede sobrevivir si de la noche a la mañana sus productos sólo pudieran ser comercializados a la mitad de su precio? La respuesta es obvia, ninguna.

Esta es la situación que motivó que a partir del 21 de enero de este año, las organizaciones nacionales de productores de azúcar tomaran la decisión de bloquear su salida de las bodegas de los ingenios, con la finalidad de exigir una solución al problema, sin embargo, el sector industrial, particularmente Alianza Popular, suspendió el pago de cosecha de la quincena que es el pago de cortadores, fleteros, maquinaria y en general de todas la personas que interviene en la realización de la cosecha y que apenas tienen como mecanismo de subsistencia el fruto de su trabajo, aduciendo los industriales que debido a que se impidió la salida del azúcar no había dinero para sufragar estos pagos, pero además de resultar falsa esa versión, la decisión ha tenido dos efectos devastadores para la vida de miles de familias que han visto cancelada su única posibilidad de subsistencia: primero porque la gente que trabaja en el sector son personas que viven al día y a las que su salario les es indispensable para cubrir las necesidades más elementales de sus familias; y en segundo orden, la decisión de no pagar las cosechas implica la necesidad de detener el ciclo productivo de la zafra con el riesgo de que la producción en el campo se quede varada.

Ante tal escenario, el ingenio solicitó que se permitiera la salida de 2,000 toneladas de azúcar como condicionante para poder pagar la cosecha, de esta manera, con autorización de la dirigencia nacional, se negoció la salida del azúcar a un precio de venta de 500 pesos el bulto (sin dejar de referenciar que el promedio de venta del mismo, en el periodo comprendido entre octubre de 2012 a enero de 2013, era de 382 pesos) sin embargo, también como consecuencia del bloqueo, el Ingenio de Alianza Popular suspendió el pago de pre liquidaciones a productores, mismo que habría constituido un pago parcial por la entrega de caña.

Uno de los puntos más importantes que se habían venido abordando en las reuniones que se han llevado a cabo por intermediación de la SAGARPA en la Ciudad de México a partir del 21 de enero es la conformación del Fideicomiso Exportador, ya que diversos grupos de industriales se niegan a inscribirse en este Fideicomiso con el que se pretenden transparentar y ordenar las ventas al exterior con el propósito ulterior de poder sacar a la venta 1.6 millones de toneladas de azúcar que hasta el momento son los excedentes estimados.

La emergencia del sector es tal que se cree que esta caída de los precios del azúcar afectará gravemente los ingresos de los productores provocando cartera vencida, en virtud de que los ingresos que esperaban no llegarán, y que los que puedan recuperar no serán suficientes para siquiera cubrir los costos de producción dados los altos costos de insumos como  fertilizantes, herbicidas, gastos de cosecha y otros, y como consecuencia de lo anterior, no habrá recursos para que los productores vuelvan a invertir en el campo y mantener la cepa del cultivo, lo que lamentablemente provocará un abandono de la tierra y una depauperación crítica del sector, por lo que paradójicamente en un corto plazo,  de ser un país exportador volveremos a caer, como en décadas anteriores, en un escenario de producción deficitaria, teniendo nuevamente la necesidad de importar azúcar como en el año de 1991 en el que se compraron un total de 2.3 millones de toneladas.

Recapitulando, hemos llegado a esta dramática situación producto de varios factores que debemos reconocer sin ambages y con total franqueza, pues solo de esa manera podremos tomar y hacer que se tomen las medidas que permitan en lo inmediato revertir la crisis económica del sector azucarero, y en un mediano y largo plazos, implementar políticas públicas que abonen a la planeación estratégica, la inclusión de todos los actores en su confección y la interlocución permanente y responsable con todos y cada uno de los involucrados.

Es preciso enfatizar lo siguiente: la errónea decisión de anunciar la supuesta venta de los ingenios controlados por el gobierno, lo que provocó pánico y la respectiva venta acelerada de la producción a precios muy bajos; las políticas equivocadas que permitieron cupos de importación de azúcar desbalanceando severamente el mercado azucarero nacional; y la importación a todas luces lesiva y desleal de 1.2 millones de toneladas de alta fructuosa, endulzante de baja calidad que causa daños severos a la salud y que la industria refresquera está sustituyendo por el azúcar de caña, están provocando efectos verdaderamente graves para la economía de muchas regiones que dependen económicamente del azúcar, y la afectación, muy probablemente estructural si no se toman medidas inmediatas, de este sector productivo.

Para concluir, es absolutamente pertinente alertar que la delicada disminución de los ingresos que se esperaban para todas las familias cañeras del país, podría provocar que un conflicto que tiene una simiente eminentemente económica, pueda derivar en inestabilidad social, pues en caso de nuestra querida huasteca potosina, de cada peso que hace circular la economía de la región,  80 centavos provienen de la caña de azúcar. Lo que vendría a depauperar y desesperar aún más a una región ya bastante flagelada por la pobreza, la marginación, y los efectos económicos de la violencia. Ello sin mencionar que en un muy corto plazo, de apenas una semana o acaso dos, ya no habrá capacidad en las bodegas para seguir almacenando el producto, con todas las implicaciones que ello tiene en el empeoramiento de la situación.

Señoras y señores senadores, me dirijo a ustedes como mexicanas y mexicanos con sentido común y que son capaces de actuar con generosidad republicana por encima de las diferencias ideológicas. Hago de mi voz la extensión de la de miles de huastecas y huastecos potosinos que al igual que otros productores de azúcar en el país, claman porque esta digna representación de nuestro pacto federal sea capaz de tomar medidas que impidan aquélla tragedia que un célebre potosino Don Ponciano Arriaga Leija, esbozaba hace 150 años de esta manera:

“El hombre de nuestro pueblo que no tiene en que trabajar, se halla siempre en la necesidad de alimentarse y de alimentar acaso a una familia enferma y numerosa que no tiene otro amparo sobre la tierra, aquel hombre, pues, se ve en la espantosa necesidad o de robar o... de ir a uno de esos escondrijos obscuros y vergonzosos, a uno de esos chiribitiles de latrocinio infame donde con el empeño de y sacrificio de la mísera ropa que servía de abrigo a sus desolados hijos, le prestarán... una cantidad ratera por la que tendrá que pagar siempre una exorbitante usura cada ocho días a riesgo de perder su frazada, sus calzones blancos, la camisa o las enaguas de la esposa o de la hija”.

Este es el momento de impedir esa desgracia cotidiana, para muchos potosinos y muchos mexicanos apoyando el punto de acuerdo que les planteo.     

Con base en lo anterior, someto a la consideración del Pleno de esta Soberanía, el siguiente:

PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO. El Senado de la República exhorta a los Titulares de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, y la de Economía del Gobierno Federal, a implementar acciones inmediatas que estabilicen los precios del azúcar en el mercado nacional; revisar y proponer ajustes en los procesos de importación de alta fructuosa; y canalizar apoyos inmediatos y extraordinarios para los campesinos cañeros con la finalidad de que la producción no se colapse estructuralmente.

Suscribe

SONIA MENDOZA DÍAZ

Senadora de la República

A los 5 días del mes de febrero de 2013